Diario y Radio U Chile

Escritorio

Fiscalía brasileña investiga por fraude a asesor económico de Jair Bolsonaro

Paulo Guedes negó las acusaciones y sostuvo que se trata de una indagación con fines políticos de cara a la segunda vuelta presidencial del próximo 28 de octubre. El Ministerio Público Federal apunta a posibles crímenes de gestión fraudulenta entre 2009 y 2013.

Raúl Martínez

  Jueves 11 de octubre 2018 7:22 hrs. 
guedes

“Causa perplejidad” sostuvo a través de una carta -divulgada por sus abogados- el asesor económico de Jair Bolsonaro, Paulo Guedes, para enfrentar la publicación de las indagaciones que realiza desde el martes 2 de octubre el Ministerio Público de Brasil.

El gurú económico de la carta presidencial de ultraderecha reaccionó de la misma forma que lo hicieron los partidarios del militar en retiro cuando fue criticado por los medios por sus declaraciones homofóbicas y misóginas, además de hablar de fusilar a los militantes del Partido de los Trabajadores. En el comunicado Guedes sostiene que la acusación de la Fiscalía tiene como objetivo “confundir al elector”.

Según publicó este miércoles el periódico Folha do Sao Paulo, Guedes enfrenta la acción de la justicia por su asociación con ejecutivos ligados a distintos partidos con el objetivo de practicar negocios fraudulentos con fondos de pensiones. El objetivo de la indagatoria es develar si Guedes cometió crímenes “de gestión fraudulenta o temeraria” así como la “emisión y negociación de títulos sin rastros o garantías entre 2009 y 2013”.

Los datos dados a conocer por el periódico paulista señalan que en seis años Guedes obtuvo ganancias por unos 300 millones de dólares (mil millones de reales brasileños), a través de negociaciones con empresas estatales que eran dirigidas por militantes del Partido de los Trabajadores y del Movimiento Democrático Brasileño, ambos movimientos opositores a Bolsonaro.

Las sospechas apuntan a que la inversión fue realizada sin el análisis adecuado y provocando ganancias excesivas al economista y candidato a dirigir el Ministerio de Hacienda en caso que Bolsonaro gane la segunda vuelta presidencial del próximo 28 de octubre.

La nota divulgada por los abogados del economista apunta que no hubo a lo largo de la operación “cualquier conducta antiética o irregular por parte  de Paulo Guedes cuya reputación jamás fue cuestionada y es ampliamente reconocida en Brasil y en el exterior”.

Guedes, de la Universidad de Chicago a la campaña de Bolsonaro

Paulo Guedes no es cualquier economista y así lo demuestra el respaldo que reciben sus propuestas desde el gobierno de Argentina a través del canciller de Mauricio Macri y del propio Presidente chileno, Sebastián Piñera.

Aunque el mandatario no lo menciona directamente y sólo se refiere a la buena orientación de las ideas económicas de Bolsonaro, en el fondo el apoyo es para Guedes ya que el propio candidato presidencial reconoció hace algunas semanas que de economía no sabe nada.

El espaldarazo de Piñera no es gratuito ni azaroso, sino que tiene su origen en la cercanía de Guedes con economistas chilenos como su hermano José y varios otros que dieron origen a las reformas impuestas en la dictadura cívico-militar que encabezó Augusto Pinochet.

En la Universidad de Chicago fue instruido en las políticas neoliberales entre otros por Milton Fridman y luego realizó clases en la Universidad de Chile en dictadura donde conoció de cerca la implementación de las medidas que restringieron los derechos económicos y políticos de los trabajadores chilenos y que hoy pretende aplicar en Brasil.

En varias ocasiones ante los periodistas, Bolsonaro reconoce desconocer la respuesta sobre consultas económicas y cede el lugar a su gurú, Guedes. Ahí despliega sus ideas como achicar el Estado y aplicar “el modelo chileno”, uno donde se reformen y contraigan los derechos laborales y el sistema de pensiones, el mismo que le sirvió –aunque de manera fraudulenta- para recaudar 300 millones de dólares y que hoy lo tienen con una investigación del Ministerio Público Federal de su país.