Diario y Radio U Chile

Año XII, 24 de noviembre de 2020

Escritorio MENÚ

Debate lento e inseguro: reforma de pensiones continúa sin acuerdos y con un futuro incierto

El proyecto sigue pendiente en la Comisión de Trabajo del Senado, mientras la oposición espera que el Ejecutivo se pronuncie sobre la propuesta que hicieron hace ya varias semanas.

Andrea Bustos C.

  Miércoles 23 de septiembre 2020 12:58 hrs. 
NO+AFP


Un debate siempre presente pero que poco avanza, así se mantiene la reforma de pensiones. La iniciativa lleva meses en la Comisión de Trabajo del Senado, sin embargo, de acuerdos poco hay por lo que su discusión ha ido quedando postergada en la búsqueda de diálogo.

Para llegar a acuerdos en la materia, la oposición planteó una propuesta hace ya un tiempo al Ejecutivo, la que entre otras cosas expone que el 6 por ciento extra de cotización individual sea administrado por el fondo colectivo solidario, aumentar el Pilar Solidario con cargo fiscal, y que las cuentas individuales estén administradas por un organismo público, un Administrador de Pensiones.

Sin embargo, a pesar de que inicialmente se esperaba tener una respuesta o contrapropuesta a fines de agosto, el Ejecutivo no ha entregado nada a la oposición hasta el día de hoy. Por ello, desde hace ya un par de sesiones que el proyecto está en tabla en la Comisión de Trabajo, y es probable que durante la próxima semana llegue a ser primer punto y por ello revisado. De seguir como está en la actualidad, la oposición ya advirtió que lo rechazará, hecho que podría dar paso a la conformación de una Comisión Mixta, puesto que la iniciativa sí fue visada en la Cámara.

Al respecto, el senador socialista Juan Pablo Letelier, presidente la Comisión de Trabajo, confirmó que el Ejecutivo hasta ahora no se ha pronunciado sobre la oferta que hizo la oposición: “Es muy inexplicable por cuanto en términos numéricos la propuesta nuestra da mejores resultados, estamos a la espera de aquello y a la vez observamos como comienzan a hablar y plantear, aparentemente a través de terceros, otras alternativas, pero que no se han formulado explícitamente a nosotros”.

El legislador comentó que, si bien las propuestas paralelas que han aparecido responden a parlamentarios de Chile Vamos, cree que esto cuenta con anuencia de al menos algunos miembros del Ejecutivo.

Junto a ello, desde el oficialismo han pedido al Gobierno que ponga nuevas urgencias a la reforma, a fin de apurar el debate.

“Lo que hay en el Senado es una reforma total al sistema de pensiones, no es otra cosa. Lo único que le pedimos al Gobierno es que le ponga discusión inmediata y que la oposición lo vote, aunque sea en contra. Aunque si lo votan en contra, vamos a tener que esperar dos años más para que se pongan de acuerdo, pero la reforma a las pensiones no se da en un artículo en la Constitución sino con una ley. Le decimos a la oposición, ¡estimados es hora que se pongan los pantalones en favor o en contra de la reforma a las pensiones!”, expresó sobre esta discusión el diputado RN Sebastián Torrealba.

En tanto, sobre las posibles urgencias, el senador Letelier aclaró que la oposición ya transparentó su postura: “Se ha dicho que no se va a aprobar el proyecto que despachó la Cámara de Diputados, si quieren acelerar nuestro rechazo al proyecto no tenemos ninguna dificultad, aunque nos parece de una inmensa irresponsabilidad el no sacar adelante una iniciativa que necesitan los actuales pensionados y que las familias y personas de trabajo en Chile también necesitan, que es un nuevo modelo de pensiones”.

NO +AFP

Créditos: Twitter NO+AFP

En esa línea, el militante socialista aclaró que si bien pensiones es un tema urgente no habrá ningún problema en que esto se siga discutiendo en paralelo al proceso constituyente que podría iniciarse el 25 de octubre si gana el apruebo.

“Pensar que este proyecto no se puede tramitar en forma simultánea a otros procesos que vivirá en el país es un error (…) La derecha quiere que nos sintamos presionados a aprobar su mal proyecto que no hace más que prolongar la existencia del modelo de las AFPs y de las cuentas individuales. Para eso no estamos dispuestos, queremos una reforma que efectivamente establezca las bases para un sistema con seguridad social”, explicó.

En tanto, el senador de Revolución Democrática, Juan Ignacio Latorre, señaló que lo complejo y extenso de esta discusión a lo largo de los años se debe a que “ha habido más bien una lógica, de parte del gobierno de Piñera, pero también de una parte de la ex Concertación de mantener el sistema, de no querer tocar el sistema de AFP”.

A esto añadió que ante la falta de acuerdos y también de seguridad social en las propuestas, no hay razones para debatir con prisa solo por querer llegar rápido a un resultado que podría no ser el adecuado.

“No hay porque apurarse a acordar algo en lo cual no hay suficiente legitimidad antes del plebiscito del 25 de octubre. Yo creo que acá Chile está entrando en un proceso constituyente que se abrió por el estallido social donde una de las  causas centrales era el tema de las pensiones, el malestar social y esta crítica profunda a las AFPs y si gana el apruebo y la Convención Constitucional se abre el proceso constituyente, en la práctica, para tener una discusión sobre la seguridad social, qué tipo de seguridad social queremos para Chile en las próximas décadas. Yo no veo cuál es el apuro a un mes del plebiscito de llegar a un acuerdo cuando no ha habido acuerdo en todos estos años de debate”, argumentó el senador.

