Diario y Radio U Chile

Año XI, 26 de mayo de 2019

Escritorio

Postulantes a La Moneda entregan últimas propuestas y aprontan cierre de campañas

A pocos días de finalizar el periodo de campaña electoral, y de realizarse las elecciones presidenciales y parlamentarias, los candidatos a la presidencia de la República realizan sus últimas actividades y emplazamientos. Mientras Marcel Claude propuso a Roxana Miranda, Marco Enríquez Ominami y Alfredo Sfeir unificar sus candidaturas, Evelyn Matthei llamó a Michelle Bachelet a entregar los nombres de quienes financian su publicidad.

Helmuth Huerta y Diario Uchile

  Lunes 11 de noviembre 2013 8:29 hrs. 
La-Moneda.jpg

En la campaña política por las elecciones del próximo domingo, diversos dimes y diretes se han registrado entre las candidaturas presidenciales de Roxana Miranda, Alfredo Sfeir y Marco Enríquez-Ominami, a causa de la propuesta de Marcel Claude de unificar todas estas candidaturas para hacer frente a lo que él denomina “el duopolio político de Michelle Bachelet y Evelyn Matthei”.

El economista y candidato presidencial del Partido Humanista, Marcel Claude, propuso unir su candidatura con las de Miranda, Sfeir y Enríquez-Ominami, sobre la base de “la gran similitud de sus propuestas políticas, caracterizadas por el llamado a crear una Asamblea Constituyente que permita escribir una nueva Constitución Política, que redefina la relación entre gobernantes y gobernados en Chile”.

Otras de las propuestas comunes, según Claude, son “la recuperación de la gestión pública del agua, que en Chile fue privatizada por la dictadura en 1980”; y “la renacionalización del cobre, que en 1973 estaba en más de un 90% en manos de Codelco y a la fecha es menos del 30%”.

En respuesta a esta sugerencia, Marco Enríquez-Ominami dijo que “es tarde proponer esto cuando falta apenas una semana para la elección presidencial”, mientras que Roxana Miranda declaró que “es irresponsable sugerir este tipo de cosas a través de los medios de los comunicación” y Alfredo Sfeir expresó que “no corresponde proponer la unificación de candidaturas sin que antes haya existido un acercamiento formal para discutir planteamientos de fondo”.

Marcel Claude refutó que esta propuesta sea tardía. “No lo fue porque la hicimos hace mucho tiempo y hay una semana, en una semana se puede tomar esa decisión, en un día se puede tomar esa decisión. Yo creo que la respuesta de los tres candidatos está impregnada de ambición, de esperanza, de ganas, de deseo de perder. Eso es una lástima, porque yo creo que hemos sido la única candidatura que siempre ha apostado a ganar, a dar vuelta la historia de Chile”, manifestó.

Por otra parte, la candidata del pacto Nueva Mayoría, Michelle Bachelet, recibió el apoyo del ex precandidato presidencial y ex ministro de Hacienda, Andrés Velasco, quien obtuvo 278.054 votos en la elección primaria del mes de mayo. En el trasfondo de uno de los cierre de campaña realizados en Antofagasta, Velasco dijo que con este respaldo está cumpliendo la palabra de todos los candidatos que compitieron en ese proceso.

“Esta primaria tenía reglas muy claras, la regla de que el que gana, gana, y los que no ganan apoyan a el que gana. Y yo estoy aquí en ese espíritu, para ahondar en ese compromiso y también, por supuesto, para ayudar a los candidatos al parlamento, porque las ideas son las ideas pero hay que llevarlas a la práctica y en democracia eso se hace en el Congreso, con leyes, y las buenas leyes requieren buenos parlamentarios”, afirmó.

La candidata presidencial del Gobierno, Evelyn Matthei, afirmó que ningún ministro o director de servicio ha participado en su campaña en horario de trabajo y rechazó igualmente las acusaciones de intervencionismo electoral realizadas por sus detractores luego de que se reuniera en el palacio de La Moneda con el Presidente Sebastián Piñera.

La abanderada de la Alianza llamó a la ciudadanía a demandar que Michelle Bachelet revele quiénes son los financistas de su campaña política.

“Es cosa de mirar, son tres o cuatro veces más que los nuestros. Y eso no se consigue si no le donan las empresas, al menos que haya traído la plata de afuera. Y en ese caso, no sabemos con quién podría estar asumiendo un compromiso. Por lo tanto creo que el tema del financiamiento, que ha sido grosero en el caso de la Concertación, miren ustedes la propaganda de Girardi, la de Escalona, miren la de Michelle Bachelet, es grosera la forma en la que han gastado y creo que es muy importante que sepamos de dónde viene todo ese dinero”, declaró.

La candidata del Partido Igualdad, Roxana Miranda, fue la primera en cerrar su campaña, en un acto realizado este domingo en el Parque Almagro. En esa instancia, manifestó que su candidatura es “un voto de protesta, que es reflejo de la molestia de nuestro pueblo”.

“Lo que estamos diciendo con esta candidatura: nunca más vamos a confiar en la elite política. Nunca más vamos a confiar en las dinastías políticas, nosotros queremos ser los representantes de nuestro pueblo, los protagonistas de nuestra propia historia. No necesitamos más representantes, ni economistas, ni ingenieros, ni doctores, queremos ser nosotros mismos los que forjemos un camino de igualdad”, agregó.

También en actividades de cierre de campaña, el candidato presidencial independiente, Franco Parisi, expresó que está seguro que el próximo domingo sus seguidores podrán celebrar el paso a segunda vuelta, porque según sus encuestas está cuatro puntos porcentuales sobre la opción de Evelyn Matthei.

“Vamos a tener varios cierres, pero en realidad no son cierres. Es un comienzo para la segunda vuelta. La última encuesta que tenemos nosotros indica que estamos cuatro puntos sobre la candidata de Jovino Novoa y por lo tanto vamos a estar la noche del 17 celebrando y pasando a segunda vuelta”, aseguró.

Este jueves 14 de noviembre se cumple el plazo de cierre de las campañas políticas. Cabe tener presente que el Fisco paga a los candidatos por cada preferencia expresada en un voto, lo que equivale a 0.03 unidades de fomento (UF), de acuerdo con la Ley 19.884 sobre control del gasto electoral. O sea, el Estado paga 695 pesos por cada voto ciudadano.