Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 9 de diciembre de 2021

Escritorio MENÚ

Ezzati por Juan Barros: “Sin duda debe dar un paso al costado”

El Cardenal también dijo, a propósito de la información errónea enviada al Papa, que no es tiempo de perseguir a los responsables.

Diario Uchile

  Jueves 19 de abril 2018 14:55 hrs. 
ezzatiii


El cardenal Ricardo Ezzati se refirió a la carta enviada por el papa Francisco a los Obispos de Chile, tras llevar a cabo un encuentro con los sacerdotes de Santiago en la Catedral, convocada para hablar sobre el mensaje de la máxima autoridad eclesiástica.

Al respecto, afirmó que el obispo de Osorno, Juan Barros, “sin duda alguna” debe dar un paso al costado y agregó que “Yo no soy juez para decir si él encubrió o no, pero el bien del pueblo de Dios pide de parte de él la disponibilidad”.

Expresó también que sienten “dolor y vergüenza junto con el santo padre” por las heridas causadas por los abusos denunciados contra miembros la Iglesia Católica.

En ese sentido descartó las acusaciones que pesan en su contra de haber actuado de forma displicente ante las denuncias.

“A mí me tocó, en este caso concreto, no lavarme las manos, y no me las lavo. Sin duda alguna me corresponde una responsabilidad que es darle el peso a las cosas con objetividad. A mí me tocó recibir el día después de mi asunción como arzobispo de Santiago, la indicación de la Santa Sede para cumplir el decreto en relación a Fernando Karadima, y eso puedo decir que he buscado realizarlo con toda honestidad y con todas las dificultades que eso significa”.

Respecto de la información errónea que se entregó al Papa Francisco, Monseñor Ezzati afirmó que es un hecho grave, aunque señaló que no es tiempo de perseguir a los responsables.

“En este momento no se trata de ir de caza de brujas, menos de dar rienda suelta a fantasías y especulaciones que a nada conducen. Nos parece muy honesto y muy bueno que el Santo Padre pueda abrir su corazón a los hijos y corregirlos oportunamente cuando estos han fallado”.

Ezzati enfatizó en que el Papa solicitó su colaboración para buscar medidas y así “restablecer la comunión eclesial en Chile para reparar en lo posible el escándalo y restablecer la justicia”.