Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 2 de diciembre de 2022

Escritorio

SII se querella en contra de Jaime Orpis y Carlos Ominami

A lo de Orpis, se suma la querella presentada en contra del ex senador Carlos Ominami por boletas ideológicamente falsas. En tanto, el senador gremialista habría presentado su renuncia al partido, la que fue rechaza por Hernán Larraín.

Tania González y Fernando Seymour

  Viernes 30 de octubre 2015 16:18 hrs. 
Jaime Orpis

Compartir en

Este viernes el Servicio de Impuestos Internos (SII) se querelló contra el senador UDI Jaime Orpis por delitos tributarios y operaciones tendientes a evadir impuestos de donaciones. Esto, luego de que se hicieran públicas las declaraciones del legislador ante la Justicia, por el Caso Corpesca.

El abogado querellante Matías Ramírez desestimó los testimonios de Orpis e indicó que no se trataba de un tema de endeudamiento, sino de una forma de pago de la empresa por sus “servicios” en el Senado.

En los interrogatorios a inicios de este mes, el senador afirmó que estaba endeudado y no tenía patrimonio para su campaña política, lo que lo obligó a recurrir a la pesquera del grupo Angelini y solicitar más de 200 millones de pesos.

Asimismo, benefició campañas de otros candidatos a concejales en 2008.

Sin embargo, el abogado Ramírez, representante del diputado PC Hugo Gutiérrez, afirmó que Orpis era un empleado más de la empresa en el Senado y todas sus actuaciones eran tendientes a obtener beneficios para su empleador, a través del proyecto de Ley de Pesca que se tramitaba durante esa época.

“En ningún caso creemos que sea una justificación válida esta situación de endeudamiento. De ser efectivo, él tendrá que acreditar cuáles son esas deudas de campaña, porque hasta el momento lo único que hay son los antecedentes documentales de correo electrónico, las mismas declaraciones de los funcionarios donde indican que ellos emitían las boletas y les pasaban directamente el dinero a su bolsillo”, detalló el abogado.

El legislador de la UDI descartó su influencia en la tramitación de la ley y, en cuanto a los dineros solicitados, argumentó que como Corpesca no tuvo utilidades “se definió otra modalidad de financiamiento, a lo que llamamos, como indica mi abogado, platas políticas”.

El cientista político Gonzalo Müller aseguró que Orpis enfrentó una realidad en la que muchos candidatos entran durante elecciones competitivas, debiendo asumir posteriormente las respectivas deudas.

Además, explicó que el legislador hace referencia a una situación que puede ser la de muchos, de manera transversal, en todos los partidos, como una falencia que afecta al sistema político chileno. “Las campañas competitivas se habían vuelto muy caras, entonces se refiere a esa fragilidad o encarecimiento en la actividad pública”.

Para noviembre quedó fijada la audiencia de desafuero del senador Orpis, ante lo que la parte querellante asegura disponer de suficientes antecedentes para debatir sus excusas.

Reacción desde el gremialismo

Luego que se conociera que el SII se querelló contra el senador Orpis, desde la UDI rechazaron la renuncia al partido que presentó el parlamentario.

El senador Víctor Pérez, jefe de bancada del gremialismo, entregó su apoyo al cuestionado legislador, asegurando que “conozco a Jaime Orpis hace mucho tiempo y tengo la convicción de que no ha cometido delitos, aunque sí errores que él mismo ha reconocido”.

Por ello, destacó que el presidente de la UDI, Hernán Larraín, le rechazara la renuncia a la colectividad.

La querella contra Orpis y Lee

Además, la institución dirigida por Rodrigo Barraza presentó otras seis querellas por delitos tributarios. Entre ellas en contra de Carlos Ominami y Milton Lee.

En un comunicado de prensa, el SII anunció que “ante el 8° Juzgado de Garantía, el organismo presentó otra querella en contra de Patricio de Solminihac, Patricio Contesse, Ricardo Ramos, en su calidad de representantes legales de la Sociedad Química y Minera de Chile S.A.; de Milton Lee, en su calidad de representante legal de la sociedad Alerce Talleres Gráficos S.A.; y de Carlos Ominami, por haber presentado durante los años tributarios 2010 y 2011 declaraciones de Impuesto a la Renta maliciosamente falsas y por el aumento indebido del crédito fiscal mediante la incorporación en la contabilidad de 8 facturas falsas, generando un perjuicio fiscal que en total asciende a la suma de $75.205.493. El carácter falso de las facturas emitidas por el contribuyente Alerce Talleres Gráficos S.A. a SQM S.A. obedece a que los servicios detallados en las facturas fueron prestados a Carlos Ominami y no al contribuyente SQM S.A.”, dice el documento.

Al conocer la querella, el ex senador Ominami se mostró asombrado y aseguró, en un escueto comunicado de prensa, que colaborará con la justicia para avanzar en la investigación que busca determinar la emisión de facturas ideológicamente falsas presentadas a la minera no metálica.

Síguenos en