Diario y Radio Universidad Chile

Escritorio MENÚ

Washington en estado de alerta a tres días de la investidura de Biden

Las autoridades desplegaron un fuerte dispositivo de seguridad a lo ancho del país, ante posibles disturbios. Washington, donde Joe Biden asumirá la presidencia el miércoles, se encuentra militarizada.

RFI

  Domingo 17 de enero 2021 10:24 hrs. 
INTER-18-FOTO-2-RRSS-696x463


Un hombre con una pistola cargada y más de 500 municiones fue arrestado en Washington en un punto de control cerca del Capitolio, donde el presidente electo, Joe Biden, asumirá la presidencia de Estados Unidos.

El ambiente es de extrema tensión a pocos días del traspaso de poder en la capital estadounidense. Las autoridades temen que puedan repetirse incidentes violentos tras el violento ataque contra el Capitolio por parte de partidarios del mandatario saliente, el pasado 6 de enero, en el que murieron 5 personas.

Desde entonces, Washington es una ciudad fortificada: una barrera de bloques de concreto y alambres de púas rodea el edificio del Congreso, miles de miembros de la Guardia Nacional fueron desplegados y las calles del centro, bloqueadas. Este año el National Mall, la inmensa explanada a los pies del Capitolio, estará cerrada al público. Solo se permitirá el ingreso a la zona a personas debidamente acreditadas y es probable que el número de soldados que patrullen la capital supere al de espectadores en el lugar.

Biden anuncia decretos desde el primer día de su mandato

El presidente electo firmará una docena de decretos en su primer día como presidente de Estados Unidos, informó el futuro jefe de gabinete del mandatario demócrata, Ron Klain.

La pandemia, la crisis económica, el cambio climático y la injusticia racial en Estados Unidos son “crisis [que] demandan acción urgente”, dijo. “En sus primeros diez días en el cargo, el presidente electo Biden tomará acciones decisivas para atender estas cuatro crisis, prevenir otros daños urgentes e irreversibles y restaurar la posición de Estados Unidos en el mundo”, añadió.

Tras su investidura, Biden deberá encargarse de una serie de problemas. Estados Unidos se está acercando rápidamente a los 400.000 muertos por la crisis de covid-19 y registra más de un millón de casos nuevos por semana a medida que el coronavirus se propaga sin control.

La economía también está débil, con 10 millones de empleos menos disponibles en comparación con el comienzo de la pandemia.

Biden reveló esta semana planes para obtener 1,9 billones de dólares para reactivar la economía a través de nuevos pagos de estímulo y otras ayudas, y dijo que planea acelerar los esfuerzos para distribuir la vacuna contra el covid-19 en todo el país.

Los decretos que Biden prometió incluyen un plan para que el país se una nuevamente al acuerdo climático de París y para revertir la prohibición de Trump a la entrada de personas de ciertos países de mayoría musulmana a Estados Unidos.