Diario y Radio U Chile

Escritorio

Marcelo Odebrecht afirma que su empresa apoyó a Keiko, Toledo, Humala y Alan García

Según reveló el portal de investigación IDL-Reporteros, Marcelo Odebrecht, líder de la constructora investigada por corrupción, declaró que su empresa apoyó a la ex candidata a la presidencia y a los tres ex mandatarios. Además, aseguró que Pedro Pablo Kuczynski fue contratado como consultor económico.

Diario Uchile

  Domingo 31 de diciembre 2017 14:17 hrs. 
5a47b1a52fefd

El portal de investigación IDL-Reporteros reveló los detalles de la declaración que entregó Marcelo Odebrecht en noviembre a un equipo de fiscales peruanos, donde el empresario brasileño, líder de la firma investigada por corrupción, aseguró que tanto Keiko Fujimori como los ex presidentes Alan García, Alejandro Toledo y Ollanta Humala, recibieron apoyo de la compañía.

Según Odebrecht, no hay detalles sobre pagos al ex mandatario Alan García. Sin embargó, dijo estar seguro que se le favoreció de alguna forma.

“Alan García siempre daba a atender que lo estábamos apoyando y con seguridad había un apoyo a la campaña. No sé si directamente a la suya, a la de los congresistas o a su partido. Lo más probable es que los pagos fueran hechos por socios nuestros, a los que luego les reembolsábamos”, manifestó.

Si bien comentó que no era amigos del ex presidente, dijo que existía una “relación de confianza”. Del mismo modo, indicó que se reunió seis o siete veces con él. “Alan García conoció a mi abuelo en su primer mandato (1985-1990), luego a mi padre y después a mí”, precisó.

En el caso de Keiko Fujimori, el empresario afirmó que es casi seguro que se le contribuyó a su campaña del 2011 y a su partido. Acto que se habría repetido en la candidatura de Ollanta Humala.

Sobre este último, explicó que en ese entonces el empresariado no lo apoyaba y que incluso Jorge Barata, representante de la firma en Perú, le recomendó que respaldar a Humala podría traer problemas con sus socios.

En esa línea, Odebrecht le habría indicado a Barata que si existía algún riesgo realizara una donación mayor a Keiko, explicando que es una práctica común entregar dinero tanto al oficialismo como a la oposición.

“Barata comenzó a gustar de Ollanta Humala cuando él comenzó a defender el proyecto del gasoducto, que era de nuestro interés. Uno busca apoyar a los candidatos que van a defender tus intereses”, declaró. La concesión del Gasoducto del Sur, al cual se refería el empresario, la ganó Odebrecht el año 2014.

Tanto Alan García como Keiko Fujimori reaccionaron ante estos antecedentes. Según el primero, no existe ningún hecho concreto que lo involucre. Mientras que la ex candidata a la presidencia afirmó que Odebrecht estaría especulando.

Por su parte, actualmente Ollanta Humala está cumpliendo 18 meses de prisión preventiva junto a su esposa Nadine Heredia. Las acusaciones apuntan a lavado de activos y asociación ilícita. Las sospechas de la fiscalía indican que el ex mandatario podría haber recibido tres millones de dólares de la constructora brasileña, para financiar su campaña en 2011.

De acuerdo a lo declarado por Odebrecht, quien tendría los detalles de todos los aportes es el ex representante de la compañía en Perú, Jorge Barata.

Respecto del papel que jugó el actual presidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK), Odebrecht aseguró que fue contratado como consultor económico después de ser ministro y antes de ser candidato presidencial.

“Fui a Perú y asistí a unas dos conferencias de PPK que hizo para dirigentes de Odebrecht. Yo escuché sus conferencias y que había dado una consultoría económica. Imagino que la conferencia no fue dada gratis y que la consultoría tampoco fue hecha gratis”, sostuvo.

Sin embargo, el empresario dijo que PPK fue uno de los mayores opositores mientras fue ministro de Toledo (2004-2005) en la construcción de la Carretera Interoceánica Perú-Brasil.

A pesar de que declaró que no maneja detalles sobre la función del Mandatario, comentó que “tuvo algún proyecto grande e hizo la validación del escenario económico”.

Pedro Pablo Kuczynski enfrentó recientemente un pedido de vacancia, luego de que se conocieran los primeros antecedentes de este caso. La solicitud no se concretó gracias a los votos de los parlamentarios fujimoristas. No obstante, la posición del presidente peruano es débil, principalmente por el indulto que entregó al ex dictador Alberto Fujimori la semana pasada.