Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

Más de 3.500 personas visitaron la Casa Central de la U. de Chile en el Día del Patrimonio

La principal sede de la Universidad se convirtió en uno de los puntos más visitados en la capital en este Día del Patrimonio Cultural. Uno de los edificios emblemáticos de la Casa de Bello, que alberga al Archivo Central Andrés Bello y la Sala Museo Gabriela Mistral, compartió este domingo su historia como una de las instituciones fundadoras del país y la República.

María Jesús Ibáñez

  Martes 30 de mayo 2017 7:24 hrs. 





Este domingo 28 de mayo se celebró el Día del Patrimonio Cultural en el país y la U. de Chile se sumó con más de 10 actividades en distintos sectores de la capital. Entre ellas, las visitas guiadas al emblemático edificio en la Av. Libertador Bernardo O’Higgins 1058, correspondiente a la Casa Central de la Universidad; y la apertura del Archivo Central Andrés Bello, el núcleo patrimonial del plantel. Más de 3.500 personas escogieron conocer la historia de la sede principal de la U. de Chile y fueron parte de la nueva muestra de la Sala Museo, “Momento Constituyente. Del pueblo a la ciudadanía”.

“Me parece relevante destacar que la Casa Central es para muchas personas un hito de su propia historia y para otros, una historia de la cual se sienten parte y quieren transmitir a sus hijos lo importante que es para el país. Quienes la visitaron se vincularon emotiva y sentidamente con lo que representa hoy la Universidad de Chile en el contexto de defensa de la educación pública, el relato tuvo ese norte y esperamos haber contribuido proporcionando elementos significativos a ese debate”, contó Alejandra Araya, directora del Archivo Central Andrés Bello y quien estuvo a cargo de guiar las visitas.

A las 10 de la mañana el edificio característico de la acera sur de la Alameda abrió sus puertas a los miles de adultos, jóvenes, niñas y niños que quisieron recorrer los distintos lugares e historias que conviven en esta construcción neoclásica del siglo XIX. Las personas partieron por conocer detalles de cómo la U. de Chile, a través de este espacio declarado Monumento Histórico en 1974, se convirtió en una de las instituciones fundadoras del país y la República.

Dentro del corazón de la Casa Central -su Salón de Honor-, las personas revivieron instantes históricos que sucedieron en ese espacio: el velorio masivo de Gabriela Mistral en 1957, donde más de 200 mil personas llegaron a rendirle homenaje de manera espontánea a quien fuera la primera latinoamericana en recibir el Premio Nobel de Literatura; y la presentación de la Constitución de 1925 por parte del presidente Arturo Alessandri al país; entre muchos otros. Estos últimos son sólo algunos de los acontecimientos que han tenido lugar en el Palacio Universitario, como se le conoció a la Casa Central en el siglo XIX, y de los que los visitantes fueron conociendo a través del relato de Araya.

La democratización del patrimonio no es sólo abrir materialmente las puertas, sino que democratizar y socializar las prácticas de nuestro patrimonio inmaterial como universidad: espacio de opinión pública, pensamiento crítico, densidad del debate y producción del conocimiento en el lugar en que todas las verdades se tocan”, enfatizó Araya respecto al interés y el trabajo que buscó realizar la Casa de Estudios en este Día del Patrimonio.

Por su parte, la directora de Extensión de la U. de Chile, Ximena Póo afirmó que “desde 2014 la Casa Central ha ido densificando y amplificando su papel republicano en el eje de la Alameda y para todo el país, porque la consideramos una Casa Abierta para Chile. Desde la Vicerrectoría de Extensión y Comunicaciones creemos, siguiendo los lineamientos participativos de esta Rectoría, que nos hemos hecho cargo como comunidad de seguir dotando de significados esta Casa y eso queda de manifiesto todos los días. Las visitas que tuvimos el domingo 28 nos animan a seguir trabajando para que esta Casa sea una plataforma de Extensión y excelencia, como ha venido siendo. La Casa cumple 150 años y creemos que este domingo fue un día de celebración que solo nos desafía a ser más creativos, inclusivos y proyectivos”.

Además de visitar distintos espacios de este edificio, las personas también conocieron la nueva muestra “Momento Constituyente. Del pueblo a la ciudadanía”, exposición que busca plantear preguntas y debates en torno a los actuales procesos constitucionales a través del rescate de la historia chilena.

“La experiencia en Sala Museo fue muy gratificante, en general creo que las personas comprendieron la intención de la muestra como un espacio crítico y propositivo. La idea era instalar preguntas que propiciaran a la reflexión, lo que llevó a que las personas iniciaran discusiones sobre los conflictos que actualmente ven, como la necesidad de cambiar la constitución o el no sentirse representados con la política”, contó Camila Plaza, encargada de la Unidad de Actividades de Extensión y Comunicaciones del Archivo Central.

Sala Pablo Neruda: protagonista del recorrido en el Archivo Bello

El Archivo Central Andrés Bello, dependiente de la Vicerrectoría de Extensión y Comunicaciones, posee una historia que remite a mediados del siglo XIX, cuando empieza a forjarse la independencia cultural del país. Esto fue lo primero que escuchó cada una de las personas que quisieron sumarse a los recorridos guiados por las principales colecciones de este espacio en este Día del Patrimonio -en total 500 visitantes-.

La primera parada fue la Sala Pablo Neruda, donde se alberga la colección de libros y caracolas que el propio poeta donó a la Universidad cuando cumplió 50 años en 1954. A partir de la misma estructura del lugar, en cuyo diseño participó el mismo Neruda, hasta la colección de más de cinco mil libros y ocho mil 400 caracolas -declarada Monumento Histórico Nacional-, las personas tuvieron la oportunidad de acercarse al universo intelectual del poeta resguardado por la Casa de Bello.

A continuación los grupos recorrieron el archivo fotográfico más antiguo del país; la Sala y Colección Universidad de Chile, que reúne la producción académica de los profesores de la Universidad; y el Laboratorio de Conservación y Restauración de Papel, donde se revisaron materiales, herramientas y técnicas.

“Me parecieron visitas muy entretenidas e interesantes, además que guardan la historia que debemos cuidar y transmitir a la siguiente generación. Estos libros y estas historias son base para las cosas futuras”, señaló Javiera Fuentes, estudiante de educación básica que junto a su madre, Maritza Orrego, realizaron ambos recorridos, la Casa Central y el Archivo.

“La colección Neruda es la que más me impresionó. Ver que en este lugar tienen sus objetos y uno los puede conocer y acercarse a ellos fue muy emocionante”, afirmó Orrego.

Junto con las actividades en el Archivo y la Casa Central en distintas unidades de la U. de Chile se celebró este día con distintas iniciativas. Entre ellas, el Observatorio Astronómico Nacional abrió sus puertas y exhibió los principales telescopios de la institución y antiguos instrumentos utilizados para este campo. El Museo de Anatomía realizó recorridos por el anfiteatro anatómico, los pabellones de disección y el propio museo. Y el Museo de Arte Contemporáneo (MAC) desarrolló conciertos gratuitos y Aulas Abiertas, entre muchas otras actividades de otras unidades de la Universidad.