Respecto de la situación actual, Latorre expresó que lo que se ve es que se impone la posición de “los grupos más neoliberales de la derecha que quieren poner el 6 por ciento a capitalización individual, que quieren financiar la pensión básica con el IVA, entonces hay un debate que incluso es regresivo, retrocede aún más y así no hay ninguna posibilidad de llegar a acuerdo”.

Consultado por la propuesta que se presentó al Ejecutivo y que hasta hoy no ha tenido comentarios, el senador Latorre señaló que dicha iniciativa no es de toda la oposición, sino que solo representa a los partidos que están en la Comisión de Trabajo. Sin perjuicio de aquello destacó que aunque no es la mejor de las apuestas, sí mejora lineamientos entregados con anterioridad.

“El problema que tiene es de legitimidad social, es decir, no es una propuesta que ha sido construida, dialogada con el mundo social sindical (…)  Es una propuesta técnica, bien intencionada que mejora ambos proyectos, tanto el de la ex Nueva Mayoría como el de Piñera, pretendió ser una propuesta inclusiva de toda la oposición pero la verdad es que tampoco nunca fue trabajada con el resto de la oposición, fue más bien algo que se fue construyendo de manera cerrada en la Comisión de Trabajo”, expresó el frenteamplista.

Desde la Coordinadora NO + AFP han sido constantemente críticos de la propuesta que ha dado el Gobierno en materia previsional, y junto a ello también han cuestionado el rol que ha tomado parte de la oposición en la discusión sobre esta materia.

En conversación con Radio Universidad de Chile, Carolina Espinoza, vocera de la coordinadora, expresó que quisieran ser optimistas y tener buena fe respecto de lo que harán los parlamentarios especialmente de oposición, sin embargo, esto no está ocurriendo así.

Carolina Espinoza

“Es sorprendente ver una y otra vez como las prácticas que justamente han llevado al descrédito absoluto de la política, de los partidos, sigue repitiéndose después del estallido social. Inclusive la revuelta popular que demandó con tanta fuerza un cambio un nuevo Chile se choca una y otra vez con las mismas prácticas de estos personeros que no logran entender los temas de fondo”, indicó.

En esa línea, Espinoza criticó el rol que han cumplido el senador (PS) Juan Pablo Letelier y la senadora (DC) Carolina Goic, quienes dijo no están siendo representativos ni de toda la oposición ni tampoco del mundo social en sus negociaciones con el Gobierno para mantener las AFPs.

“No es comprensible desde nuestra coordinadora, desde el mundo de la organizaciones sociales y sindicales, que se pretenda hacer aparecer esto como una solución cuando no lo es en ningún caso, al contrario para nosotros es una alta traición (…) En Chile otra vez ciertos personajes no quieren acoger, no pretenden escuchar y pretenden entre cuatro paredes – por no decir entre cocinas – llegar a pseudo soluciones que a nuestro entender significan hipotecar y dejar amarrado antes del proceso constituyente una entre comillas solución para no cambiar nada y finalmente defender intereses privados”, señaló

Junto a ello Carolina Espinoza destacó que tal como ha manifestado la Organización Internacional del Trabajo es importante avanzar en este tipo de discusiones con espacios tripartitos, donde participen los trabajadores, los empleadores y también las autoridades, a lo que debe sumarse el establecimiento de la seguridad social en nuestro país.

Al ser consultado por los cuestionamientos que se han ejercido sobre su rol, el senador Juan Pablo Letelier dijo que tanto el como las senadoras Goic y Muñoz están trabajando en la Comisión de Trabajo juntos a partir de un mandato de todos los senadores de la oposición y aclaró que no han abierto ninguna puerta de negociación con el Gobierno. Asimismo dijo que no corresponde formar polémicas o conflictos que solo le son útiles a la derecha.

¿Y el Decreto Ley 3.500?

Hace un par de meses y en paralelo a la reforma de pensiones, cinco senadores y senadoras de oposición presentaron un proyecto de ley que busca derogar el Decreto Ley 3.500 de 1981. Es justamente dicha iniciativa la que a juicio de la Coordinadora NO+AFP es hoy un camino apropiado para seguir en materia previsional.

“Nosotros desde la Coordinadora creemos que de fondo esto debe ir a una solución estructural y, por lo tanto, estamos hablando de derogar el Decreto Ley 3.500 e instaurar en Chile un verdadero sistema de seguridad social”, señaló Carolina Espinoza.

Junto a ello la vocera de la Coordinadora NO+AFP destacó que lo más importante para avanzar en mejoras en materia previsional es el diálogo para avanzar en soluciones reales con un sistema de seguridad social moderno.

En tanto, el senador RD Juan Ignacio Latorre, uno de los autores de este proyecto, reconoció que si bien la iniciativa con el Congreso actual tiene poca viabilidad política, este “instala una discusión de fondo que es un insumo para la discusión que hay que tener en el proceso constituyente y es un insumo para la discusión que se viene programática para el nuevo ciclo electoral en Chile”.

Así tanto esta iniciativa como la discutida y postergada reforma de pensiones son opciones legislativas que podrían garantizar cambios importantes en el sistema actual, sin perjuicio de que las decisiones que la ciudadanía tome en el proceso constituyente también podrían ser claves para zanjar y dar paso a mejoras sustanciales en un tema que durante años ha estado lejos de tener acuerdos.

Créditos fotografía referencial: Twitter NO+AFP