Diario y Radio U Chile

Año XIII, 28 de enero de 2021

Escritorio MENÚ

Asistencialismo o inclusión: ¿cómo se explican las cifras Casen 2017 sobre discapacidad?

Casi 25 por ciento de las personas con discapacidad en Chile viven en situación de pobreza, según datos de la encuesta Casen 2017 sobre discapacidad.

Eduardo Andrade

  Jueves 25 de julio 2019 20:20 hrs. 
Portada


Que la mayor cantidad de personas con discapacidad en Chile son mujeres y que una de cada cuatro personas con esta condición vive en situación de pobreza, son datos extraídos de las cifras Casen sobre discapacidad en el país, y fueron presentadas este jueves a dos años de haberse aplicado las encuestas correspondientes.

De esto, a su vez, se desprenden otros datos bastante sorprendentes y que dan cuenta de la desigualdad que viven las personas discapacitadas en Chile en comparación de las que no tienen dicha condición.

Así, por ejemplo, es importante resaltar que, en cuanto a acceso laboral se refiere, solo el 33 por ciento de las personas con discapacidad cuentan con un empleo, mientras que la cifra es el doble para las personas que no tienen ningún tipo de discapacidad.

El ministro de Desarrollo Social y Familia, Sebastián Sichel, se refirió a estas cifras durante una presentación llevada a cabo en la panadería inclusiva “Los amasadores”, e indicó que los talentos de muchas personas con discapacidad se pierden al no ser adoptados ni por el Estado ni por la empresa privada.

Presencación de la Encuesta Casen 2017 sobre Discapacidad en Chile.

Presencación de la Encuesta Casen 2017 sobre Discapacidad en Chile.

“Las sociedades piensan que este es un problema de ayudar a alguien, y lo que no se entiende es que se sacrifica talento todos los días al no incluir al diez por ciento del país, que tiene alguna discapacidad. Finalmente, lo que pasa es que la sociedad no solo no obtiene desarrollo social, sino que también pierde capacidad de desarrollo económico”, precisó Sichel.

Sin embargo, ¿cómo se pueden interpretar las cifras que parecen unir a la pobreza con la discapacidad?

Para la comunicadora y a su vez persona con discapacidad, Carolina Pérez, se debe partir entendiendo que las cifras de la encuesta Casen 2017 podrían ser aún mayores si se considera que no es aplicada en muchas zonas del país y que suele no considerar a adultos mayores y a menores de cinco años.

Además, Pérez, en conversación con Diario y Radio Universidad de Chile, dio detalles sobre las causas que explicarían los niveles de desigualdad mencionados.

“Lo primero, es el nivel de asistencialismo que hay en este país. Lo segundo, es que hay una baja tasa de empleabilidad de las personas con discapacidad, y la tercera es muy importante, pues hay muchísimas personas con discapacidad que no tienen interés en trabajar. Hay que considerar que todas estas variables también se juntan”, explicó la comunicadora.

Respecto del acceso a la educación, entendiendo que esto podría aumentar las posibilidades de obtener un empleo, las cifras Casen afirman que el porcentaje de personas con discapacidad que no terminan la enseñanza media es el doble en comparación de las personas que no tienen este tipo de condición.

2

Desde la Secretaría Nacional de Discapacidad (Senadis), su directora, María Ximena Rivas, ha manifestado también la intención de revertir las cifras, por lo menos desde los trabajos ofrecidos por el Estado.

“En el Estado tenemos la barrera de que el estatuto administrativo exige que todos los funcionarios públicos tienen que tener cuarto medio rendido, lo que no pasa con las personas que han terminado en la educación especial. Entonces se está trabajando para una certificación de competencias laboral, y también modificar el estatuto en el sentido de que para ciertos cargos no se exija cuarto medio”, destacó Rivas.

Otros datos importantes de rescatar de la encuesta mencionada son los que hacen referencia al sistema previsional, en el que el 63 por ciento de las personas cotizan, frente a un 75 por ciento de las personas sin discapacidad.

Además, casi un 20 por ciento de los hogares con alguna persona con discapacidad asegura haber sufrido discriminación, mientras que en los hogares sin personas con discapacidad la cifra disminuye en un cinco por ciento.