Diario y Radio U Chile

Año XI, 19 de octubre de 2019

Escritorio

Diputados y senadores DC profundizan diferencias por Reforma Laboral

Mientras el Ejecutivo prosigue con las negociaciones para aprobar el proyecto, senadores DC manifestaron sus reparos hacia puntos centrales de la iniciativa como la titularidad sindical y la prohibición del reemplazo en huelga. “No representan la opinión de la DC”, aseguró el diputado Patricio Vallespín.

Gonzalo Castillo

  Miércoles 20 de enero 2016 20:19 hrs. 
Senador Pizarro

El Gobierno continúa con su ronda de negociaciones para sacar adelante, antes del 31 de enero, la Reforma Laboral, iniciativa que ha desnudado las diferencias existentes al interior de la Nueva Mayoría sobre este tema, particularmente en la Democracia Cristiana, ya que gran parte de sus senadores adhiere a la idea de morigerar este proyecto, mientras que los diputados se mantienen en su postura de que no se realicen modificaciones sustanciales al cuerpo legal que salió de la Cámara.

Temas como la titularidad sindical y el reemplazo en huelga continúan tensionando al oficialismo, toda vez que algunos parlamentarios DC en el Senado, han manifestado su visión de que es producente implementar la figura de las “adecuaciones necesarias” en caso de huelga, o que la extensión de beneficios no sea prerrogativa del sindicato.

Si bien, la indicación sobre las adecuaciones fue descartada por el Gobierno, la cual era considerada una forma de reemplazo en huelga encubierto por la CUT, el senador Jorge Pizarro, presidente de la Falange, aseguró que siguen en búsqueda de “una fórmula y eso es lo que estamos trabajando con el Gobierno”.

Mientras que el senador Andrés Zaldívar, criticó que la extensión de beneficios de una negociación colectiva sea sólo una atribución del sindicato, ya que eso atentaría contra la libertad de afiliación sindical, a su juicio.

Patricio Vallespín, diputado de la DC y miembro de la Comisión de Trabajo, reiteró que los diputados de su partido no están dispuestos a aceptar cambios sustanciales a la Reforma Laboral en el Senado, y aseguró que el pensamiento de los senadores de la Falange agrupados en la llamada bancada pro pyme no representa el sentir de su partido.

“La posición de la Democracia Cristiana no está representada por la opinión de algunos senadores que tienen una posición distinta a lo que la bancada de diputados de la DC votó acá en la Cámara de Diputados. Nosotros estamos por mantener los estándares básicos que son los pilares de esta Reforma Laboral y, por tanto, yo quiero que, primero que nada, emplazar a los senadores de mi partido que están en tesis que no son las que aprobó la Cámara de Diputados, que no son las que están en el Programa de Gobierno y que, de alguna u otra manera, confunden a la opinión pública. No es la opinión de la DC”.

En tanto, el presidente de la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados, (PC) Lautaro Carmona, si bien expresó que el Gobierno tiene el legítimo derecho de seguir negociando un acuerdo sobre este tema, señaló que después de más de un año de discusión, en donde se han planteado todas las visiones y propuestas de los distintos actores, no cabe que “alguien esté sorprendido o en desconocimiento de algún aspecto que le haga falta para tomar posición”.

El diputado comunista sostuvo que se entiende que sean senadores de la derecha los que estén alineados con las visiones del empresariado sobre esta reforma, pero no que sean miembros de la Nueva Mayoría quienes estén adscribiendo a dichos postulados, como son la titularidad sindical y el derecho a huelga, que para el parlamentario, son elementos clave de esta iniciativa. Carmona postuló que lo ideal es que se termine con estas discusiones y que de una vez se vote en Sala la Reforma Laboral.

“Creo yo que lo que se debería haber hecho es sacar a la pizarra a cada uno, en el buen sentido de la palabra, cada uno expusiera y votara, total existen dos momentos más que es el tercer trámite en la Cámara de Diputados y que es la comisión mixta como también un instrumento legislativo”.

Finalmente, el diputado Carmona hizo énfasis en que esta reforma es parte del Programa de Gobierno, el cual “cada uno de nosotros hizo propio”: “No conozco ningún parlamentario, ni senador ni diputado, que haya postulado un programa distinto al que postuló la Presidenta Bachelet para ganar el respaldo ciudadano. Todos lo hicimos con el mismo Programa, ahora toca la hora de cumplirlo”.

La CUT, a través de su vicepresidente, Nolberto Díaz, expresó en medios de prensa que históricos líderes de la DC como Radomiro Tomic, Eduardo Frei-Montalva, entre otros, “se están revolcando en su tumba” viendo la actuación de los senadores del partido en la tramitación de esta iniciativa.

Desde el Gobierno, el vocero Marcelo Díaz aseguró que siguen en conversaciones para lograr el objetivo “fundamental que es mejorar las condiciones en las que los trabajadores hoy día negocian sus condiciones laborales: remuneraciones, clima laboral, entre otros”.

Sobre los plazos que se manejan para conseguir el total despacho de la iniciativa, el ministro Secretario General de Gobierno señaló que si se consigue “de aquí al 31 de enero, estupendo”, pero en caso contrario “tendremos que darnos el tiempo suficiente, porque lo que el país requiere es una buena legislación laboral”.