Diario y Radio U Chile

Año X, 18 de noviembre de 2018

Escritorio

Colegio Médico exige al Gobierno paralizar actividad industrial en Quintero y Puchuncaví

En una visita a la zona para evaluar las condiciones de la salud pública, Izkia Siches, presidenta del gremio, señaló que las autoridades deben mejorar la normativa medioambiental del país y cerrar las industrias hasta que se aseguren medidas de mitigación que terminen con la contaminación.

Andrea Bustos C.

  Miércoles 12 de septiembre 2018 17:26 hrs. 
QUINTERO-740x430

En el marco de los cientos de casos de intoxicación que se han registrado en la zona desde hace ya tres semanas, es que la presidenta del Colegio Médico, Izkia Siches, junto al presidente del Departamento de Medio Ambiente de la institución, Andrei Tchernitchin, visitaron el Hospital de Quintero para constatar la situación de la salud pública del lugar.

En su visita, Izkia Siches se manifestó muy disconforme con las medidas que ha implementado el gobierno, y aseguró que “el tema medio ambiental ha quedado en segundo plano. Cuando hay labores productivas pareciera que a las autoridades no les importa cuál es el costo de salud”.

La representante de la organización médica valoró el trabajo que han hecho durante esta crisis los equipos de salud del Hospital de Quintero y comentó que son ellos quienes han tenido que enfrentar un problema al que las autoridades llegaron tarde.

Además, explicó que, como institución, elaboraron un documento informativo que pondrán a disposición de la comunidad, sobre los riesgos para la salud que generan crisis de este tipo, y fue enfática al señalar que “esto no se diagnostica con un examen que esté disponible en alguna parte, ni se cura con una pastilla. La única solución es disminuir la exposición”. En esa linea, comentó que los efectos de la exposición a los tóxicos se dan en un largo plazo a través de síntomas o enfermedades crónicas.

Para evitar más problemas de salud en los habitantes del sector, desde la organización emplazaron a las autoridades a paralizar todas las actividades industriales de Quintero y Puchuncaví hasta que concreten las medidas de mitigación y se aseguren condiciones de aire limpio para los habitantes de la zona.

Por su parte, Andrei Tchernitchin, presidente del Departamento de Medio Ambiente del Colegio Médico, reafirmó que esta es la mejor solución: “Cierran las empresas o tienen que irse los habitantes de acá, cosa que no es posible, por lo que la única solución viable es que cierren todas las empresas y después empiecen a reabrir cuando se sepa bien que pasó”.

El médico explicó que mientras las industrias paralicen, las autoridades deben estudiar los gases contaminantes y determinar exactamente el origen de los episodios de contaminación y “no culpar así como así”. De esta forma, una vez que cada industria demuestre que, según las normativas internacionales, su actividad no produce daños a la comunidad, se puede volver a reactivar el trabajo.

Respecto a esto, las autoridades del Colegio Médico indicaron que el Gobierno debe mejorar las normativas medioambientales vigentes, suscribiéndose a lo que aconseja la Organización Mundial de la Salud sobre esta materia, pues afirmaron que este tipo de crisis ambientales no sucede en otros lugares del mundo.

En paralelo a esta visita, el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) también está trabajando en la zona de sacrificio, donde iniciaron una misión de observación para constatar en terreno posibles vulneraciones a los derechos humanos producto de la actividad industrial en la zona.

La visita se extenderá hasta este viernes 15 y terminará con un recurso de protección en la Corte de Apelaciones de Valparaíso, a través del cual el INDH solicitará que el Estado de Chile tome medidas para resolver el conflicto y resguardar los derechos humanos de los habitantes de Quintero- Puchuncaví.