Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 23 de junio de 2024


Escritorio

Intervencionismo y espionaje: Los zarpazos de Wikileaks en América Latina

El derrocamiento del presidente Manuel Zelaya en Honduras, los intentos de EEUU por aislar al mandatario venezolano Hugo Chávez, el espionaje a políticos paraguayos o las averiguaciones sobre el estado mental de la Presidenta argentina, Cristina Kirchner, son sólo algunas de las informaciones que ha revelado el último golpe de Wikileaks, que ha evidenciado la forma en que se maneja la diplomacia de uno de los países más influyentes del mundo: Estados Unidos. Los expertos aseguran que estas actitudes “no son novedad” en las relaciones internacionales norteamericanas, pero que el impacto que tiene sobre la opinión pública y sobre el futuro de la diplomacia entre los Estados podría generar consecuencias.

Loreto Soto con información de RFI

  Martes 30 de noviembre 2010 20:13 hrs. 
Kirchner_Chavez

Compartir en

El escándalo por la divulgación de los cables diplomáticos secretos también salpicó a América Latina. La documentación revelada por WikiLeaks evidencia la postura del Departamento de Estado estadounidense sobre temas regionales como el derrocamiento del presidente Manuel Zelaya en Honduras, los intentos de EEUU por aislar al mandatario venezolano Hugo Chávez, el espionaje a políticos paraguayos o las averiguaciones sobre el estado mental de la Presidenta argentina,  Cristina Kirchner.

Estas son sólo las primeras informaciones  que han salido a la luz pública hasta el momento respecto de Latinoamérica. Tanto oficios, notas diplomáticas y cables  están siendo procesados y editados por cinco de los periódicos más prestigiosos del mundo, que tuvieron acceso privilegiado a esta información: El País de España, The New York Times, The Guardian, Der Spieguel y Le Monde.

Según explicó a Radio Francia Internacional (RFI) el ex presidente del Grupo de Investigación de Diálogo Interamericano, Peter Hakim, esta nueva gran estocada de Wikileaks – que anteriormente había develado informaciones confidenciales respecto de la guerra de Irak y la ocupación de Afganistán –  “no ha sido nada nuevo”, pues “ha sido la posición de Estados Unidos desde un principio”.

Opinión que comparte el jefe de la redacción para América Latina de Le Monde, Paulo Paranagua, quien aseguró que “no vamos a tener la revelación de quién mató a Kennedy. No hay que esperar grandes hallazgos, pero sí se va a conocer en forma más detallada el manejo de la diplomacia de un país tan importante como Estados Unidos. Quizás para los especialistas nada de esto sea novedad y en realidad los diplomáticos han hecho su trabajo, pero desde luego que para el público general es un descubrimiento”.

Precisamente, esta filtración se condice la forma en que, a través de su historia, Estados Unidos ha tenido presencia en los distintos conflictos sociopolíticos a nivel mundial.

En esta oportunidad, los documentos subrayan el rol que jugó EE.UU en el golpe de estado que sufrió Honduras el año pasado y que terminó con la administración de Manuel Zelaya. En este sentido, el analista del Archivo Nacional de Seguridad – una ONG dedicada a la divulgación de material desclasificado – Peter Kornbluh comentó a RFI  que “los documentos están todos en el espacio público  y vamos a ver más información sobre cómo los Estados Unidos definió el golpe de estado en Honduras e intentaron restituir al Presidente Zelaya”.

Sin embargo, uno de los casos que más llamó la atención Kornbluh fue el espionaje a importantes figuras políticas paraguayas en el marco de las sospechas que tenía la Casa Blanca sobre la presencia de Al Qaeda en la llamada triple frontera entre Paraguay, Argentina y Brasil y las indagaciones que incluso se extendieron a Naciones Unidas.

“Este es un documento sumamente interesante. Es parte de un grupo de textos de órdenes del más alto nivel del Departamento de Estado a oficiales diplomáticos norteamericanos en Naciones Unidas y otros países a hacer este tipo de espionajes. Es una revelación muy interesante y muy escandalosa porque uno de los sujetos a espiar era el Secretario General de Naciones Unidas. Esto debería darle mucha vergüenza a los Estados Unidos. Las órdenes para hacer espionaje e investigación de los candidatos de Paraguay es un escándalo que es parte de un esfuerzo mundial, según lo que revelaron los documentos, de un programa nuevo del Departamento de Estado de cambiar el rol desde la diplomacia a ser un espía”, dijo Kornbluh.

