Diario y Radio U Chile

Año XII, 25 de septiembre de 2020

Escritorio MENÚ

Cuando hay que buscar las “lucas” por cuenta propia

La tasa de desempleo registra aumentos leves que se caracterizan por el alza sostenida de los trabajadores por cuenta propia, quienes por lo común están ligados a los sectores más vulnerables de la sociedad.

Cristián Zúñiga P.

  Sábado 23 de agosto 2014 9:32 hrs. 
cuenta propia





Según las últimas encuestas dadas a conocer por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), la tasa de desempleo del trimestre abril-junio alcanza al 6,45%, registrando una leve alza en comparación con el 6,17% del mismo período del 2013.

Un indicador económico más preocupante lo representa el 1,9% de crecimiento del PIB del segundo trimestre de este año, lo que significa una señal evidente del proceso de desaceleración económica que vive el país.

El organismo explicó que la cifra refleja el débil desempeño de la mayoría de los sectores económicos y destacó la minería y los servicios personales y empresariales como las actividades de mayor contribución. Mientras, la industria manufacturera fue la de mayor incidencia negativa, seguida de los sectores agrícola y comercio.

Con el fin de introducir dinamismo en la economía, en las dos últimas reuniones sobre política monetaria, el Banco Central bajó en 0,25% la tasa de interés, dejándola en 3,5%. Sin embargo, los integrantes del Grupo de Política Monetaria (GPM) señalan que esta medida no es suficiente para revertir la caída de las inversiones y del crecimiento económico.

Aunque la tasa de desempleo se ubica en niveles moderados, algunos economistas estiman que la cifra podría superar el 7% en el corto plazo y que el mercado laboral ha tomado una forma de ajuste muy particular: Un fuerte aumento del trabajo por cuenta propia, que no es a tiempo completo y tiene salarios mucho más bajos.

El director de la Fundación para la Superación de la Pobreza, Juan Carlos Feres, señaló que en períodos de estancamiento del crecimiento se puede observar un mayor dinamismo en la oferta de trabajo femenino en el sector del empleo por cuenta propia.

“Se puede esperar que si la tendencia es al aumento en la tasa de desempleo abierto, esto vaya acompañado con un cierto crecimiento del trabajo por cuenta propia y muy probablemente un empleo de características más bien precarias de baja remuneración, sin ningún tipo de protección social, y por lo mismo responda más bien a un empleo ejercido por personas de bajo nivel de calificación”, explicó el ingeniero comercial.

Por su lado, el investigador de la Fundación Sol, Alexandre Páez, señaló que la categoría de trabajadores por cuenta propia creció en los últimos doce meses en más de 90 mil nuevos trabajadores. En cambio, los asalariados solo aumentaron en 21 mil nuevos puestos de trabajo. Al compararse con el trimestre anterior, los trabajadores por cuenta propia disminuyen en siete mil y los asalariados bajan en 20 mil.

Según el también sociólogo, al ver las estadísticas de los últimos 51 meses, es decir, desde que se aplica la nueva Encuesta Nacional del Empleo (trimestre enero-marzo 2010), se han generado 928 mil empleos, de los cuales el 32,1% corresponde a trabajadores por cuenta propia. Asimismo, del dinamismo de los nuevos empleos al menos un tercio corresponde a trabajadores independientes, lo que es mucho más pronunciado en las mujeres, con el 36,7% del total de las trabajadoras.

Si bien en un primer análisis este segmento de trabajadores es considerado como una suerte de micro empresarios, el investigador  dijo que tomando el tipo de jornada se ve que un 85% de los nuevos trabajadores por cuenta propia corresponde a jornada parcial. Son ocupaciones refugio, es decir, cuando el mercado laboral ya no está produciendo empleos dependientes asalariados, las personas empiezan a auto emplearse para generar ingresos.

“Son ocupaciones refugio de subsistencia, no son ocupaciones en las cuales las personas estén aumentando sus ingresos vía una lógica empresarial, sino más bien son actividades de auto producción o de consumo del día a día. Se refleja en que una de las principales características de los trabajadores por Cuenta Propia es que son trabajadores no calificados y que se desempeñan en jornada parcial, además con altos índices de sub-empleo”, indicó.

En tanto, el profesor del Departamento de Economía de la Universidad de Chile, Jaime Ruiz-Tagle, señaló que este tipo de trabajadores son propios de la economía actual y dijo que en las altas tasas de participación laboral de hombres y mujeres en los países desarrollados una proporción importante de ellos lo hace en jornadas parciales.

El académico matizó los aspectos negativos de este tipo de trabajo: “El trabajo independiente es una parte importante del mercado laboral, no se puede pretender que toda la gente sea dependiente, hay muchas actividades que requieren de un trabajo independiente y por lo mismo es natural que así lo sea. Lo importante es que ojalá la mayoría de ellos se formalice y justamente tenemos el caso de la Ley de Pensiones Solidarias, que también tiene incorporada la obligatoriedad de cotizaciones para aquellos trabajadores independientes a través de las retenciones de las devoluciones de los impuestos”.

Un hecho positivo dentro de este cuadro de una posible alza en las tasas de desempleo y peores puestos de trabajo lo constituye el buen precio del cobre, que sigue sobre los tres dólares por libra, cuestión que da tranquilidad a la hora de calcular el Presupuesto de 2015 para destinar recursos para eventuales planes de empleo.