Diario y Radio U Chile

Escritorio

Jorge Perugorría: “Un actor debe tener una función social”

En conversación con el programa El gran teatro del mundo el director cubano se refirió a sus comienzos en el cine y al rol que debe asumir el artista frente a sus creaciones.

Diario Uchile

  Martes 27 de marzo 2018 16:06 hrs. 
Jorge Perugorría Rodríguez

El actor, pintor y escultor cubano Jorge Perugorría Rodríguez conversó con el programa El gran teatro del mundo sobre su incursión en la dramaturgia y en el rol que debe tener el actor frente a su trabajo.

Respecto de ello, señaló que “un actor debe tener una función social”. “No puede desligarse de ese compromiso”, añadió.

Perugorría comenzó en el cine a muy temprana edad porque, según detalló, en este espacio logró comunicarse tal cual pretendía.  “Cuando comencé encontré todas esas cosas que se pueden resumir en una manera de poder expresarme, o sea, esa libertad significa encontrar un lugar donde yo podía expresarme y eso fue lo que encontré en la actuación”.

En esta línea, el actor recordó una de sus películas: Fresa y chocolate (1993). ” No se me olvidará nunca el estreno de esta película donde la gente aplaudían de pie, pero más que el aplauso, era lo que significaba para los cubanos. O sea, esa conmoción colectiva de que estábamos hablando de temas que habían sido tabú hasta ese momento”, dijo.

Asimismo, el artista se refirió a la relevancia del humor en el cine cubano:  “A veces es una herramienta muy interesante para decir cosas tremendas que en algún momento han estado censuradas”, subrayó.

Escucha la entrevista completa aquí.

El actor, pintor y escultor cubano Jorge Perugorría Rodríguez conversó con el programa El gran teatro del mundo sobre su incursión en la dramaturgia y en el rol que debe tener el actor frente a su trabajo.

Respecto de ello, señaló que “un actor debe tener una función social”. “No puede desligarse de ese compromiso”, añadió.

Perugorría comenzó en el cine a muy temprana edad porque, según detalló, en este espacio logró comunicarse tal cual pretendía.  “Cuando comencé encontré todas esas cosas que se pueden resumir en una manera de poder expresarme, o sea, esa libertad significa encontrar un lugar donde yo podía expresarme y eso fue lo que encontré en la actuación”.

En esta línea, el actor recordó una de sus películas: Fresa y chocolate (1993). ” No se me olvidará nunca el estreno de esta película donde la gente aplaudían de pie, pero más que el aplauso, era lo que significaba para los cubanos. O sea, esa conmoción colectiva de que estábamos hablando de temas que habían sido tabú hasta ese momento”, dijo.

Asimismo, el artista se refirió a la relevancia del humor en el cine cubano:  “A veces es una herramienta muy interesante para decir cosas tremendas que en algún momento han estado censuradas”, subrayó.

Escucha la entrevista completa aquí.