Diario y Radio U Chile

Año XI, 22 de enero de 2019

Escritorio

Henríquez Calderón:”La evaluación no es capaz de recoger un concepto integral de calidad”

En entrevista con Radio Universidad de Chile, Carlos Henríquez, el nuevo secretario Ejecutivo de la Agencia de Calidad de la Educación se mostró a favor de cambiar los sistemas de evaluación en función del nuevo marco que pretende implementar la Reforma Educacional, pero enfatizando en la necesidad de otorgar herramientas permanentes para la mejora a las comunidades.

Héctor Areyuna

  Domingo 7 de septiembre 2014 11:01 hrs. 
ch

Al asumir el cargo y luego de una primera semana de instalación, Carlos Henríquez Calderón, nuevo secretario ejecutivo de la Agencia de Calidad en la Educación cree que hay espacio para mejorar el funcionamiento del organismo.

A su juicio se trata de una institución nueva, que tiene a futuro un objetivo mayor, que el sistema de evaluación funcione a favor de los aprendizajes.

En conversación con radio Universidad de Chile, Henríquez subrayó sus críticas a las pruebas estandarizadas como el Simce, calificándola como una “foto acotada” que no capta la integralidad de las distintas realidades educativas.

Además, existiría un desequilibrio entre el número de evaluaciones y los apoyos que se le dan a las escuelas para mejorar. Por esto, llamó a considerar distintos aspectos para el Plan de Evaluación 2015 – 2017.

“Desde nuestra perspectiva la evaluación siempre va a ser una foto acotada que nunca va a ser capaz de poder capturar la integralidad de la educación que queremos tener, por tanto, ¿qué es relevante en ese sentido? que se trabaje por un plan integral de educación y no reducido hacia pruebas sólo estandarizadas en el trabajo cotidiano de los establecimientos. Y que la evaluación que nosotros realicemos no sólo sea de elementos propiamente tal del currículum, sino que se trabaje con otros tipo de evaluaciones que lo hagan mucho más comprensivo”, dijo.

El alto funcionario adelantó que una de las nuevas pruebas que se comenzará a implementar es un examen de escritura. Este junto a otros mecanismos deben convertirse en información y herramientas que aporten permanentemente a las comunidades educativas.

Eventuales proyectos o cambios en el sistema de evaluación, van a revisar el número de pruebas Simce que se realizan, pero también apuntarán a los procesos de aprendizaje, lo que hasta ahora, no se ha medido.

Tampoco se ha medido el factor de la inclusión, la integración, la formación cívica, condiciones de la Unesco para lograr calidad. Es por esto que Carlos Henríquez cree que la Reforma que impulsa el Gobierno y el primer proyecto de ley enviado, genera un cambio normativo necesario e imprescindible.

“El concepto de inclusión es algo que determina la calidad, por tanto desde esa perspectiva, la reforma, la no selección, el término del lucro y el fin al copago, claramente son iniciativas que apuntan a la calidad en términos de la nueva arquitectura del sistema educativo. eso es una condición necesaria e imprescindible para poder avanzar en este nuevo concepto de calidad que queremos tener como país”, expresó.

Frente a la discusión política dada en este marco, la autoridad de la Agencia de Calidad, llamó a enfocarse en las relaciones de las comunidades educativas.

“Hay que ser cuidadoso, aquí no hay recetas mágicas, no con X ley o Y ley se va a lograr calidad en el aprendizaje de nuestros estudiantes. Hay un tema que tiene que ver con priorizar a todos los que forman parte del sistema educativo, para que puedan tener las mejores herramientas para realizar su labor. Desde esa mirada hay un desafío mucho mayor, que no sólo pasa por un marco de interacción del sistema o de recursos, que son necesarios, también tiene que ver con priorizar cómo es el trato de las personas con las personas para que nuestros niños puedan tener mayores oportunidades”, enfatizó.

Por esta razón, Henríquez ve la necesidad de aprobar una reforma integral, que ponga un foco de atención en materias que aún no se empiezan a discutir como desmunicipalización y carrera profesional docente; donde será necesario hacer sinergia entre las herramientas y posibilidades que hoy existen con este nuevo marco, ya que una modificación de esta envergadura se implementará progresivamente.