Diario y Radio U Chile

Año X, 22 de mayo de 2018

Escritorio

Santelices: el ministro que se saltó al Presidente paga los costos

El jefe de la cartera de Salud tramitó un protocolo para el aborto de tres causales que permitió a las instituciones privadas, que reciben recursos públicos, declararse objetores de conciencia y no practicarlo, lo que fue desestimado por la Contraloría General. El próximo escenario es la acusación constitucional contra esta autoridad, mientras que desde el Ejecutivo ya pueden dar el control de la agenda mediática por perdida.

Nicolás Massai D.

  Jueves 10 de mayo 2018 19:16 hrs. 
santelices-820x500

Los primeros meses de este nuevo gobierno de la derecha se caracterizaron por el efectivo protagonismo de Sebastián Piñera. Hasta cierto minuto, el presidente fue paseándose por distintas áreas sociales en crisis anunciando medidas de contingencia, lo que transmitió una preocupación transversal, demostró un control sobre la agenda de los medios y le dio cuerpo a esta intención de imponer un relato propio.

Pero duró lo que tenía que durar: pues el ministro de Salud, Emilio Santelices, se lo saltó y decidió modificar el protocolo de objeción de conciencia institucional en la Ley de Aborto en Tres Causales, permitiendo a privados que reciben recursos públicos poder eximirse de practicar este proceso médico.

Aquello fue anulado por la Contraloría General de la República este miércoles. La institución consideró que el texto “no se ajusta a derecho”, e indicó que “las Instituciones privadas que tengan convenio con el Estado tampoco pueden acogerse a Objeción de Conciencia, puesto que al recibir financiamiento público se entiende que sustituyen a los Servicios de Salud, y que forman parte de la Red Pública de Salud”.

Y este jueves, Emilio Santelices debió salir a dar la cara ante la expectativa de los dos bloques de la oposición, que esperaban su renuncia. Sin embargo, aquello no ocurrió. El ministro de Salud explicó que el dictamen de Contraloría dio a entender que “existen observaciones que tenemos que corregir” en las que se trabajará pronto, teniendo un resultado concreto durante la próxima semana. Del total de sus palabras, también se pudo desprender unos segundos de mea culpa:

“Las cosas las podríamos haber hecho diferentes, y no necesariamente podemos hablar de un error, porque estamos frente a un nuevo escenario. No olvidemos que lo que nos decía la ley a nosotros es que debíamos trabajar sobre un protocolo, y lo que trabajamos fue un protocolo. Ahora la Contraloría nos señala que debemos trabajar sobre otro instrumento, y sobre eso estamos trabajando, para poder conciliar esta situación y tener tranquilidad jurídica”, dijo.

Emilio Santelices recibió el apoyo del ministro del Interior, Andrés Chadwick, por lo que la renuncia no se presenta en ningún panorama, al menos hasta este momento. Y desde la oposición adoptaron una estrategia comunicacional que no se había presentado: apuntar a La Moneda.

Dame con tu jefe

Karol Cariola, miembro de la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, salió la mañana de este jueves a decir que la Contraloría les dio la razón, y agregó que lo de la ilegalidad se lo habían advertido al ministro de Salud en la interpelación. A continuación, puso en medio del escenario a Sebastián Piñera, y le hizo un llamado a tomar protagonismo en esta situación.

“El problema de lo que haga o no el ministro es un problema de Sebastián Piñera, y tendrá que ser él quien decida qué hace con su ministro, pero es evidente que este ha incumplido con la ley, ha pasado por encima de toda institucionalidad, por eso creo que para el presidente no debiera pasar inadvertido”, señaló.

Pasado el mediodía de este jueves, incluso, estaba citada la mesa de Salud paralela al poder Legislativo, convocada por el gobierno. De la instancia se restaron todos los actores del Frente Amplio que iban a asistir, lo que fue comunicado por diputados parlamentarios como Diego Ibáñez, del Movimiento Autonomista, quien escribió en Twitter que el Ejecutivo había pasado “por encima de las instituciones y no reconoce responsabilidad pública de clínicas que reciben fondos fiscales”.

Miguel Crispi, diputado frenteamplista, sostuvo una declaración que pareció ceñirse a la misma línea de la parlamentaria Cariola. De entrada, manifestó que Santelices ya no está a la altura de una cartera como la que dirige.

“Políticamente creo que el ministro queda en una posición muy debilitada. Nuestra intención no es personalizar en discusiones políticas, sin embargo, la discusión de salud es compleja, y nos parece que es muy difícil que el ministro Santelices pueda conducir ese diálogo luego de la situación en la que él mismo se metió. Él mismo señaló que no le había informado al presidente de estas modificaciones, vino acá al Congreso a una interpelación y no contestó las preguntas, entonces creo que el gobierno va a tener que reacomodar un poco su equipo”, dijo.

Finalmente, se confirmó que desde el Frente Amplio se acusará constitucionalmente al ministro de Salud, mientras que desde el oficialismo, el ex ministro de Justicia de la primera gobernación de Piñera, Teorodo Ribera, advirtió en radio Cooperativa que a Santelices “hace tiempo que lo andan buscando”, dejando entrever que habrían sectores interesados que buscarían su remoción.