Diario y Radio U Chile

Escritorio

Analistas advierten “punto de inflexión” en Ucrania por plebiscito en Donetsk

Siguen las tensiones a sólo unos días de que el presidente interino ucraniano, Alexándr Turchínov, acusara a Rusia de "librar una guerra contra Ucrania" en un discurso a la nación y que también firmara el decreto para lanzar una operación antiterrorista en el este del país. Este escenario es observado con inquietud por diversos analistas internacionales ¿realmente se está desmembrando Ucrania?, ¿qué consecuencias tiene esta situación en el concierto internacional?

Paula Correa

  Sábado 19 de abril 2014 13:41 hrs. 
Ucrania - Diputados opositores

Hace 20 años, el destacado cientista político Samuel Huntington levantó tres posibles escenarios para Ucrania, dentro de los cuales figuraba la desmembración de un país, inicialmente dividido entre un espíritu soviético favorable a Rusia y un alma más cercana a Europa. Hoy esa inicial conjetura parece tomar fuerza cuando manifestantes pro rusos declaran la independencia de Donetsk y cuando convocan a un plebiscito para el próximo 11 de mayo. Al respecto el Gobierno de Ucrania afirmó que no permitirá la repetición de “el guion de Crimea en las regiones orientales del país”.

Sin embargo, para el Director del Instituto de Estudios Internacionales de la Universidad de Chile, Gilberto Aranda, el temido fenómeno de la imitación del caso Crimea es justamente lo que está ocurriendo. Para el analista las medidas punitivas como el congelamiento de fondos o la restricción a altos personeros rusos para entrar a Europa y los Estados Unidos fueron solo medidas anticipadas para colocar sobre aviso a la Federación Rusa de que no se iban a tolerar otras desmembraciones.

“Es un punto de quiebre, de inflexión, donde si siguen estos movimientos secesionistas de Ucrania, podemos pasar de un conflicto a algo de mayor intensidad. Ni la Unión Europea, ni EEUU ni la OTAN están dispuestos a que otra provincia se separe de Ucrania y pase a engrosar las filas de Rusia”, indicó.

Aranda indicó que si Rusia sigue amparando el secesionismo de las provincias de Ucrania oriental, la relación entre Rusia y los países industrializados se va a resentir y vamos a pasar de medidas de baja intensidad a otro tipo de escenario con fuerzas militares rondando en las fronteras, lo que siempre es una mala señal.

Aquí Rusia podría buscar apoyo de China e India para buscar flanquear a las actuales potencias. “Ciertamente la peligrosidad del conflicto de Ucrania nos habla del reacomodo de las potencias a las nuevas condiciones”, sostuvo y añadió “es por eso que Ucrania puede ser mucho más amenazante que la guerra civil Siria”.

Vale señalar que Rusia propuso una Ucrania Federal, lo que es rechazado por las autoridades. En esa línea, la investigadora docente del Instituto de Estudios Avanzados, Eugenia Fediakova recordó que Ucrania lleva como Estado Unitario muy poco tiempo, recién desde 1939 fueron unificadas Ucrania occidental y oriental en la República Ucraniana Socialista Soviética y desde siempre ha sido un estado bastante heterogéneo.

No obstante sostuvo que la situación parece estar trabada. Si bien hay un mayor acercamiento de occidente, por los ofrecimientos de la Unión Europea y el FMI, sostuvo que piensa que no está dispuesto a pagar un precio muy alto por Ucrania, porque tienen problemas internos y hacerse cargo de un país conflictivo en construcción no le conviene mucho. Además, indicó que tampoco está segura de que Rusia esté interesada en anexar los territorios de Ucrania Oriental. “Claramente va a promover sus intereses económicos y geopolíticos”, afirmó.

En esa línea la especialistas sostuvo que en Ucrania se vive una cruda guerra propagandística, donde existen diferencias muy grandes entre Ucrania oriental y occidental, lo que genera tensión en la convivencia diaria. Sin embargo, manifestó que las mayores diferencias están entre una oligarquía muy corrupta, multimillonaria y la población en general muy empobrecida y postergada. Pese a esto sostuvo: “Tengo la impresión de que la mayoría de los ciudadanos no quieren ver un desmembramiento, quieren ver Ucrania unida”.