Diario y Radio U Chile

Año XII, 10 de julio de 2020

Escritorio MENÚ

“Un triunfo de la comunidad”: Coronel dice adiós a Bocamina I y II

Los vecinos de Coronel aseguran que fueron las presiones sociales las que obligaron a Enel a solicitar el cierre de funciones de ambas plantas termoeléctricas. Para el diputado socialista Gastón Saavedra, el derecho a vivir en un ambiente libre de contaminación es una "premisa elemental que debe aplicarse para desarrollar un modelo sustentable de energía”.

Claudia Carvajal G.

  Jueves 28 de mayo 2020 19:34 hrs. 
Bocamina





Ubicadas en la comuna de Coronel, las centrales eléctricas Bocamina I y II funcionan sobre la base de carbón. Este miércoles Enel sorprendió al solicitar a la Comisión de Energía el adelantar la fecha de cierre de estas plantas para diciembre de este año y mayo de 2021, respectivamente, “en línea con el Plan Estratégico 2020-2022 de Energía y Medio Ambiente”, según señalaron desde la empresa.

Este jueves, el diputado Gastón Saavedra y el alcalde de Coronel Boris Chamorro, acompañados de distintos actores sociales, celebraron el cierre de las termoeléctricas de la comuna y manifestaron que esto se debe a las presiones de la comunidad coronelina.

El jefe comunal expresó su conformidad con el anuncio realizado por Enel. “Bocamina ya tiene 60 años de antigüedad, es la planta generadora más antigua del país por lo tanto se hace eco de esta respuesta, de las distintas reuniones, de las disputas e incluso de las discusiones con ministros y subsecretarios para levantar la voz del pueblo de Coronel que quería que se sacara las termoeléctricas del territorio comunal”.

“Este es un triunfo de la ciudadanía, de las presiones de las movilizaciones, del peregrinar que hemos tenido en el Congreso, tanto en la comisión de Salud como en la de Medio Ambiente donde hemos estado constantemente desarrollando distintas acciones. Es un triunfo de las fiscalizaciones que exigimos desde el Municipio, por lo tanto esta es una buena noticia para la comunidad, es una buena noticia para la ciudadanía, para los Niños de Metal, para los trabajadores unidos contra el asbesto, para los adultos mayores que padecen fibrosis pulmonar, para las familias cuyos miembros sufren crisis asmáticas. Al fin la perseverancia de todo un pueblo que se movilizó, que trabajó, que se organizó para poder desarrollar y exigir al Estado de Chile vivir en un ambiente libre de contaminación, tuvo su fruto y eso llevó al anuncio por parte de la gerencia de Enel del cierre de Bocamina I para diciembre de este 2020 y de Bocamina II para mayo de 2022”.

Boris Chamorro

Alcalde de Coronel, Boris Chamorro

Por su parte, desde la comunidad, Juana Hernández, presidenta de la Agrupación de Niños con Metales Pesados de Coronel relevó la responsabilidad que le cabe al Estado en la afectación a la salud sufrida por los habitantes de Coronel producto de las emisiones contaminantes de las generadoras de energía sobre la base de carbón.

“Para nosotros es importante porque esta es una de las empresas más contaminantes que tenemos en Coronel y es la que causa que nuestros niños estén enfermos y contaminados con estos metales pesados producto del carbón y el vertedero de cenizas que hay dentro de la comuna. Quedan muchas cosas pendientes con Enel, pero el responsable tiene que ser el Estado en el tema de nuestra salud como familias afectadas. Fue el Estado el que autorizó que estas empresas se instalaran en Coronel, sin ver el daño que nos hacían como pobladores. Obviamente estas empresas también tienen que hacerse responsables. Tenemos 60 niños afectados con metales pesados dentro de la comuna: con arsénico, plomo, níquel y eso a futuro es heredar un cáncer. La empresa se va, pero nuestros niños siguen ahí, enfermos y contaminados por culpa de ellos.

