Diario y Radio U Chile

Año XI, 17 de noviembre de 2019

Escritorio

Ambientalistas acusan nuevamente a minera Escondida por daño ambiental

Organizaciones medioambientales acusaron “complacencia del Estado” en la extracción de agua desde el salar de Punta Negra por parte de Minera Escondida, proceso que califican de “ecocidio” en la Región de Antofagasta.

Rodrigo Fuentes

  Jueves 15 de septiembre 2016 20:33 hrs. 
salar-punta-negra

La Agrupación en Defensa del Salar de Punta Negra, presentó una nueva denuncia ante la Superintendencia de Medio Ambiente de Antofagasta en contra de minera Escondida, por lo que calificaron de “ecocidio”, producto de las faenas extractoras de agua.

La comunidad había presentado en febrero pasado una acusación ante la misma instancia gubernamental, que culpa a la filial de la multinacional minera BHP Billiton, del grave daño a la flora y fauna del salar, ubicado al interior de la segunda región.

El vocero de la Agrupación de Defensa del Salar de Punta Negra, Carlos Iriarte, indicó que debido a las nulas acciones de los organismos encargados de fiscalizar los daños al ecosistema, se vieron obligados a presentar una nueva denuncia con más antecedentes que agravaría las condiciones en el entorno.

“A pesar de los antecedentes, sigue extrayéndose agua del Salar de Punta Negra por parte de Minera Escondida y eso nada más es complacencia por parte del Estado. Como finalmente mantener el statu-quo y darle chance a la minera para que siga extrayendo agua y siga lastimando el espacio ecológico que existe en el Salar de Punta Negra”, precisó.

Sobre el tema, el académico investigador de la Universidad Católica del Norte Alonso Barros indicó que la idea principal de Minera Escondida, es apoderarse no del litio que abunda en la zona, sino que del agua que está en las napas subterráneas.

Por este motivo, adelantó que la filial de la multinacional minera BHP Billiton, compraría también la participación de explotación que Soquimich tiene en el Salar de Atacama, situación que se podría realizar debido a las ineficiencias de la ley y parsimonia de las instancias estatales fiscalizadoras.

“Los distintos daños que han sufrido la disminución de los espejos de las lagunas, lo que ha generado la casi extinción de los flamencos en la zona. Tampoco se sabe cuánta agua saca Minera Escondida, de donde está sacando su agua. Han declarado que sacan 40 litros por segundo, pero eso no está fiscalizado, no está verificado”, agregó.

En tanto, el presidente de la Comisión Investigadora de los actos de organismos públicos encargados de la fiscalizar los salares de Chile, diputado Marcos Espinosa, indicó que la instancia ha detectado graves falencias en la normativa.

Detalló que las irrisorias multas que comprende la legislación actual, junto con la inoperancia de los fiscalizadores como la Dirección General de Aguas, el Servicio Agrícola y Ganadero y CONAF, hacen necesario impulsar una nueva normativa.

“Y es por eso que nosotros estamos estableciendo claramente cuáles son las debilidades que tienen los organismos públicos, quienes son los que debieran garantizar la sustentabilidad de estos salares. Por eso se deben imponer medidas desde el punto de vista legislativo que sean bastante más rigurosas cuando se incumplan los compromisos contraídos”, argumentó.

La denuncia hace referencia a que la principal minera cuprífera del mundo, BHP Billiton, extrae en forma ilegal agua para sus faenas desde el Salar de Punta Negra, provocando un grave perjuicio ambiental que redunda en la desaparición de flamencos, zorros, insectos, bofedales y vegas que sostienen la vida en el desierto más seco del mundo, que entre otras cosas, alimenta de recursos hídricos de uso milenario a comunidades que viven en la dirección de la napa de agua, hoy casi extinta.