Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

La izquierda apoya a Macron después de los ataques de Trump

La primera en reaccionar fue la canciller alemana Angela Merkel quien apoyó la idea de crear un ejército de y luego vino la solidaridad inesperada de la izquierda francesa hacia Macron.

RFI

  Miércoles 14 de noviembre 2018 12:36 hrs. 
MACRON





Después de los ataques de Donald Trump hacia Emmanuel Macron, las reacciones no se hicieron esperar. La primera en reaccionar fue la canciller alemana Angela Merkel, quien apoyó la idea de crear un ejército europeo y luego vino la solidaridad inesperada de la izquierda francesa hacia Macron.

En su intervención del martes pasado frente al parlamento europeo, Angela Merkel defendió una política de defensa común que corone la integración y la supresión de fronteras. En ese sentido, se mostró a favor de la propuesta de Emmanuel Macron, argumentando que la moneda única y la zona Schengen eran “proyectos visionarios” en su día.

Esta idea provocó la ira del presidente de EE UU, Donald Trump, que este mismo martes recordaba en Twitter a Macron que el enemigo tradicional de Francia siempre ha sido Alemania. Sin embargo, Merkel casi en respuesta a ese tuit dijo que “demostrará al mundo que una guerra entre países europeos nunca más será posible”.

La izquierda francesa se solidariza con Macron

El primer secretario del Partido Socialista, Olvier Faure, criticó los ataques de Trump a Francia y al presidente Emmanuel Macron: “A pesar de ser un opositor de Emmanuel Macron, yo le expreso toda mi solidaridad en este momento lamentable donde un presidente americano confunde el derecho de expresión de un presidente con una diarrea verbal que ya se hace insoportable”, dijo.

Un poco más lejos, el diputado de Francia Insumisa, Eric Coquerel, prefirió concentrarse en Donald Trump al que calificó de “presidente de extrema derecha, racista, misógino fuera de control”.

Impuestos al vino francés

Un tema que preocupa a la opinión pública francesa es el tema del vino evocado en uno de los tuits de Donald Trump. El presidente norteamericano dijo que el vino francés se vendía muy bien en Estados Unidos mientras que el vino americano sufría trabas en Francia. Ante esto, los analistas empiezan a especular que podría repetirse lo mismo que sucedió con los impuestos al acero de Alemania y que Donald Trump podría elevar las tasas de importación de vino francés.