Diario y Radio U Chile

Escritorio

Tribunal Electoral boliviano habilita una nueva candidatura de Evo Morales

En medio de protestas organizadas por la oposición, la instancia más elevada del país altiplánico dio luz verde a ocho candidaturas, entre las que se encuentra la del binomio compuesto por el actual mandatario y su vicepresidente, Álvaro García Linera.

Diario Uchile

  Miércoles 5 de diciembre 2018 16:46 hrs. 
Evo Morales

Pese a las protestas que ha llevado a cabo la oposición en los últimos días buscando impedir una nueva postulación de Evo Morales a la presidencia, la noche de este martes el Tribunal Supremo Electoral boliviano aprobó la candidatura del actual mandatario a las elecciones presidenciales que se llevarán a cabo en octubre del próximo año.

En la resolución leída por su presidenta, María Cristina Choque, la Sala Plena del TSE dio luz verde a ocho candidaturas para las primarias que se realizarán en enero próximo, elecciones en las cuales Morales participará representando al Movimiento Al Socialismo (MAS), junto a su actual vicepresidente, Álvaro García Linera. Así, de resultar ganador, tendrá la posibilidad de presentarse a los comicios generales de octubre y de lograr extender su mandato hasta 2025.

La decisión no tardó en tener reacciones por parte de los líderes opositores, quienes argumentan que se debe respetar el resultado del referéndum convocado en 2016, en el que un 51,3 por ciento del país votó en contra de la reelección del mandatario. Pese a esto, un año después, el mismo Tribunal Supremo Electoral aprobaría la candidatura de Morales, pavimentando el camino para su cuarto mandato.

El líder opositor Samuel Doria Medina, quien ha sido derrotado tres veces en las urnas por Morales, no se contuvo al ver cómo sus esfuerzos por orquestar un frente de unidad para derrotar a Morales se caían a pedazos con la resolución de la instancia más elevada e inapelable del país altiplánico. A través de sus redes sociales, el empresario señaló que ésta es “la más grave afrenta a la democracia desde su reconquista en 1982”, apuntando sus dardos al TSE.

Si bien el Tribunal Supremo Electoral boliviano ha sido denunciado por la oposición de estar alineado al oficialismo, cabe destacar que en su composición actual participan muchos de los personeros que en 2016 anunciaron con bombos y platillos la derrota de Evo Morales en el referéndum, y que de los siete miembros sólo dos votaron en contra del presidente boliviano.