Otro de los flancos más polémicos que se han dado a conocer en estos días a nivel latinoamericano tiene que ver con el encargo de Washington de averiguar el estado mental de los Kirchner de Argentina: “¿Cómo controla Cristina Fernández de Kirchner sus nervios y su ansiedad? ¿Cómo afecta el estrés a su conducta con sus asesores y/o en su proceso de toma de decisiones?”. “¿Qué medidas toma Cristina Fernández de Kirchner o sus asesores para ayudarla a manejar el estrés? ¿Toma alguna medicación? ¿En qué circunstancias controla ella mejor el estrés? ¿Cómo le afectan las emociones en su proceso de toma de decisiones y cómo baja la tensión cuando está angustiada?” Son algunas de las interrogantes que la misma secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, solicitaba a sus embajadores en el país trasandino.

El representante de Le Monde, Paulo Paranagua, señaló que las peticiones de la Casa Blanca buscaban dilucidar “cómo se manejaba la pareja presidencial, qué atribuciones tenía cada uno, si se veían mucho, cómo se repartían los deberes”.
A juicio de Paranagua “hasta cierto punto era natural que hubiese curiosidad, teniendo en cuenta lo insólito de la situación. No solamente que la esposa de un Presidente sea su sucesora, sino que además porque el ex Presidente seguía manejando cosas tan importantes como la economía Argentina. Lo curioso que revelan estos documentos es que muchas de las cosas no vienen dichas por gente de la oposición sino que por el círculo cercano”.

En el caso de Chile, algunas informaciones previas indican que las filtraciones tendrían que ver con un informe sobre el envío a nuestro país de tropas estadounidenses denominadas “Fuerzas JCET” que realizan entrenamiento y trabajo conjunto con Fuerzas Armadas de otras naciones. Sin embargo, nada de esto ha sido confirmado aún.

¿Se debilitarán las relaciones?

Pese a que algunas autoridades, incluida la secretaria de Estado norteamericana Hillary Clinton y el secretario General de la OEA, José Miguel Insulza rechazaron esta filtración y aseguraron que ponían en riesgo la seguridad de las naciones, estas informaciones marcarán un antes y un después en las relaciones diplomáticas de los Estados.

“Yo diría que va a ser un poco más difícil la diplomacia internacional de Estados Unidos o más incómoda. En gran número de países se comenta en formas que no siempre son elogios de los líderes, entonces podría crear una cierta incomodidad en la relación”, comentó Peter Hakim, pero agregó que  “muchas de estas cosas aparecen en los debates en el Congreso, en las conversaciones en la televisión,  las discusiones políticas, pero cuando se ve que está saliendo de las bocas o de los lápices de los diplomáticos da otra sensación”.

En esa misma línea, el analista internacional Raúl Sohr comentó al programa RadioAnálisis de nuestra emisora que “acá no se puede descartar incluso que algunos de los documentos tengan alguna intencionalidad e incluso cuando ellos supieran que esto iba a salir hayan incorporado algunos elementos. Aquí estamos frente a una caja negra en la que no manejamos los antecedentes y, por lo tanto, hay que ser cautos y no tomar por hecho todo lo que está saliendo”.

Finalmente, Paulo Paranagua concluyó que “quizás la mayor lección de todo esto sea que la transparencia es una exigencia democrática cada vez más amplia. Otra cosa que hay que tener en cuenta es que, en cierta manera, la tecnología crea sus propios anticuerpos. Esto es el resultado de esta formidable revolución tecnológica que supone la informática e internet y que muestran que se van a crear nuevos problemas a la vez que soluciones para tratar los problemas de la sociedad y de nuestra época”.

Escuche la entrevista del programa RadioAnálisis a Raúl Sohr sobre los alcances de la filtración de documentos, el rol de los medios de comunicación, la manipulación de información y la campaña de desprestigio contra del director del portal Wikileaks, el periodista australiano y experto en informática, Julian Assange: radioanálisis_sohrwikileaks

Síguenos en