Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 24 de septiembre de 2021

Escritorio MENÚ

Juez Carroza procesa a ex uniformados por violaciones a los DD.HH.

El ministro en visita de la Corte de Apelaciones de Santiago, Mario Carroza, dictó auto de procesamiento en tres causas por violación a los derechos humanos, perpetradas entre 1973 y 1975, en la Región Metropolitana, y que incluye a agentes de Estado.

Diario Uchile

  Lunes 2 de junio 2014 12:33 hrs. 
"Mamo" Contreras


En la primera resolución, el magistrado procesó a los miembros en retiro de Carabineros Alan González Morán, Luis Solís Lillo, Hugo Pizarro Wittemberg y José González Inostroza, por su responsabilidad en los homicidios calificados de Sergio Alcapia Cienfuegos y Juan Carlos Valle Cortés y el secuestro calificado de Juan Ortiz Moraga, ocurridos el 21 de octubre de 1973.

De acuerdo a la investigación, el magistrado logró determinar los siguientes hechos: “El día 21 de octubre de 1973, a las 12:15 horas, Juan Ortiz Moraga, Juan Carlos Valle Cortés y Sergio Alejandro Alcapia Cienfuegos son detenidos en la vía pública por personal de la subcomisaría Recoleta, Carabineros Juan Aros Ojeda y Luis Solís Lillo, luego trasladados hasta la mencionada unidad policial y entregados al suboficial de guardia Alan González Morán, encontrándose en ese turno de cuartelero el carabinero Hugo Pizarro Wittemberg, y como subcomisario el entonces capitán José Alejandro González Inostroza. Sus familiares al ver que no llegaban a sus hogares, emprendieron búsquedas en distintos lugares, encontrando finalmente los cuerpos de Sergio Alejandro Alcapia Cienfuegos y de Juan Carlos Valle Cortés en el Instituto Médico Legal. Los informes de autopsia  Nº 3447 de Sergio Alejandro Alcapia Cienfuegos y Nº3448 de Juan Carlos Valle Cortes, consignan que sus restos fueron hallados en el kilómetro 12 de la carretera General San Martín el 21 de octubre de 197; el primero, señala como hora de accidente a las 15:30 horas  y el segundo a las 11:45 horas falleciendo ambos a las 23:00 horas, a consecuencia de heridas de bala craneoencefálicas con salida de proyectil. A su vez, respecto del tercer detenido, Juan Ortiz Moraga, este es visto por última vez con vida al interior de la subcomisaría de Recoleta, ignorándose desde entonces su paradero”.

En la segunda resolución, el ministro Carroza procesó al ex director la DINA, Manuel Contreras Sepúlveda, por su responsabilidad en el secuestro calificado de Mónica Llanca Iturra, ocurrido a partir del 6 de septiembre de 1974.

De acuerdo a los antecedentes de la causa: “El día 6 de septiembre de 1974, en presencia de su cónyuge y cuñada, es detenida ilegalmente Mónica Llanca Iturra, en su domicilio, por orden del jefe de la agrupación Caupolicán, Marcelo Moren Brito, mandato cumplido por cuatro agentes de la DINA pertenecientes a la agrupación Halcón, que era comandada por Miguel Krassnoff Martchenko, e integrada por los agentes Osvaldo Romo Mena, Basclay Zapata Reyes y un cuarto no identificado; Llanca Iturra es trasladada a distintos recintos clandestinos de detención, en el último de estos, denominado Cuatro Álamos, a cargo de Orlando Manzo Durán, es conminada a salir de su celda bajo la frase “Puerto Montt”, expresión que en la investigaciones de los distintos procesos sobre Derechos Humanos, se ha llegado a la conclusión que significa que el detenido (a) sale a ser ejecutado, siendo estas las últimas noticias que se tienen de la víctima”.

En la tercera resolución, el magistrado encausó a los oficiales de Carabineros en retiro Sergio Ávila Quiroga e Ismael González Vega por su responsabilidad en el homicidio de José Quiroz Opazo, ocurrido el 27 de octubre de 1975, en la Región Metropolitana.

De acuerdo a los antecedentes de esta causa: “José Domingo Quiroz Opazo, apodado “El Chino Quiroz”, partícipe de una fracción del Ejército de Liberación Nacional llamada “Elenos”, era intensamente buscado por los servicios de seguridad, toda vez que se le vinculaba desde octubre de 1974 a un asalto al Banco de Chile sucursal Huelén y a otro asalto perpetrado en el mes de agosto de 1975, a un pagador de la Universidad Técnica del Estado. En esa investigación, personal del Servicio de Inteligencia de Carabineros SICAR, dio con su paradero el día 27 de octubre de 1975, cerca del mediodía, en el interior de un taller de cromados ubicado en Avda. San Pablo, oportunidad en que ingresan al lugar el capitán Sergio Ávila Quiroga y el teniente Ismael Eduardo González Vega y consultan por un sujeto apodado “El Chino”, una vez que le señalan cuál de ellos  era, proceden a abrir fuego contra la víctima y darle muerte en el lugar. Quiroz Opazo fallece a raíz de una herida de bala craneoencefálica, cuya trayectoria en cráneo es de delante a atrás, abajo arriba y de izquierda a derecha, y otra herida cuya trayectoria es delante atrás, de arriba abajo y ligeramente de derecha a izquierda, ambas complicadas con salida de proyectil”.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.