Diario y Radio Uchile

Año IX, 18 de noviembre de 2017

Escritorio

Idoneidad de los facilitadores

Angélica Valero |Cartas al Director |Martes 26 de abril 2016 13:48 hrs.

Señor director:

En las últimas semanas han surgido un sinnúmero de especulaciones relativas a la idoneidad y autonomía de los facilitadores seleccionados para el inicio de la primera etapa participativa de “diálogo ciudadano” correspondiente al Proceso Constituyente impulsado por actual gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet. Enfáticamente rechazamos tales informaciones, y declaramos que ellas solamente contribuyen a instalar un clima de suspicacia generalizada y de deterioro irresponsable de la ya alicaída confianza pública.

Es por esta razón que, en nuestra condición de ciudadanos integrantes del equipo de Facilitadores para la Región de Valparaíso, consideramos perentorio realizar las siguientes aclaraciones:

Original:

1º.- Son absolutamente falsos los trascendidos de prensa relativos a los sueldos “millonarios” de los facilitadores. Nuestra retribución económica asciende, según especialidad, a un monto bruto total de $3.800.000 (Coordinadores), y a $3.338.067 (para Especialista Legal y Sistematizadores), por todo el trabajo realizado en un periodo total de 5 meses. Esto se encuentra muy lejos de las informaciones tendenciosas publicadas en sentido de que el pago mensual sería de $3.800.000.

2º.- Los facilitadores para el diálogo ciudadano no somos funcionarios del Gobierno, ni dependemos jerárquicamente del mismo y, por tanto, no estamos obligados al cumplimiento de instrucciones de tipo alguno. Somos ciudadanos independientes y autónomos, a quienes se nos ha encomendado conducir con objetividad y autonomía política un proceso encaminado a que sean los propios ciudadanos, quienes reflexionen sobre qué tipo de constitución desean para una sociedad democrática; y,

3º.- Es falso que el proceso constituyente sea un mecanismo “políticamente ideologizado” cuyo resultado final estaría decidido de antemano: reemplazar la Constitución actual. El espíritu del proceso lo define la inclusividad, invitando a todos los ciudadanos a participar, nadie está excluido, son bienvenidos tanto aquellos que consideran que no es necesario cambiar la Constitución actual, como aquellos que piensan que solo es necesario realizar algunas reformas, y hasta aquellos que sí estiman necesario sustituirla por otra. Por tanto, el resultado del proceso constituyente está abierto y solo será definido por los acuerdos que los ciudadanos, democráticamente, acuerden mediante la reflexión, y el encuentro con otros a través del uso de la palabra. Proceso, por cierto, inédito en la Historia de Chile, y que debemos cuidar responsablemente mediante la difusión de información objetiva y veraz a fin de servir adecuadamente a la libertad de información que merece la ciudadanía en una sociedad democrática.

Suscriben la presente declaración, el equipo de Facilitadores para el Diálogo Ciudadano del Proceso Constituyente de la Región de Valparaíso.

Envíanos tu carta al director a: cardenas@u.uchile.cl