Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

Sin reducción del IVA se presenta la nueva Política Nacional de la Lectura y el Libro

Luego de una larga espera fue presentado el documento que regirá las acciones de fomento del sector hasta 2020. La ministra Claudia Barattini justificó la mantención del impuesto al libro: "El precio no es el elemento principal", aseguró.

Rodrigo Alarcón

  Jueves 23 de abril 2015 21:54 hrs. 
POLITICA LIBRO-8





90 medidas enfocadas en cinco ámbitos contempla la Política Nacional de la Lectura y el Libro (PNLL), que presentó en la tarde de este jueves la ministra de Cultura, Claudia Barattini, en una actividad realizada en la municipalidad de Recoleta.

El documento, de más de 40 páginas, fue difundido luego de una larga espera, ya que su presentación estaba programada para enero.

La PNLL fue elaborada luego de las conversaciones que desarrolló la Mesa del Libro que el año pasado convocó el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA), de la cual participaron más de 700 personas en las diferentes regiones del país.

Las propuestas, proyectadas hasta 2020, se enfocan en cinco áreas: la lectura (que abarca el Plan Nacional de Lectura), la creación, el patrimonio bibliográfico, la industria e internacionalización y el marco jurídico e institucional.

“Es una acción estratégica para promover toda la cadena del libro, desde la creación hasta los lectores”, dijo la ministra Claudia Barattini, quien recalcó que la política es “una aproximación sistémica para una problemática de primer orden para el país: que Chile tenga más y mejores lectores”.

En ese sentido, la iniciativa pretende que actúen coordinadamente instituciones como los ministerios de Educación y Desarrollo Social, el CNCA, la Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos (Dibam), Corfo, ProChile, el Consejo Nacional de la Infancia y el Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama), entre otras.

Para eso, se anunció una inversión de 16 mil millones de pesos en 2015, con el fin de aumentar en un diez por ciento la población que declara leer en soportes impresos; de un 26 a un 28 por ciento los lectores de formatos digitales; y mejorar la posición de la lectura entre las actividades que los chilenos hacen en su tiempo libre.

Entre las medidas de la PNLL se encuentran distintas acciones para fortalecer las bibliotecas públicas, facilitar el acceso al Fondo del Libro, promover los premios nacionales y regionales para la creación literaria, impulsar las ediciones electrónicas y definir planes de internacionalización para la industria local.

Pese a que fue una de las propuestas que surgió en la consulta realizada el año pasado, la iniciativa no contempla la reducción o eliminación del IVA para reducir el costo de los libros.

Según la ministra Claudia Barattini, “el principal problema del precio es que tenemos un mercado pequeño, necesitamos crecer en la demanda y para eso necesitamos más lectores. El precio no es el elemento principal, tiene que ver con que no se ha ganado la batalla cultural en la formación, en el placer de la lectura. Es una batalla que se gana en la escuela, en la infancia”.

“Hay muchas opiniones y es un debate que va a seguir discutiéndose en la sociedad. Lo que estamos diciendo es que para los próximos años la Política del Libro tiene 90 medidas que no contemplan la rebaja del IVA al libro, pero contemplan otros favorecimientos que están en la Reforma Tributaria que se hizo el año pasado”, señaló.

Consultada respecto a la importancia que tuvieron las propuestas surgidas de la Mesa del Libro en el documento final, la secretaria de Estado aseguró que la PNLL “fue participativa hasta la última etapa”.

“La edición final es responsabilidad del Ejecutivo, porque somos nosotros los que vamos a comprometernos con recursos para que esta política se implemente”, argumentó.

El documento está disponible en el sitio Plan de Lectura y en el sitio del CNCA. El Plan Nacional de Lectura, en tanto, está en este enlace.