Diario y Radio U Chile

Año XII, 22 de octubre de 2020

Escritorio MENÚ

Crisis de Empresa Subus podría dejar a 6 mil trabajadores sin indemnización

La empresa Subus, la más grande del proyecto transantiago, tiene una deuda de 90 mil millones. El ejecutivo no está dispuesto a financiarla completa, por lo que 6 mil trabajadores no tiene certeza del futuro de la empresa que podría declararse en quiebra.

Rodrigo Barrera

  Miércoles 7 de diciembre 2016 20:02 hrs. 
transantiago bus gente





La compañía Subus, una de las operadoras más grandes de la red de transporte metropolitano, vive una gigantesca crisis financiera. El Ministerio de Transportes, a través una revisión especial de contratos, ha tenido que salir a respaldarla económicamente frente a sus acreedores.

Subus mantiene una deuda por más de 90 mil millones de pesos, la Confederación de Trabajadores del Transporte y el sindicato de la empresa fueron informados por la cartera del ramo, que su ofrecimiento alcanzó los 38 mil millones de pesos para el periodo que va entre los años 2017 y 2020. Este monto no alcanzaría a cubrir la deuda, ya que está muy por debajo de los 23 mil millones de pesos anuales que solicitaba la compañia.

Boris Guerrero, vocero de los trabajadores de la empresa, dijo que existen tres escenarios posibles, donde el más preocupante es en el que los demandantes no acepten la oferta del Ejecutivo y proceda la liquidación de los bienes de la empresa, donde según Guerrero, el pago de las indemnizaciones de los trabajadores quedarían para el último momento.

“Si la empresa y los acreedores aceptan la propuesta, la empresa terminará en un proceso de reorganización y de esta forma se proyectaría hasta 2020. Otro escenario, es que los acreedores acepten, pero la empresa considere que es insuficiente y no quiera firmar el cierre de la negociación. Ante ese escenario los acreedores pueden solicitar un cambio de administración y el Ministerio de Transportes tendría que designar un administrador provisional y él podría terminar también firmando este cierre de negociación extraordinaria”.

Ante esto, Boris Guerrero, comunicó que siguen reuniéndose con representantes del Ejecutivo para que ante una quiebra declarada de la empresa, las indemnizaciones de los choferes, supervisores y personal administrativo de Subus sean garantizadas.

“Nosotros no estamos pidiendo que el Estado se haga cargo de la indemnización de los trabajadores, lo que nosotros decimos es que ante una liquidación, lo mínimo que corresponde al derecho de los trabajadores en una empresa privada, es que de los activos se tiene que resguardar las indemnizaciones y no solo priorizar a los acreedores mayoritarios que son los bancos extranjeros”.

Respecto a esta crisis financiera de Subus, el subsecretario Carlos Melo, ya salió al paso y declaró que la responsabilidad de esta crisis es “de la empresa y no es un fracaso del ministerio”. En este escenario, lo trabajadores esperan que sus indemnizaciones sean prioridad si es que la empresa se declara en quiebra.