Diario y Radio Uchile

Año IX, 18 de diciembre de 2017

Escritorio

Salud pública

|Cartas al Director |Lunes 25 de septiembre 2017 6:36 hrs.

Señor Director:

Debido a síntomas que lo hicieron sospechar en septiembre del 2014, fui sometido a una ecografia en el Hospital Van Buren de Valparaiso, derivado desde el Claudio Vicuña de San Antonio.
El examen constató que tenía una coronaria tapada 100% y la otra un 70%.

Luego del control de rigor tuve la entrevista con el cardiólogo jefe del equipo y quedé a la espera de ser citado para una coronoplastía. Esto es, destrucción de las placas con láser y su posterior succión. Post operativo de horas y en el día para la casa.

Transcurridos seis meses sin que ello ocurriera hice el correspondiente reclamo a través de la OIRS del Claudio Vicuña. No hubo respuesta.

A tres años del primer examen y dado los muchos reclamos se logró se diesen por aludidos pero…como habían pasado TRES años se hacía necesaria otra ecografía.
Ahora tengo tres arterias tapadas y la solución es hacer un bypass, o sea operación a corazón abierto: 15 días de hospitalización y 30 de reposo absoluto.

Por motivos personales me negué a ser operado, pero lo ocurrido es un ejemplo de porque en Chile se muere gente esperando ser atendido.
La diferencia en mi caso será que soy un paciente que ya no quiso operarse.

Envíanos tu carta al director a: cardenas@u.uchile.cl