Diario y Radio Uchile

Año IX, 18 de diciembre de 2017

Escritorio
Derechos HumanosNacional

Juan Emilio Cheyre enfrenta nuevo careo por torturas

Karina Palma |Viernes 4 de agosto 2017 16:31 hrs.

Cheyre

El general en retiro enfrentó un nuevo careo como parte de las indagatorias que investigan delitos de torturas en el regimiento Arica de La Serena en 1973. Esta vez llegó a declarar Luis Ravanal, quien reconoce al ex uniformado como autor de crímenes de lesa humanidad.

Claves: , , , ,

Este viernes, el  ex Comandante en Jefe del Ejército, Juan Emilio Cheyre, llegó hasta la Brigada de Derechos Humanos de la Policía de Investigaciones para enfrentar un nuevo careo por torturas.

Se trata de Luis Ravanal, quien voluntariamente decidió declarar como víctima y testigo de las torturas cometidas por el ex uniformado en el regimiento Arica de la Serena en octubre de 1973.

Ravanal señaló que el ex comandante no solo daba las órdenes, sino que también las ejecutaba. Además, comentó que la declaración que emitió la escribió hace 18 años atrás para la comisión Valech, donde ya había mencionado al general en retiro como autor de crímenes de lesa humanidad.

“Me torturó, eso significa golpes y maltratos. Todos los días escucho a la gente decir ‘nunca más’ y cada día se siguen repitiendo los terribles errores que se han cometido durante todos estos años”, expresó.

Luis Ravanal también se refirió a Nicolás Barrantes, uno de los querellantes de caso que encaró a Cheyre en mayo, a quien dijo conocer como “un montón de carne botada en el piso”, la noche en que a él lo torturaron. Además, agregó que Nicolás era el hermano de uno de sus amigos.

Para su hijo Luis Ravanal Zepeda, quien tenía ocho años cuando detuvieron a su padre, el daño es irreparable. “Lo que esperamos es la palabra casi imposible, que se haga justicia. Yo personalmente conocí a varios colegas de mi padre que fueron fusilados en La Serena y el nombre de esta persona (Juan Emilio Cheyre) siempre estuvo en los labios de mi padre, por lo tanto yo reproduzco lo que él siempre me contó”.

Del mismo modo, enfatizó en la impunidad que ha existido durante la democracia, ya que su padre entregó todos los antecedentes en la Comisión Valech, los cuales quedaron bajo secreto de reserva. “Cuando llegamos a Chile (1991) lo llevan a declaran para acreditar que fueron víctimas de torturas, pero todo eso fue bajo secreto acordado durante el régimen”.

Por su parte, el abogado Cristián Cruz, quien representa a dos de los querellantes del caso, explicó que este careo se da entre casi una veintena de víctimas, entre las que se encuentran ex gendarmes, que sindican a Juan Emilio Cheyre como partícipe directo en sus torturas y en el destino que tenían los presos políticos dentro del regimiento.

En ese sentido, el jurista comentó que esta nueva diligencia es muy importante, ya que el ex comandante ha sido acusado por 15 homicidios calificados y hoy está respondiendo por las torturas realizadas.

Cruz comparó a Cheyre con Manuel Contreras al manifestar que negó todas las acusaciones durante el careo. Desde su perspectiva, el ex uniformado no ha presentado ningún acto de humanidad.

Además, fue crítico con los gobiernos de la Concertación y la Nueva Mayoría por proteger a personas que han cometido delitos de lesa humanidad. “Es impresentable que la presidenta de la República haya aceptado recién en enero la dimisión de Juan Emilio Cheyre a su cargo. Estamos hablando de crímenes internacionales”.