Diario y Radio U Chile

Año XII, 28 de noviembre de 2020

Escritorio MENÚ

Pueblos indígenas, reforma a isapres y acreditación: ¿Pasarán la prueba en marzo?

En la primera semana de marzo el Congreso reiniciará su actividad con proyectos fundamentales para el Gobierno y que han marcado la agenda en las primeras semanas del año. Estos son los ámbitos sobre los que el Parlamento tendrá que legislar y entre los propios senadores y diputados adelantan que la tramitación no será fácil.

Rodrigo Alarcón L.

  Viernes 1 de febrero 2013 17:49 hrs. 
FOTO DE ARCHIVO



Luego de los últimos hechos de violencia registrados en La Araucanía, el Gobierno desarrolló una serie de reuniones con autoridades regionales, parlamentarios y representantes del pueblo mapuche.

Los encuentros derivaron en el anuncio de medidas vinculadas con los mecanismos de consulta que exige el Convenio 169 de la OIT, la creación del llamado Consejo de Pueblos Indígenas y la discusión de la “Ley Araucanía”, para fomentar el desarrollo de la región.

Sin embargo, el Presidente Sebastián Piñera sorprendió con el anuncio de un reconocimiento constitucional a los pueblos indígenas, lo que también deberá ser visto en el Parlamento.

El diputado DC Mario Venegas, quien participó de las rondas de conversaciones en Temuco, adelantó que esta es una materia que no cuenta con consenso: “Hubo un anuncio y -tengo que ser muy honesto- hay menos acuerdo político. Hay sectores, concretamente los parlamentarios de Gobierno, que no están tan predispuestos a avanzar. Yo creo que hay que avanzar, poner a los técnicos a mirar cuáles son las coincidencias y diferencias para llegar a un acuerdo, porque esta es una demanda que está dentro de las que las autoridades del pueblo mapuche han señalado”, explicó.

No obstante, el parlamentario consideró que es más urgente legislar sobre el mecanismo de consulta para, justamente, poder establecer luego el reconocimiento constitucional.

Ley de Isapres vuelve al Senado

Enero estuvo marcado también por el revés que sufrió el Gobierno con el proyecto de Ley de Isapres en la Cámara de Diputados, que aprobó el texto en general pero no los artículos que establecían el Plan Garantizado ni el IPC de la Salud.

El Ejecutivo insistirá con la iniciativa en la comisión de Salud de la Cámara Alta, donde ya se generó un acuerdo con los senadores Guido Girardi (PPD), Fulvio Rossi (PS), Mariano Ruiz-Esquide (DC) y Francisco Chahuán (RN) para que luego sea visto en la sala.

En ese escenario, el senador Mariano Ruiz-Esquide dijo esperar que la oposición y RN respalden el acuerdo, pero admitió que no necesariamente será así: “Siempre creo que cuando la gente hace un trato y dice que va a votar algo, lo vota. Yo he cumplido eso, entiendo que los demás lo hacen y estoy feliz de que logremos este acuerdo. También debo reconocer que en el Senado no siempre se da este caso y tanto unos como otros de repente no cumplimos lo que hemos acordado. Sin embargo, espero que por tratarse de un tema técnico, que implica a toda la población, que es uno de los mayores problemas que tenemos en materia de salud, deberíamos votarlo y resolverlo”, advirtió.

Educación, una vez más

Como ha sucedido durante gran parte del periodo de Sebastián Piñera, educación volverá en 2013 a ser uno de los temas relevantes. Así, para marzo se espera que la comisión del Senado en la materia retome el proyecto que crea la Agencia Nacional de Acreditación y establece un nuevo sistema de acreditación de las instituciones de educación superior.

La iniciativa, que ha sido cuestionada por estudiantes y especialistas por no apuntar al fin del lucro, ya ha sido expuesta en la instancia por el ministro Harald Beyer.

Para el senador Jaime Quintana (PPD), las intervenciones del titular del Mineduc no han garantizado que el proyecto fortalezca el rol del Estado, factor que consideró clave para lograr un acuerdo y una tramitación exitosa: “¿Dónde ha estado el problema de la educación en los últimos años? En que dejamos pasar las oportunidades. En 2006, luego del ‘Pinguinazo’, dejamos pasar la oportunidad de haber hecho cambios significativos en educación escolar, básica y media. Y yo me temo que dejemos pasar esta tremenda oportunidad para hacer cambios mucho más profundos en el sistema de educación superior en general. Vamos a mirar el proyecto en su mérito y la disposición de la oposición es la mejor, pero el rol del Estado no puede quedar desdibujado, tiene que quedar nítido. A simple vista, eso no se observa en las exposiciones que ha hecho el ministro”, indicó.

Respecto de educación, el último año del Gobierno estará marcado también por la tramitación de la Superintendencia de Educación y el sistema único de financiamiento estudiantil, proyectos que también se encuentran en discusión en el Parlamento.