Diario y Radio U Chile

Año XIII, 25 de enero de 2021

Escritorio MENÚ

Calama: otro territorio del norte olvidado por el Estado

El paso del invierno boliviano reavivó las críticas de los habitantes de la ciudad, que estuvo varios días sin suministro de agua y donde cientos de familias perdieron sus hogares. “El Estado se lleva nuestros recursos naturales, pero no nos beneficia con políticas públicas”, dicen desde la zona.

Pilar León

  Sábado 23 de febrero 2019 10:41 hrs. 
CALAMA



A pesar de que la región de Antofagasta genera el 45% del Producto Interno Bruto Nacional (PIB) y que la actividad minera de la zona representa hasta un 30% de las exportaciones del país, sus localidades son justamente las menos beneficiadas de estas riquezas.

Ejemplo de esto es la comuna de Calama, cuyo índice de pobreza es del 12,5% y donde la cesantía alcanza un 9%, además de ser una de las zonas que fue afectadas por el paso del invierno boliviano este año.

“Antes de que Chile se enterara de lo que estaba pasando en Calama, llevábamos seis días sin agua. Lo que la comuna necesitaba era la declaración de zona de catástrofe de forma inmediata, con una rápida inversión de recursos, que nos permitiera salvar incluso algunas vías”, dijo la concejala de Calama, Carolina Latorre.

Producto de este abandono por parte del Estado, hace diez años se levantó un movimiento ciudadano que exigía el fin del centralismo y recursos para la comuna, es decir, una mayor autonomía política y económica. “El tema del abandono en Calama es una política constante. Nosotros estamos desde 2009 hasta la fecha diciendo que el Estado efectivamente se lleva nuestros recursos naturales, pero no nos beneficia con políticas públicas”, afirmó la autoridad comunal.

Para el diputado de la región de Antofagasta y ex alcalde de Calama, Esteban Velásquez, el poder político y económico etiqueta los distintos territorios y los roles que cumplen: “El sector norte, minero y andino, está hecho para producir riquezas. Hay otras regiones del país que están hechas para beneficiarse de esas riquezas y disfrutarlas (…) y hay territorios destinados al sacrificio y otros al beneficio”, explicó el parlamentario.

Desde organizaciones de la zona se ha planteado la necesidad de generar un impuesto sectorial que provenga desde la actividad minera. Una de las iniciativas que se han presentado es el llamado Fondo para el Desarrollo del Norte (Fondenor), el que destinaría recursos para el desarrollo de la región de Antofagasta.

De acuerdo a la concejala Carolina Latorre, en un comienzo se trataba de una solución sólo para la región, pero también hay otros lugares que lo necesitan, como Caldera o Copiapó: “Se llevan todo hacía la zona centro sur y no queda nada donde debería quedarse. No nos quedamos con ningún recurso para crecer, para desarrollarnos”, afirmó.

En la misma línea, el diputado Esteban Velásquez señaló que con Fondenor “buscábamos fondos de desarrollo permanentes de la minería y de otras áreas de producción, los que no se han logrado conseguir porque los gobiernos se acaban, porque son lentos en sus respuestas, porque tramitan su discusión en el Ejecutivo y luego en el Parlamento, donde no sacan los votos y así”.

Además, a juicio de Velásquez, quien además lideró el movimiento ciudadano que realizó diferentes manifestaciones en Calama, la solución también es de carácter político. En ese sentido, para el exalcalde es necesario que en Chile se produzca una descentralización administrativa y económica.

Finalmente, luego de las lluvias que afectaron a Calama y sus alrededores, aún el Gobierno se encuentra catastrando el nivel de daños en la zona. Mientras, el Consejo del Gobierno Regional aprobó alrededor de tres mil millones de los fondos de emergencia para apoyar a las comunas arrasadas por la lluvia en la zona.

“La solución está en que nos hagamos cargo de Calama, que generemos un fondo de desarrollo del norte y que los ministerios sectoriales inviertan. Lo que significa vivienda y obras públicas, que son las grandes necesidades que tiene la comuna”, afirmó Carolina Torres.