Diario y Radio U Chile

Escritorio

Un disco intercontinental reúne un siglo de canciones chilenas

La Sociedad Internacional por la Música Chilena estrena un álbum que reúne obras de diez compositores, desde Enrique Soro a autores contemporáneos, registradas entre Viena y Santiago. 

Rodrigo Alarcón L.

  Sábado 24 de agosto 2019 12:40 hrs. 
BeFunky-collage

La Sociedad Internacional por la Música Chilena (Simuc) comenzó sus actividades con un concierto que se realizó el 29 de junio de 2016 en el Teatro Off de Viena. Dos dúos de cantantes y pianistas presentaron ahí una docena de obras de compositores nacionales, cubriendo prácticamente un siglo de música: el programa comenzó con “A te” (1914), de Enrique Soro, y finalizó con el estreno de “Tiempo – espacio”, escrita en 2015 por Felipe Hidalgo Cavieres.

Tres años más tarde, ese mismo repertorio se convirtió en la base de un disco que acaba de ser publicado en CD y servicios digitales. Se llama Chilean art song: The last 100 years, fue editado por la propia Simuc y el próximo 2 de septiembre tendrá su lanzamiento en Santiago (detalles al final de la nota). 

“No quisimos hacerlo tan matemático, pero es casi un compositor por década”, dice Javier Party, presidente de la Simuc, quien participa del álbum con dos piezas: “Der Flammentag” (2012) e “In der Transparenz die Bewegung” (2010). “El compositor más antiguo es Enrique Soro, que nació en 1884, igual que Alfonso Leng; y el último es Felipe Hidalgo, que nació en 1983. Eso le fue dando el concepto al proyecto”, detalla. 

castl100yCoverM

La compilación también recoge música de autores como Alfonso Letelier, Carlos Botto, Sergio Ortega y Alejandro Guarello, siempre bajo el formato de piano y canto. “La idea era hacerlo lo más accesible posible. Si bien es cierto que el repertorio va del romanticismo a lo contemporáneo, la música chilena no es tan conocida en Europa y ayuda que no sea solo un ensamble instrumental”, dice Party. Aunque hay compositores que utilizan sus propios textos, varias piezas recurren a versos de escritores como Gabriela Mistral, Pablo Neruda o Efraín Barquero. 

Según el compositor, el disco “es bastante representativo, también por los estilos. Encuentras desde ranchera hasta una cosa completamente abstracta, y entre medio está lo romántico que recuerda a Schubert o incluso Debussy. Hay bastantes lenguajes”.

“Aun así, uno siempre puede encontrar falencias y creo que un punto débil es que no tenemos compositoras, por ejemplo. Al momento de hacer el concierto de 2016 no era un tema tan presente como ahora, pero si lo hiciéramos hoy, nos esforzaríamos por incluirlas”, agrega.

Conexión Viena – Santiago

Así como Simuc es una organización que difunde música chilena desde Austria, el disco también tuvo sus coordenadas a ambos lados del Atlántico: seis piezas fueron registradas por el barítono Alejandro Pizarro-Enríquez y el pianista Alonso Llanos en los estudios Absolute Sound de Viena, mientras la mezzosoprano Cecilia Barrientos y Luis Alberto Latorre completaron la tarea en el Teatro Universidad de Chile, en Santiago.

De este modo, ambas duplas debieron abordar obras que a veces parecían radicalmente diversas. “Hay armonías muy antiguas, por decirlo así, como las de Enrique Soro, que tienen mucho oficio. Por otro lado estaba Alfonso Letelier, por ejemplo, cuya composición es notable. Después hay composiciones como las de Alejandro Guarello, ya con una expresividad distinta, muy descarnada y con una dificultad técnica bastante grande, igual que las de Javier Party. A veces el piano parece oponerse a la voz y, en otras, acompaña dulcemente. Hay de todo”, describe Latorre, activo como solista de la Orquesta Sinfónica Nacional de Chile.

El disco está ordenado desde las obras más actuales hasta las más antiguas, pero Cecilia Barrientos explica que el estudio lo hicieron al revés, en orden cronológico: “Tienes a Enrique Soro con unas texturas muy románticas, en italiano, y luego ves cómo ha evolucionado el tratamiento de la voz. Ahora es muy instrumental, más fragmentada en la forma de construir las frases, con tesituras muy demandantes. De alguna manera, en cuanto a la voz, el trabajo de Soro te preparaba para el de Hidalgo o Party. Fue muy interesante”. 

Aunque algunas fueron enviadas a Chile, la idea de Simuc es que gran parte de las mil copias del disco se distribuyan en las actividades que realizan en el extranjero, como la gira que el violista Pablo Salinas realizará durante septiembre por los Países Bajos, Bélgica y Luxemburgo. “Era importante que el disco tuviera un valor de patrimonio”, recalca Javier Party. O, como agrega Cecilia Barrientos, que funcione como documento: “Es registrar la historia de la composición e interpretación de un país. Es lo que va a quedar, para que se conozca y para que se escuche”.

En vivo

Chilean art song: The last 100 years será presentado a las 18 horas del lunes 2 de septiembre en la Galería Patricia Ready (Espoz 3125, Vitacura). En la ocasión actuarán Luis Alberto Latorre y Cecilia Barrientos. 

Más información en Simuc.

Foto: Enrique Soro, Alfonso Letelier, Sergio Ortega, Alejandro Guarello y Javier Party.