Diario y Radio U Chile

Año X, 16 de noviembre de 2018

Escritorio

Elecciones universitarias: FECH y FEUC definen futuro del movimiento en las urnas

Esta semana comienza proceso clave en las elecciones de federaciones universitarias. La Universidad de Chile y la Pontificia Universidad Católica buscarán nuevas presidencias y, con ello una nueva configuración política para la Confederación Nacional de Estudiantes de Chile para el 2015.

Paula Correa

  Sábado 11 de octubre 2014 18:08 hrs. 
Confech plantea su postura crítica frente a las designaciones ministeriales

En octubre empieza el proceso eleccionario en las federaciones de estudiantes más importantes del país. El turno lo inicia la Universidad Católica, que este 21 y 22 de octubre deberá definir quien ocupará los principales cargos estudiantiles en 2016.

Según el cronograma, este lunes comienza la campaña oficial en la FEUC. Dos debates se programan en los cinco campus universitarios, instancias previas a las elecciones en las que votarán un universo cercano a los 20 mil 500 estudiantes habilitados para sufragar.

En caso de necesitar segunda vuelta, esta sería la primera semana de noviembre. De ahí saldrá quien suceda a Naschla Aburman, actual representante de la Nueva Acción Universitaria (NAU) movimiento que va por su séptimo periodo y que ha tenido a la cabeza a figuras como Miguel Crispi, Joaquín Walker, Giorgio Jackson, Noam Titelman y Diego Vela.

La actual presidenta, afirmó que esperan “que el proceso de elecciones de este año sea muy participativo, que vote mucha gente” y añadió que en eso van a enfocar sus esfuerzos. “La Universidad Católica tiene altos niveles de participación, no hemos bajado nunca, hasta el momento del 60 por ciento, y eso es bastante alto considerando los niveles de abstención que tuvimos en, por ejemplo, las presidenciales”, sostuvo Aburman, quien indicó que como Federación no harán campaña por una u otra lista, pero sí pretenden comenzar un “proceso de agitación” para hacer visible las elecciones.

Benjamín Maluenda, estudiante de Ingeniería, es el presidente del TRICEL para estos comicios. Si bien la información de las listas que compiten será comunicada oficialmente este lunes, ya se sabe que el candidato de NAU este año es Alberto Millán, de 23 años, quien cursa cuarto año de periodismo y fue Puntaje Nacional en la PSU de Matemáticas y regional de Historia.

Pero, al parecer, la elección será reñida. El año pasado NAU se impuso por sobre el Movimiento Gremial por apenas 133 votos. Este año, la agrupación de estudiantes de derecha ve una oportunidad de recuperar la federación que perdió en 2008.

El Gremialismo ha ido tomando fuerza ante una gestión de NAU cuestionada por su cercanía a Revolución Democrática de Jackson, y por ende al gobierno, críticas ante la que el viernes pasado la federación respondió con el envío de un video, donde destaca sus logros del periodo.

Otros movimientos que apuestan a conducir la FEUC son “Solidaridad”, lista adicional de derecha y “Crecer” de izquierda, pero habría aparecido una nueva fuerza: “Independientes UC”.

Universidad de Chile: FECH en convergencia

Por el otro lado, esta semana se inscriben listas para las elecciones de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, las que se realizarán el próximo tres y cuatro de noviembre.

La política universitaria en FECH vive un proceso de convergencia, como indicó la actual presidenta, Melissa Sepúlveda. “Hay una alianza entre tres fuerzas políticas que son bastante fuertes. Al menos el Frente de Estudiantes Libertarios (FEL) con la Unión Nacional Estudiantil (UNE), han venido trabajando en distintas federaciones a nivel nacional en los últimos años y ahora se suma la unión con Izquierda Autónoma”, afirmó y añadió que ya existían antecedentes de la formación de esta triple alianza en La Universidad Católica de Valparaíso y la Universidad Austral “En el próximo escenario de elecciones creo que esas tres fuerzas tan potentes podrían marcar una tendencia en el resultado de la votación”, afirmó Melisa Sepúlveda.

La presidenta añadió que esta unión “surge de la necesidad de generar un bloque de oposición a las reformas neoliberales o al maquillaje con la Educación, el sistema tributario y que probablemente se haga también con la Constitución” y añadió que es fundamental que exista un bloque fuerte que pueda generar este polo de resistencia y mostrar lo que está pasando pero también alternativas, caminos y vías de solución, un espacio que asegura, “ganó el movimiento estudiantil”.

También compiten las Juventudes Comunistas que aspiran a recuperar la Federación. Para ello se articularán con la Izquierda Socialista y la Izquierda Ciudadana, buscando imponerse con la lista “Avancemos”. Recordemos que la última representante de la Jota en la conducción de la Fech fue la hoy diputada Camila Vallejo, en 2011.

Sin embargo, hay varios cuestionamientos al rol que ha jugado el PC en la actual administración. Francisco Sainz, coordinador político del FEL advirtió que la Jota puede ser una competencia fuerte, ante el respaldo que recibirá del gobierno.

“Más allá de lo que ellos puedan hacer, entienden que el movimiento estudiantil tiene la llave de la reforma. O sea, ninguna reforma va a ser verdaderamente legítima para la ciudadanía reforma si el movimiento estudiantil no da el sí. Por más que la gente no entienda mucho, no vea cuál es el detalle (y es más difícil verlo hoy con Bachelet que con Piñera). Los estudiantes hoy día no están diciendo cualquier cosa, están planteando cuestiones importantes. Eso es clave para entender por qué hay tanta desesperación por parte del gobierno y los partidos políticos por estar disputando y, por ende, porqué van a poner tanta plata”, señaló.

Así, la Jota se levanta como un competidor firme para el triple bloque, donde podría centrarse la competencia más fuerte en la FECH.

Diferencias del proceso electoral entre la FEUC y la FECH

Las federaciones tienen distintos sistemas para elegir a sus directivas.

En la FEUC se vota por una lista previamente conformada, por ende, cuando se marca preferencia se hace por un determinado sector que presenta una opción que contempla presidente, primer vicepresidente, segundo vicepresidente, secretario general, primer secretario ejecutivo y segundo secretario ejecutivo.

Si bien una lista puede ganar en primera vuelta, es poco probable, dado el número de listas que se presentan, configurándose en general una segunda vuelta.

En la FECH rige un sistema de lista integrada, donde se puede votar ya sea por la lista o por un candidato en particular dentro de esa lista, lo que se conoce como “votos personales”. Esto permite que personas de distintos sectores integren la federación.

Cada lista presenta cinco candidatos. La que obtiene la mayor cantidad de votos se queda con la presidencia y el candidato de esa lista con la mayor cantidad de votos personales será el presidente.

Para los otros cargos se establece una cifra repartidora, que se obtiene a partir de la división por cinco del total de votos sin contar los nulos y blancos. Esa cifra se va restando al total de votos, para ir designando el resto de los cargos. Dado este sistema, en la FECH no hay segunda vuelta.