Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 19 de agosto de 2022

Escritorio

Expertos apuntan a medición “multidimensional” de la pobreza ante informe de comisión presidencial

Recientemente la Comisión para la Medición de la Pobreza entregó el informe de avance al Presidente de la República, Sebastián Piñera, donde hay consenso sobre la necesidad de actualizar la canasta básica y otras recomendaciones. Las conclusiones finales del plan de mejoramiento para la medición del índice se entregarán al Ejecutivo durante el segundo semestre de este año.

Paula Campos

  Jueves 9 de mayo 2013 22:41 hrs. 
pobreza3

Compartir en

La comisión asesora convocada por el Gobierno para perfeccionar la medición de la pobreza, entregó el informe de avance el 29 de abril. Si bien el equipo compuesto por 10 asesores tenía como fecha de entrega el mes pasado, sus integrantes pidieron extender el plazo para concluir las propuestas durante el segundo semestre del año, de manera tal de contar con las cifras del INE en torno a presupuestos familiares (EPF).

En el documento ya presentado, destacan los acuerdos alcanzados hasta el momento, como que la canasta básica seguiría siendo el instrumento para medir la pobreza por ingresos. Sin embargo, es importante realizar una actualización de los aspectos relevantes que ella contiene.

Diferenciar pobrezas urbanas de rurales, introducir escalas de equivalencia y economías de escala en el cálculo del indicador, seguir utilizando la encuesta Casen como instrumento de medición, son algunas de las recomendaciones hechas por el equipo.

Otros actores vinculados a temáticas de superación de la pobreza coinciden con el trabajo hecho por el comité. Leonardo Moreno, director Ejecutivo de Fundación Superación de la Pobreza, comentó la importancia de realizar una medición multidisciplinar del índice.

Para el investigador, “poder actualizar la línea de la pobreza se calcula sobre los ingresos de las personas y para eso existe un instrumento tremendamente poderoso que es la encuesta de presupuestos familiares, que hoy se ocupa para el IPC, para poder saber efectivamente qué es lo que los chilenos y chilenas consumimos actualmente y no seguir basándonos en productos que la gente ya no consume. Y en segundo lugar, complementar la medición de la pobreza con medición multidimensional, que esté midiendo otros elementos, otras dimensiones que tienen que ver con el bienestar de las personas de nuestro país y de cualquier parte del mundo”

Francisca Gallegos, directora del Observatorio Social de la Universidad Alberto Hurtado, comparte posiciones. Para la académica es importante avanzar en el índice que se construye, viendo, por un lado, si existen las herramientas para la medición y, por otro, avanzar en la discusión político-ética de las dimensiones que se quieren resguardar para asegurar la no pobreza en el país.

“Para medir el grado de desajuste, porque en Chile está instalada la medición de pobreza multidimensional, pero para medir el grado de atraso a nivel de rezago que tenemos de avanzar en esos indicadores, deberíamos analizar de manera paralela en qué medida el debate sobre el bienestar y sobre las condiciones que estamos instalando está instalado versus cuáles son los avances a nivel técnico. A mi juicio, nosotros hemos podido avanzar mucho más en términos técnicos de probar ciertos modelamientos y no tanto en el terreno de poder llegar a acuerdos sobre qué dimensiones avanzar, incorporar o no, dentro del bienestar”, explicó Gallegos.

En cuanto al trabajo realizado por el consejo asesor del gobierno, sus objetivos son claros: actualizar la medición de la pobreza por ingresos para tener una medida acorde a la realidad de las familias chilenas, proponer una medición multidimensional que incorpore un concepto más amplio de carencias, y proponer mejoras a la institucionalidad de la medición de la pobreza, son los ejes sobre los que se trabaja.

El equipo presidido por el Ingeniero Civil Rodrigo Jordán comenzó el diseño de trabajo en diciembre de 2012, dos meses después de que el gobierno cancelara la Encuesta de Caracterización Socioeconómica (Casen) 2012, luego de la polémica pública sobre sus cifras y pretende concluir sus trabajos durante el segundo semestre del año, según informaron sus miembros a través de la página web.

Síguenos en