Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 21 de febrero de 2024


Escritorio

Académicos de la U. de Chile llaman a fortalecer institucionalidad para prevenir la epidemia de la obesidad

Destacados académicos de nuestra casa de estudios señalaron que el problema de la obesidad no se previene por ley, en referencia al proyecto de rotulado de los alimentos que se tramita en el Congreso, por lo que llamaron a crear una institucionalidad para combatir esta epidemia.

Narayan Vila

  Jueves 26 de abril 2012 15:31 hrs. 
OBESIDAD

Compartir en

Haciendo una referencia con la batalla contra la desnutrición infantil durante la segunda mitad del siglo pasado, los doctores Fernando Monckeberg y Francisco Moraga señalaron que la lucha contra la epidemia de la obesidad es mucho más difícil.

Por ello, es que ambos facultativos valoraron el programa “Elige vivir Sano”, impulsado por el Gobierno, aunque llamaron a potenciarlo con una institucionalidad acorde a una política de Estado para el decenio, como es la reducción de la obesidad.

Francisco Moraga, presidente de la sociedad chilena de pediatría, afirmó que “el programa impulsado por el Ejecutivo es una muy buena iniciativa, pero para que se pueda implementar y se traduzca en impacto en los indicadores, requiere de algo más que buena voluntad. Se necesita un cuerpo legislativo que permita identificar responsables e indicadores de cumplimiento. Cuando eso no se concrete, hay que establecer acciones que permitan corregir lo que no se está llevando a cabo”.

El doctor ejemplificó con las horas destinadas a educación física en los colegios, donde la gran cantidad de alumnos obstaculiza la correcta aplicación de los programas, por lo que llamó a modificar estas mallas educativas.

También sostuvo que el proyecto de ley de rotulado de alimentos, que se encuentra en primer trámite constitucional en el Senado, es importante para que la población pueda elegir alimentos más sanos, y que la industria baje los contenidos de sal y grasas saturadas de sus productos.

Una opinión más crítica fue la del premio nacional de Medicina 2012, doctor Fernando Monckeberg, quien relativizó esta iniciativa.

“La obesidad no la prohíbes por ley. Si el punto de venta no está en el colegio, va a estar un poco más allá o si  no está en la casa. No creo que la eficiencia de esas medidas basten por sí solas, pero hay que mantenerlas porque hay que ir creando una cultura de prevención de la obesidad”, dijo.

El profesional manifestó que lo que se está haciendo en esta materia es muy atinado como política de Estado, “pero hay que montar toda una infraestructura, sobre todo para los sectores socioeconómicos bajos que acompañe este llamado a dejar el sedentarismo y adoptar una dieta saludable, indicó.

Ello, porque a diferencia de la batalla contra la desnutrición, “el evitar la obesidad es una decisión personal”, sostuvo.

Con ciertos resquemores, Monckeberg afirmó que “independiente de los gobiernos que están, el programa Elige vivir Sano debe mantenerse”.

“Mi duda está en que siendo una decisión personal la que tiene que tomarse, logren realmente modificar la conducta de la sociedad. En ese sentido, creo que hay que buscar otras razones. Falta mucha investigación todavía en torno a por qué estamos viviendo esta epidemia de obesidad a nivel mundial y no sólo en Chile y por qué está afectando a los grupos menos privilegiados”, sostuvo el doctor.

La afirmación, bajo el sustento que la epidemia de la obesidad, a nivel mundial, ataca a los países desarrollados y emergentes, como Chile, y a nivel nacional, a los niños de los sectores más empobrecidos.

Síguenos en