Diario y Radio U Chile

Año XII, 13 de agosto de 2020

Escritorio MENÚ

Discriminación por discapacidad: cuando las empresas olvidan que tratan con personas

La activista Claudia Aldana criticó el silencio del Servicio Nacional de Discapacidad ante situaciones como la que vivió Felipe Cortina, quien no pudo realizar un viaje en bus.

Eduardo Andrade

  Miércoles 19 de febrero 2020 17:27 hrs. 
Portada





Felipe Cortina es un joven actor de 26 años que, actualmente, trabaja en la Subsecretaría de Educación Parvularia del Ministerio de Educación.

Felipe tiene síndrome de Down y su nombre se ha hecho viral en redes sociales luego de que su hermana Javiera Cortina denunciara un caso de discriminación que vivió en la empresa de transportes JAC, cuando se predisponía a viajar solo desde Pucón a la capital.

Según el auxiliar del bus, Felipe no podía realizar el viaje solo, porque podía presentar “algún tipo de ataque”.

Según Javiera Cortina, esta es la primera vez que su hermano se enfrenta a un caso de discriminación real, aunque en 2017 Felipe fue parte de un programa de TVN que expuso la discriminación a la que se enfrentan las personas que tienen su misma condición.

En conversación con nuestro medio, Cortina comentó sobre cuánto le afectó a Felipe este incidente.

Pensó que él tenía un problema. Después hablamos por teléfono y preguntaba mucho por si había un problema con el bus, si estaba todo bien. Le dio un poco de nerviosismo y angustia, que después se le pasó. Yo fui a buscarlo al bus al día siguiente y se bajó feliz de haber logrado su viaje”, señaló.

En meses anteriores, otras situaciones similares se denunciaron a través de las redes sociales.

Una de ella fue la de Pamela Godoy, madre de un hijo de 20 años con autismo severo no verbal y que todos los días realiza un viaje desde Puente Alto hasta el Centro Integral Aspaut, en la comuna de San Miguel.

Es justamente en uno de esos recorridos en donde Godoy, asegura, tomó un servicio de taxi online, cuyo conductor le obligo a bajarse cuando ya estaba instalada con su hijo, aduciendo que no podían sentarse en la parte posterior del vehículo.

En conversación con nuestro medio, Godoy también comentó sobre cómo enfrentaron ambos esta situación.

“Él se descompensó porque se rompe su rutina en ese momento, él no entiende para nada por qué lo están sacando del auto. Y yo me nublé. Llevo harto tiempo con él, que a veces me nublo y decido no hacer nada porque es luchar contra la corriente”, recordó.

Este caso, además, ha generado reacciones desde organizaciones defensoras de los derechos de las personas con discapacidad. Así, por ejemplo, la directora de la fundación Excepcionales, Paola Guzmán, hizo hincapié en el enfoque inclusivo que deberían tener los procesos educativos, así como la responsabilidad de las empresas que brindan un servicio.

Claudia Aldana y sus hijas.

Claudia Aldana y sus hijas.

“Necesitamos que, desde el colegio, los niños crezcan sabiendo que hay personas con condiciones, lo que no imposibilita que realicen una vida absolutamente normal y que todos tengan claro que ellos gozan de derechos y deberes como todos los ciudadanos. Además, las empresas tienen un deber de capacitar a sus funcionarios, sobre todo las empresas de servicio”, precisó.

Por su parte, la periodista y activista Claudia Aldana criticó la actitud que tienen las empresas de transporte frente a estos casos.

“Más allá de hacer una funa violenta contra una marca, lo que yo creo que hay que hablar es de la poca empatía y la ignorancia que hay con respecto al síndrome de Down. Si bien tienen una apariencia distinta, que a veces genera este tipo de malos entendidos, ellos son personas y tienen derecho a transportarse solos”, enfatizó

Finalmente, Aldana recordó que frente a situaciones de discriminación se puede recurrir a una demanda apelando a la ley Zamudio. Además, recordó que el Servicio Nacional de la Discapacidad (Senadis) ha sido lento en sus respuestas ante casos de discriminación y que parece haber dejado esa labor en manos de las activistas y fundaciones particulares.