Diario y Radio U Chile

Año XII, 19 de septiembre de 2020

Escritorio MENÚ

Veto a la ley que suspende pago de servicios básicos: otra eventual derrota a un gobierno en aprietos

Las oposiciones y parte del oficialismo rechazan la medida, agravando aun más la delicada situación política que atraviesa el Ejecutivo.

Camilo Villa J.

  Martes 21 de julio 2020 8:34 hrs. 
cuenta





El veto presidencial presentado ante la ley que suspende el corte de servicios básicos durante la presente pandemia, ha sido una decisión duramente criticada desde la ciudadanía y sectores de la oposición.

La normativa fue despachada el 11 de junio por el Senado, casi un mes después, el 9 de julio, Sebastián Piñera la devolvió al Congreso con varias indicaciones de por medio. El veto ya fue rechazado por la Comisión de Economía de la Cámara Baja, ahora resta la votación en Sala. Por su parte, en el Senado el veto debe pasar por las mismas instancias.

El argumento del Ejecutivo es que esta ley es totalmente innecesaria, pues La Moneda ya había llegado a un acuerdo de palabra con los empresarios del rubro para que no corten los servicios básicos, sin embargo, la explicación ejecutiva no convence a los parlamentarios.

En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, la senadora DC, Ximena Rincón, sostuvo que una ley al respecto es absolutamente necesaria porque exige una obligatoriedad. Además, calificó el veto como un capricho del Ejecutivo.

“La ley siempre da certezas y permite que todos nos movamos dentro del ámbito que la ley establece, por contraparte los acuerdos son débiles, porque no tienen ningún grado de obligatoriedad, por lo tanto, no se entiende la actitud de Gobierno y lo que está haciendo. Lo que ve uno detrás de esto es casi un capricho del Ejecutivo para impulsar lo que ellos quieren impulsar y no lo que parece razonable en medio de una situación crítica”.

ximena rincon isapres

Ximena Rincón

La legisladora afirmó que ve difícil la aprobación del veto tomando en cuenta las posturas al respecto de los parlamentarios tanto de oposición como oficialistas, y que será una nueva derrota para Sebastián Piñera.

Desde la Corporación Nacional de consumidores y usuarios (CONADECUS), su presidente, Hernán Calderón, calificó el veto como “impresentable” pues, además del acto en sí, el dirigente sostuvo que el Ejecutivo no presenta ninguna medida para resolver el problema de las cuentas básicas, por el contrario, interfiere en posibles soluciones.

“Nosotros le hemos propuesto al Gobierno y le hemos dicho reiteradamente que aquí lo que tiene que operar es el subsidio de agua potable pero para el 60 por ciento más vulnerable y no este mini subsidio que se le entrega a determinadas personas, Implementar, además, un subsidio a la electricidad, cosa que no existe. Por lo tanto, el Gobierno veta una propuesta que viene a resolver un problema que los ciudadanos ya están sufriendo y, además, tampoco propone nada, este Gobierno no propone soluciones que tengan que ver con los problemas de los ciudadanos, ese es el problema de fondo”.

Hernan Calderon

Hernán Calderón

Para el analista y director de la Escuela de Gobierno de la Universidad Central, Marco Moreno, el veto del presidente tiene un motivo evidente: congraciarse con el sector más duro del oficialismo, dígase la UDI.

Esto, después de que el partido fundado por Jaime Guzmán fracasara en su exigencia a Piñera para que este vete la ley que limita la reelección de los cargos públicos.

Según Moreno, Piñera perdió por partida doble: su relación con la UDI sigue siendo tensa y, a ojos de la gente, el mandatario confirmó su cercanía al mundo empresarial en desmedro de la población.

Está instalado en la opinión pública de que este Gobierno y el Presidente están mucho más cerca de los empresarios que de los ciudadanos, incluso desde antes que fuera electo presidente existía esa percepción, y esto viene a confirmarse con este tipo de decisiones que toma el mandatario. Aun así el Presidente decidió seguir adelante porque él pensaba que esto era un costo hundido, o sea, esa percepción no iba a poder cambiarse, pero sí le servía para arreglar su relación con la UDI. Equivocadamente pensaba eso en ese minuto”.

marco moreno

De confirmarse esta tendencia, el veto no sumaría el apoyo necesario en el Congreso para poder efectuarse.

Si llegara a rechazarse y, por el contrario, aprobarse el retiro del diez por ciento de las pensiones, el segundo mandato de Piñera pasaría a la historia, según Marco Moreno, como el gobierno más débil y acorralado desde la vuelta a la democracia.