Diario y Radio U Chile

Año XII, 23 de septiembre de 2020

Escritorio MENÚ

Gobierno da una semana a Rozas para entregar antecedentes tras informe de Human Rights Watch

La subsecretaria de Derechos Humanos, Lorena Recabarren, valoró el informe emitido este martes por la ONG Human Rights Watch, que recomendó una reforma policial luego de evidenciar graves violaciones a los derechos humanos cometidas principalmente por efectivos de Carabineros.

Diario UChile

  Martes 26 de noviembre 2019 16:24 hrs. 
Al igual que frente al informe de Amnistía Internacional, la subsecretaria de Derechos Humanos, Lorena Recabarren, fue la encargada de dar la respuesta oficial del Gobierno frente al informe de Human Rights Watch. Foto: Presidencia.





Este martes, la ONG norteamericana Human Rights Watch (HRW) publicó un contundente informe sobre la situación de los derechos humanos en nuestro país, que incluye evidencia sólida de uso excesivo de la fuerza contra manifestantes y transeúntes; y también recomendaciones orientadas a prevenir abusos de las Fuerzas de Orden y Seguridad. Pese a que el director ejecutivo para América Latina de la organización, José Miguel Vivanco, se reunió con el Presidente Sebastián Piñera temprano este martes para hacerle entrega del documento, tras su publicación fue la titular de la Subsecretaría de Derechos Humanos, Lorena Recabarren, quien se encargó de dar la respuesta oficial.

Sobre las situaciones evidenciadas en el informe de Human Rights Watch, la subsecretaria de Derechos Humanos, a diferencia de la respuesta frente a Amnistía Internacional, sostuvo que el Gobierno “valora” lo señalado por la ONG norteamericana.

Valoramos el informe de Human Rights Watch y las recomendaciones que nos han realizado, las cuales hacen un llamado a incorporar reformas profundas en Carabineros y un mayor control efectivo de la acción policial en situaciones de disturbios y de detención”, indicó Recabarren. “Éste, es precisamente el objetivo central del Proyecto de Ley de Modernización de Carabineros presentado por nuestro Gobierno el año pasado, que incoprora nuevos y más exigentes controles en materia de DD.HH., mayor transparencia en el trato durante las detenciones y nuevos medios para denunciar abusos policiales”, subrayó la subsecretaria.

El director ejecutivo para América Latina de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco, se reunió con el Presidente Sebastián Piñera la mañana de este martes para entregarle el informe. Foto: Radio Universidad de Chile.

El director ejecutivo para América Latina de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco, se reunió con el Presidente Sebastián Piñera la mañana de este martes para entregarle el informe. Foto: Radio Universidad de Chile.

“Este informe nos entrega una serie de antecedentes, que sin duda nos preocupan, y que por supuesto recibimos con dolor, pues da cuenta de graves vulneraciones a los Derechos de las Personas, incluyendo denuncias de abusos, malos tratos y violencia sexual. Frente a estos antecedentes, nuestro Gobierno ha comprometido todos sus esfuerzos para que sean investigados en forma transparente por el Ministerio Público y juzgados por los Tribunales de Justicia”, dijo Recabarren desde el Salón Azul del Palacio de La Moneda.

“Nuestro Gobierno tiene un compromiso absoluto con la verdad y la justicia, siempre a través de las instituciones existentes en nuestro Estado de Derecho. Asimismo, se han instruido más de 600 sumarios administrativos, cuyos antecedentes han sido enviados debidamente a la Fiscalía, que ya ha iniciado más de 2.000 investigaciones penales. Porque como lo hemos dicho: no habrá impunidad”, afirmó la titular de la Subsecretaría de Derechos Humanos.

Luego, Recabarren pasó a detallar las medidas que tomará el Gobierno en respuesta a las evidencia dada a conocer por la ONG Human Rights Watch, que dio cuenta de cientos de manifestantes heridos y claras salidas de protocolo por parte de efectivos de las Fuerzas de Orden y Seguridad, asegurando que exigirán a Carabineros un informe con medidas de corrección, instrucciones y sanciones, el que deberá ser entregado el próximo 3 de noviembre.

“En lo inmediato, el Gobierno, a través del Ministerio del Interior, instruirá al General Director de Carabineros, revisar profundamente aquellas actuaciones que se alejen de lo establecido en los protocolos y que han significado cuestionamientos y denuncias. Dicho informe, debe incluir propuestas con medidas de corrección, señalando las instrucciones y sanciones que correspondan y deberá ser entregado en el plazo de una semana”, aseguró la subsecretaria de Derechos Humanos.

"Una cuestión particularmente alarmante es el uso de escopetas que disparan perdigones en forma indiscriminada y que, dependiendo de la distancia, pueden herir gravemente a aquellos que se encuentren dentro de su amplia zona de impacto", indicó Human Rights Watch en su informe. Foto: Radio Universidad de Chile.

“Una cuestión particularmente alarmante es el uso de escopetas que disparan perdigones en forma
indiscriminada y que, dependiendo de la distancia, pueden herir gravemente a aquellos que se
encuentren dentro de su amplia zona de impacto”, indicó Human Rights Watch en su informe. Foto: Radio Universidad de Chile.

Asimismo, Recabarren indicó que esto no era suficiente, por lo que afirmó que el Gobierno instruyó al Comité Técnico Asesor de Derechos Humanos, que, aseguran, incluirá a importantes instancias como el INDH y la Defensoría de la Niñez, quienes serán convocados, para que haga el seguimiento a las recomendaciones que ha realizado HRW. En segundo lugar, sostuvo que el Ministerio del Interior creará un grupo transversal para que “con urgencia proponga medidas de corto y mediano plazo a la agenda que estamos impulsando de modernización de Carabineros, de forma tal de hacer de esta modernización, una reforma con la profundidad que se requiere”.

Finalmente, el Gobierno valoró que el informe de HRW considerara agresiones a Carabineros y a comisarías, y aseguraron, a través de la subsecretaria Recabarren, el “más pleno compromiso por el respeto de los derechos humanos”, haciendo un llamado.  “A que todos los actores que conforman nuestra sociedad pongan de su parte para recuperar la paz social; porque sin orden ni seguridad, no puede haber paz social“, terminó Recabarren.