Diario y Radio U Chile

Año XII, 22 de octubre de 2020

Escritorio MENÚ

Trabajadores de la Universidad del Mar piden acelerar el proceso de quiebra

Los funcionarios aun vinculados con la Universidad solicitaron a la entidad hacerse parte del proceso de quiebra, con el fin de solucionar a la brevedad la deuda que la casa de estudios aún mantiene.

Diana Torres

  Miércoles 11 de diciembre 2013 17:30 hrs. 
u del mar





Durante la jornada de miércoles, los trabajadores de la sede de Maipú de la Universidad del Mar se reunieron con la Tesorería General de la República con el fin de acelerar el proceso de declaración de quiebra de la institución.

La deuda que mantiene la Universidad del Mar con el fisco asciende a 1600 millones de pesos. Alrededor de 2000 trabajadores, pertenecientes a las sedes de Arica, Reñaca, Maipú y Temuco están pidiendo una solución a la precariedad laboral a la que están sometidos.

En el caso de la sede de Maipú, los 70 trabajadores que aún permanecen ligados a la institución se reunieron con la Tesorería esperanzados en acelerar la quiebra y poder resolver así los 200 millones de pesos que la universidad les adeuda por concepto de cotización previsional.

Rodrigo Albornoz, abogado encargado de la defensa, destacó la importancia de la participación de la Tesorería en el proceso.

“Solicitamos el apoyo como un acreedor más de la Universidad del Mar para que la Tesorería General de la República se haga parte en la actual solicitud de quiebra que está conociendo el Tercer Juzgado Civil de Viña del Mar, a objeto de apoyar la solicitud de quiebra que se está actualmente, frente a lo cual el Tesorero General de la República señaló que hay base, fundamento de carácter fiscal, para apoyar esa solicitud que está siendo tramitada”, pronunció.

Son seis las empresas las que controlan la corporación educacional, las cuales no se han manifestado respecto de la situación. Sin embargo, al declararse la universidad de quiebra, estos seis miembros no tendrían implicancias con el proceso de reajuste.

“La quiebra va a permitir designar a un administrador, a un tercero que es un síndico, que no va a tener interés alguno, ninguna relación con las empresas controladoras de la corporación, de esa manera, de los bienes de la universidad se puedan pagar conforme a la ley, según la cual los trabajadores están en primer lugar, después el fisco, los bancos y los demás proveedores”, detalló Albornoz, explicando el proceso.

Actualmente la universidad no está funcionando con sus programas académicos, los que fueron traspasados a la Universidad Católica Silva Henríquez hace un mes atrás, acción validada por Fernando Rojas, subsecretario de Educación.

Esta instancia resuelve la situación de los alumnos de la Universidad del Mar, pero en ningún caso resuelve la situación laboral de los trabajadores de la institución.

Ante aquello Carlos Alegría, uno de los representantes de los trabajadores, profundizó en el abandono que han sufrido por parte de la institución y del Estado.

“Nosotros trabajamos en proceso de regularizar toda la información de los alumnos y después nos dejan en el aire, nos dejan en tierra de nadie, por eso estamos recurriendo a las autoridades”, dijo Alegría añadiendo que el objetivo final es poder demandar al Estado, una vez que este se hizo parte del problema.

La resolución del recurso se podría conocer durante diciembre. La declaración de quiebra permitirá determinar la cantidad de trabajadores impagos por sus finiquitos.