Diario y Radio U Chile

Año X, 18 de noviembre de 2018

Escritorio

Elecciones en FEUC: la centroizquierda gana nuevamente la federación

El movimiento Nueva Acción Universitaria (NAU!) derrotó a la lista del gremialismo representada por el dirigente estudiantil Ignacio Palma. La nueva presidenta de la FEUC, Belén Larrondo, adelantó que las movilizaciones por una educación no sexista y la reivindicación de los derechos de las mujeres no se detendrán y señaló que la federación de estudiantes de la PUC estará presente debiso a la importancia que estas demandas tienen para la sociedad.

Diario Uchile

  Jueves 8 de noviembre 2018 10:50 hrs. 
NAU

La lista de centro izquierda representada por el movimiento Nueva Acción Universitaria (NAU!), encabezada por la estudiante de arquitectura Belén Larrondo, resultó vencedora en la segunda vuelta de las elecciones de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica (FEUC) luego de imponerse con el 57,9 por ciento de los votos ante el 42,1 por ciento de la lista liderada por Ignacio Palma, del Movimiento Gremial.

Es la tercera vez consecutiva que NAU! se queda con la dirigencia de la Federación de Estudiantes de la PUC.

 

Este proceso eleccionario no estuvo exento de polémicas, particularmente por las denuncias de abuso sexual contra algunos de los postulantes como el propio candidato a presidente de la lista perteneciente a la derecha universitaria, Ignacio Palma.

La presidenta electa de la federación de estudiantes señaló a Radio Cooperativa que este nuevo proceso de dirigencia está marcado por las demandas feministas. “Las movilizaciones feministas probablemente continuarán y nosotros vamos a estar ahí, porque creemos importante que esto siga marcando la pauta de la sociedad chilena y nuestra universidad”, manifestó la dirigente.

Belén Larrondo agregó que otro tema importante que la dirigencia debe enfrentar es el “gran cuestionamiento a la Iglesia chilena que está existiendo en nuestra universidad”.

 

Por otra parte, la estudiante de Biología Marina Paulina Carrillo, militante de las Juventudes Comunistas (JJ.CC.) y parte del pacto “Surgencia”,integrado por agrupaciones del Frente Amplio e Izquierda Autónoma (IA), se convirtió en la consejera superior de la FEUC tras ganar el plebiscito en la materia.