Diario y Radio U Chile

Año XIII, 14 de abril de 2021

Escritorio MENÚ

Mario Aguilar y balance 2020: “Lo peor fue la actitud de las autoridades, particularmente del ministro y el Presidente de la República”

El presidente del Colegio de Profesores se refirió a las dificultades que tuvo este 2020 en materia educativa, y si bien reconoció el agotamiento en los docentes y dificultades en la relación con el Gobierno, también destacó la unión que se generó dentro de los establecimientos a pesar de la distancia.

Andrea Bustos C.

  Lunes 28 de diciembre 2020 20:04 hrs. 
mario aguilar


Un estudio realizado por la Fundación Liderazgo Chile en conjunto a la Universidad del Desarrollo y la Universidad Andrés Bello abordó el cansancio de los profesores durante este 2020. La información difundida a través de El Mercurio reveló que un 80 por ciento de los docentes reconoce haberse sentido agobiado por su trabajo y un 54 por ciento se siente saturado de forma frecuente.

Junto a ello se informó que 7 de cada 10 docentes no han podido respetar sus horarios de trabajo, teniendo extenuantes jornadas laborales.

En conversación con Radio Universidad de Chile, el presidente del Colegio de Profesores, Mario Aguilar, abordó estos datos, confirmando que efectivamente los y las docentes están agotados a estas alturas del año por el desgaste que ha significado este 2020 de clases a distancia, un sistema que implicó una adaptación del trabajo del profesorado, horas extraordinarias y un gran esfuerzo.

“Evidentemente las cifras sobre niveles de estrés y agotamiento son absolutamente reales, concuerdan con lo que nosotros también hemos percibido y los datos que tenemos, porque fue un año absolutamente exigente, fue un año donde hubo que improvisar mucho con muy poco apoyo, el profesorado fue capaz de reconvertirse en su forma de trabajo. En cualquier profesión y cualquier grupo humano que de un día para otro debe dejar de hacer lo que venía trabajando tradicionalmente, y para lo cual había sido formado, y trabajar con un formato completamente distinto de un día para otro, sin duda, es un esfuerzo tremendo y en general se respondió bien”, explicó.

“No había horario de descanso, no había desconexión. Se partía a trabajar a las 8 en la mañana y no se paraba hasta las 12 de la noche. Eso es absolutamente real”, dijo.

Sin embargo, este estudio también presenta algunos resultados positivos respecto del compromiso de los docentes con sus labores, pues un 57 por ciento dice haberse sentido ilusionado con su labor el último mes, mientras que un 93 por ciento piensa, desde a veces a muy frecuentemente, que su trabajo supone un reto estimulante.

200318_ventajas_de_la_educacion_en_linea_en_tiempos_del_covid-19_mhl_1

Según Mario Aguilar estas cifras reflejan el compromiso de los docentes con su trabajo, algo que también ha quedado en evidencia durante la pandemia, destacándose que efectivamente esta es una profesión que requiere por sobre todo vocación: “El nivel de evaluación positiva del propio trabajo refleja que esta es una profesión altamente vocacional, sin duda ser profesor o profesora requiere de un compromiso que, en general, está en la mayoría. Y por lo tanto cuando hubo que asumir una exigencia tan grande como esta, ahí estuvo la respuesta y fue en general de bastante compromiso”.

En esa línea, Aguilar destacó también que ha existido una valoración por parte de los apoderados y estudiantes  sobre la labor docente.

“Creo que se ha entendido el valor del trabajo docente, lo difícil que es. Cuando los papás estuvieron con uno, dos o tres niños en la casa y veían lo difícil que era mantenerlos relativamente concentrados durante unas pocas horas del día, entendieron lo que hace un profesor cuando tiene 45 en una sala de clases y logra eso. Hay un trabajo profesional, una preparación, una experticia”.

Finalmente, el presidente del Magisterio llamó a los padres y estudiantes a fortalecer ese vínculo que se generó en este período en que se produjo una comunicación más fluida que la que se da habitualmente. Asimismo, expresó la necesidad de que se respete el descanso de los docentes, incluso por parte del Mineduc que ha instruido que algunos docentes terminen sus vacaciones en febrero de forma anticipada.

El balance educativo del Magisterio

Por otra parte, en la entrevista entregada a Radio Universidad de Chile, el actual presidente del Colegio de Profesores se refirió a un balance anual de este 2020, marcado por la pandemia y clases a distancia.

Según expresó Mario Aguilar – quien dejará el cargo el 11 de enero de 2021 – lo más complejo fue tener que llegar a acuerdos con las autoridades que, a su juicio, fueron poco dialogantes y muy impositivas.

“Lo peor a mi entender fue la actitud de las autoridades, particularmente del ministro de Educación, el Presidente de la República, siempre forzando, pretendiendo imponer una supuesta normalidad que resultaba ridícula dada la realidad que había y que bueno, en los hechos no resultó pero que significó un tremendo desgaste. Tuvimos que unirnos con las comunidades, resistir esos intentos que generaron mucho estrés, sumado al que ya existía en el ambiente”.

Mario Aguilar

En el lado positivo del 2020 en materia de educación, Aguilar destacó la unión que se generó en las comunidades educativas: “La capacidad que tuvimos los profesores, las comunidades escolares, donde se produjo una mancomunión entre todos los estamentos, directivos, docentes, asistentes de la educación, apoderados, estudiantes y se produjo esa unidad para defenderse de las absurdas medidas que quería imponer el Gobierno, y también para hacer el trabajo. Yo creo que se fortaleció el sentido de comunidad educativa en los colegios, porque nos dimos cuenta que había que unirse. Si el Gobierno no nos defiende nos defendemos entre nosotros, y eso fue lo que hicimos y creo que estuvo bien”.

Por último, respecto de lo que viene para el 2021, Mario Aguilar expresó que es incierto dado que todo dependerá de la gravedad del rebrote de COVID-19 pronosticado por las autoridades.

“Se augura un cuadro que podría ser muy crítico y, eventualmente, si ese cuadro se llegara a confirmar, la viabilidad de volver a clases presenciales el primero de marzo no es tal. Los apoderados no van a estar dispuestos, nadie va querer arriesgarse”, señaló.

Según comentó Mario Aguilar, las señales del Ejecutivo todavía son confusas, dado que mientras se anuncia una nueva crisis sanitaria también se confirma el regreso a clases el 1 de marzo.

“Ojalá las autoridades recapacitaran, tuvieran el mínimo de sentido común que no tuvieron durante el 2020. Ojalá el cambio de año algo genere en sus cabezas, pero si no es así nosotros vamos a tener que seguir resistiendo”, aclaró el presidente del Colegio de Profesores, quien también afirmó que de darse las condiciones los profesores estarán disponibles para generar el mejor regreso a clases posible.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.