En la instancia, el diputado socialista Gastón Saavedra criticó la falta de visión de futuro del Gobierno al proponer un plan de descarbonización que llega hasta el año 2040 y aseguró que el país está camino al cambio de la matriz energética, lo que implica incorporar nuevos elementos para la producción de energía.

“Creo que el Gobierno nunca entendió que la tecnología y la innovación en la generación de energía había cambiado y privilegió los factores de orden económico al dar mucho tiempo para el cierre de las diferentes empresas que se dedican a generar energía a partir del carbón, del petróleo. El país está en un camino al cambio de la matriz energética y ello implica incorporar nuevos elementos para la producción de energía, como el aire en esta misma región. Hoy tenemos la hermosa oportunidad de plantearnos un desarrollo para la energía, es decir, transformar la región del Biobío en un polo energético y ya hay inversión lista para crear una generadora eólica en la zona de Arauco, así como en el norte hay otras plantas que tienen que ver con la generación energética a partir del sol. El Gobierno fue poco riguroso respecto de entender que había cambios, que había innovación tecnológica y que era posible anticipar el cierre de todas estas carboneras porque con eso se estaba contribuyendo a una cuestión instalada en la Constitución Política del Estado: el derecho a vivir en un medio ambiente libre de contaminación y por tanto esa premisa elemental debe aplicarse para desarrollar un modelo sustentable de energía”.

Gaston Saavedra

Diputado Gastón Saavedra

El parlamentario también hizo un llamado de atención respecto del uso de los terrenos en los que se emplazan actualmente las centrales termoeléctricas una vez concretado el cierre e interpeló a la autoridad a asegurar que no serán utilizados para levantar otras empresas contaminantes que pongan en riesgo la salud de los habitantes de Coronel.

“Obviamente allí quedará un terreno disponible que no puede seguir siendo usado para levantar empresas contaminantes que permitan dañar la salud de los habitantes de Coronel, por tanto hago un llamado a que nos detengamos y reflexionemos sobre una toma más coherente de decisiones respecto de la sustentabilidad y calidad de vida de los habitantes de esta comuna”.

De acuerdo a los estudios de la Municipalidad, el cierre de  Bocamina implicará que se dejará de quemar un millón de toneladas de carbón, y 350 mil toneladas de cenizas se dejaran de acopiar en la comuna, lo que según explicó Javier Valencia, Director de Medio Ambiente del Municipio de Coronel, generará un impacto positivo en la comunidad.

“De 77 fiscalizaciones realizadas por la Superintendencia de Medio Ambiente, solo ha habido dos sanciones entre el 2007 a la fecha, sin embargo logramos llevar adelante 467 acciones de seguimiento ambiental y eso ha permitido que el Estado ha tenido que poner el ojo sobre estas empresas para controlar sus emisiones atmosféricas, la temperatura del agua de la bahía, las emisiones en el recurso suelo y también asociado a la emisión de cenizas que van al vertedero. Todo eso, con este anuncio del cierre de las termoeléctricas, beneficiará a Coronel: dejamos de recibir toda esta cantidad de emisiones y la muestra que el Estado ha debido estar presente y fiscalizando da cuenta que Enel no siempre era consecuente con su discurso y sus reportes de sostenibilidad con el accionar diario en Coronel”.

coronel-contaminacion-730x547

Para José Barra, representante de la  Unión Comunal de Coronel la sensación al saber del cierre anticipado de Bocamina I y II es de emoción y felicidad. “Este es un triunfo para Coronel, porque se merecía el cierre de estas empresas contaminantes. Ayer fue Copec, hoy Bocamina y a futuro esperamos el cierre del vertedero de cenizas. Bocamina estaba programado para cerrar en el 2040, así que tenemos esperanza que, de alguna u otra manera, esto suceda pronto, descontaminar la comuna es lo más importante para nosotros como vecinos”.

La Comisión de Medioambiente de la Cámara de Diputados aprobó la idea de legislar sobre el proyecto de ley que busca prohibir el funcionamiento de centrales termoeléctricas a carbón. De acuerdo a lo informado por el diputado Saavedra, se espera que el miércoles 3 de junio se discuta en particular el adelantamiento de la fecha de cierre de estas empresas.