Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 9 de diciembre de 2022

Escritorio

Las sociedades comerciales que complican al nuevo ministro de Justicia

Jaime Campos mantendría dos sociedades comerciales con el abogado que representa legalmente a la empresa Morpho, encargada de proveer el software al Registro Civil y que se sindica como una de las responsables del cambio electoral de más de 470 mil personas.

Diario Uchile

  Viernes 21 de octubre 2016 21:59 hrs. 
jaime-campos

Compartir en

A las pocas horas de ser nombrado como reemplazante de Javiera Blanco, Jaime Campos ya sacaba la voz. El Ministro aseguró que “rodarían cabezas” de todos quienes resultaran responsables del multitudinario y arbitrario cambio de domicilio electoral de 470 mil electores. Además, pidió que todos los directores de los servicios dependientes del Ministerio de Justicia pusieran su cargo a disposición, para evaluar con quiénes seguía avanzando.

Un día después ofreció una extensa conferencia de prensa, donde negó ser socio del abogado Francisco Zúñiga, representante legal de la empresa Morpho, involucrada en las fallas informáticas que ha sufrido el Registro Civil y que según Luis Acevedo podrían ser la causa del cambio arbitrario en el domicilio electoral de más de 470 mil personas.

Sin embargo, y si bien no hay “sociedades profesionales”, el nuevo secretario de Estado tendría al menos dos sociedades comerciales con Zúñiga, según se indica en el Diario Oficial.

Bicentenario Limitada y Minera Bicentenario S.A son las dos sociedades comerciales, según informa Ciper. A la primera, que se forma en 2001, Campos arriba en 2004 con un 15,3 por ciento del capital. Francisco Zúñiga participa con un 61,5 por ciento.

En tanto, Minera Bicentenario se forma en 2010 y se repiten los nombres de Campos, Zúñiga y Enrique Donoso Silva, quien también forma parte de Bicentenario Limitada.

¿Conflicto de interés?

Las explicaciones de Jaime Campos fueron una respuesta al emplazamiento del diputado de Renovación Nacional Nicolás Monckeberg. El diputado denunció que el abogado radical tendría conflictos de interés en el caso del Registro Civil por estar vinculado profesionalmente a Francisco Zúñiga.

Campos declaró ante la prensa que las acusaciones del diputado de RN Nicolás Monckeberg eran “puras leseras”, desestimando así que sus vínculos con Zúñiga pudieran representar un conflicto de interés a la hora de identificar y sancionar a los responsables del escándalo que tiene en vilo a las elecciones municipales de este domingo.

“(Él) me imputa que yo estaría inhabilitado para desempeñar el cargo de ministro de Justicia por una supuesta relación que yo tendría con una imaginaria sociedad profesional que atiende a una empresa computacional. Sobre el particular, debo decir que todo aquello es absolutamente falso. Yo no tengo ninguna sociedad profesional con nadie. He ejercido mi profesión de abogado individualmente como persona natural”, dijo Campos negando la acusación del RN.

En la misma conferencia de prensa, el titular de Justicia reconoció vínculo con las firmas Bicentenario Limitada y Minera Bicentenario S.A, pero aseguró que solo era una “sociedad de techo”, es decir, que sus oficinas estaban en el mismo lugar, pero “cada uno con sus clientes”.

“Yo con Pancho Zúñiga estoy metido en dos o tres sociedades mineras, son sociedades anónimas cerradas y dueñas de pertenencias mineras, pero no las estamos explotando, estamos en etapas iniciales. Si las explotara no estaría sentado acá. Para explotarlas se necesita mucho dinero”, dijo a Ciper.

“Somos dueños de la oficina, del estudio, del inmueble, a través de la sociedad que se llama Bicentenario. Lo único que tiene esa sociedad es la propiedad de la oficina de Miraflores. Cuando uno constituye una sociedad le pone 500 mil objetivos, pero esa sociedad lo único que tiene es la oficina”.

El bacheletismo de Francisco Zúñiga

No es la primera vez que suena el nombre de Francisco Zúñiga en la Nueva Mayoría. El abogado de la Universidad de Chile que hoy representa a la empresa Morpho tiene vínculos con el Partido Socialista.

Trabajó en la última campaña presidencial de Michelle Bachelet, incluso se encargó de la redacción del apartado constitucional del Programa de Gobierno. Zúñiga es partidario de generar una nueva constitución por la vía institucional, desestimando la asamblea constituyente como un camino para lograrlo.

Zúñiga también representó a la Nueva Mayoría ante el Tribunal Calificador de Elecciones (TRICEL) en mayo de este año, cuando por un error fueron mal inscritos los candidatos oficialistas que disputarían primarias el 23 de mayo.

Síguenos en