Diario y Radio U Chile

Año XI, 21 de julio de 2019

Escritorio

Con Alfredo Moreno como nuevo jefe de la CPC, Grupo Penta y piñerismo llegan a liderar al gran empresariado

La organización empresarial estará dirigida por el ex canciller de Sebastián Piñera. Los vínculos políticos y económicos del nuevo líder corporativo auguran una tensa relación con lo que queda del actual gobierno, pero una espléndida comunicación si el futuro gobierno vuelve a manos de su ex jefe.

Gonzalo Castillo

  Jueves 30 de marzo 2017 22:59 hrs. 
pinera-moreno_816x544

 Con un discurso centrado en la “recuperación de las confianzas” y con críticas al manejo económico de los últimos años, asumió como nuevo presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC) el ex canciller Alfredo Moreno Charme, quien reemplaza a Alberto Salas.

Moreno apuntó a la implementación de las principales reformas realizadas por el gobierno de la Nueva Mayoría, como parte de la raíz del supuesto retroceso de la economía el cual, desde su punto de vista, enterará cuatro años, coincidentemente el mismo tiempo que lleva en el poder Michelle Bachelet.

“Los problemas que tenemos en distintas áreas: en la Reforma Tributaria, en la Educación, en la Reforma Laboral que se inicia en poquitos días más, pero que ya los expertos todos mencionan que va a traer, desgraciadamente, más conflictividad y dificultades para llegar a acuerdos y, sin duda, bajo crecimiento. Llevamos ya tres años, todos los expertos indican que este año vamos a tener otro, vamos a tener cuatro años de bajo crecimiento continuado, que (el país) no tenía hace muchísimo tiempo”, afirmó Moreno en su discurso al asumir el mando del gran empresariado en un evento realizado en una sede de la CPC en Providencia.

Con este nombramiento Moreno corona una amplia trayectoria empresarial asumiendo el liderazgo de los gremios empresariales, a lo que se debe agregar el interregno de cuatro años al frente del Ministerio de Relaciones Exteriores, cargo al cual llegó por su cercanía con el ex mandatario Sebastián Piñera y por sus vínculos con los más poderosos grupos económicos del país.

Como cabeza de la diplomacia chilena, Moreno debió afrontar el fallo de la Corte de La Haya en el diferendo marítimo con Perú y que significó la pérdida de una vasta parte de la Zona Económica Exclusiva chilena. Cabe recordar que en medio del litigio, la cancillería se jugó por la tesis de las “cuerdas separadas” para mantener por un carril las relaciones económicas con el vecino del norte, y por otro los problemas limítrofes.

Trayectoria empresarial

Este ingeniero de la Universidad Católica y político independiente, pero cercano a la UDI, muestra en su historial en el mundo privado su presencia en los directorios de empresas y asesor de los más importantes grupos económicos. De hecho, desempeñó un rol de negociador importante en la venta del Banco de Chile al Grupo Luksic. Desde 1987 Moreno era director de ese banco, mientras que los futuros mandamases del Grupo Penta, Carlos Alberto Délano, entró en 1993, y Carlos Eugenio Lavín en 1996. En 2001 decidieron vender el banco al Grupo Luksic, negociación en la que participó activamente Moreno.

El nuevo jefe de la CPC también tuvo una participación destacada en la fusión de D&S con Falabella en 2007, lo que permitió a la empresa de retail expandirse a varios países de Latinoamérica.

Conocida también es su afición por el rodeo y su membresía en la Federación de Criadores de Caballos Chilenos. Se trata de una institución que representa, en parte, a los terratenientes tradicionales del país. A través de esta organización Moreno se vinculó también con el dueño de El Mercurio, Agustín Edwards. Además, el ex canciller es miembro del directorio de Fundación Paz Ciudadana, otra de las creaciones del empresario de las comunicaciones.

Y para completar el círculo de gran poder criollo, Moreno también forma parte del directorio de Fundación Teletón, así como de otras diez empresas e instituciones.

También destaca su presidencia de las empresas Penta, cargo de confianza de los dueños del holding Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano. Desde ese puesto debió hacer frente a la crisis desatada por el financiamiento irregular de la política, formando un equipo de comunicaciones para enfrentar la tormenta con empresas Extend –de Marilú y Pilar Velasco, hijas del ex ministro Belisario Velasco- e Imaginacción de Enrique Correa.

De hecho, Moreno es parte de las 187 personas incluidas en la prueba testimonial que aparecen en la acusación del caso Penta, por lo que deberá declarar como testigo en el proceso judicial.

Hace algunos meses el precandidato presidencial de Chile Vamos, Manuel José Ossandón, señalaba frente a la certeza que Moreno fuera elegido presidente de la CPC que “claramente, la imagen que el presidente de Penta sea el presidente de la CPC, a la opinión pública, yo creo que no va a ser buena”.

El Frente Amplio… de los empresarios

Para el diputado de la DC e integrante de la comisión de Economía de la Cámara Baja, Fuad Chahín, el cargo que ocupará los próximos dos años Alfredo Moreno, se viene a sumar a las labores que ya ejercen los ex ministros de Piñera Rodrigo Álvarez, en la presidencia de la Asociación de Productores de Alimentos y Bebidas; y Rodrigo Pérez Mackenna, quien fuera hace poco presidente de la Asociación de AFP.

El parlamentario plantea que el gobierno de Sebastián Piñera representó al gran empresariado, cuestión que volverá a ocurrir en caso que el abanderado derechista sea nuevamente electo Presidente en noviembre.

“Está claro que el gobierno de Sebastián Piñera fue un gobierno que representó a ese sector del país, y que si llega a volver al gobierno va a volver a representar ese sector: el de los grandes empresarios. Alfredo Moreno no es el presidente de las Pymes, sino que de las grandes empresas de este país”, dijo el legislador falangista a Diario Universidad de Chile.

Fuad Chahín refutó las declaraciones de Moreno sobre el estancamiento económico en Chile. “Cuando uno ve el aumento de las utilidades de las Isapres, cuando uno ve el comportamiento de la bolsa, uno legítimamente tiene que preguntarse a lo mejor que aquí hay una decisión política de las empresas de no invertir en nuestro país para poder generar las condiciones para que vuelvan a tener un presidente que gobierne para ellos. Y ese hombre es Sebastián Piñera”.