Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 22 de octubre de 2021

Escritorio MENÚ

Salar de Maricunga, un territorio a defender: Comunidades desafían a dos proyectos de explotación de litio

"Proyecto Blanco " y "Sales de Marincunga", cuentan con el visto de las autoridades gubernamentales para el inicio de actividades de extracción de litio en las cercanías del salar. Sin embargo, diversos recursos legales presentados por las comunidades Coya, tienen a ambos proyectos estancados.

Héctor Gabriel Campos

  Martes 29 de junio 2021 11:17 hrs. 
WhatsApp Image 2021-06-26 at 22.41.29


A fines de la década de los 90’ se dio por iniciada la explotación a gran escala del litio en nuestro país, específicamente en el Norte Grande a cargo de SQM. A lo largo de los años, esta industria siempre se jactó de ser amigable con el medio ambiente, sin embargo, hoy el salar de Maricunga- ubicado a 160 km de Copiapó – y todo su ecosistema, se ven amenazados por el inminente inicio de actividades de extracción minera.

Dos son los proyectos mineros que pusieron sus ojos en Maricunga, “Producción de sales Maricunga “ y “Proyecto Blanco”, debido a que este salar es el segundo espacio más rico en litio del país, seguido por el Salar de Atacama. En 2018, comenzaron las licitaciones de los  proyectos, los que recibieron el visto bueno de las autoridades gubernamentales en diferentes instancias, iniciando así el proceso de disputa entre las empresas y las comunidades de la zona.

Lucio Cuenca, director del Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales (OLCA), organismo a la cabeza de la campaña “La devastación del litio”, explica que sería una “irresponsabilidad” iniciar las actividades de explotación en un lugar como ese, ya que no se estarían tomando en cuenta los efectos que podría traer a las actividades económicas de la zona, como el turismo y especialmente al pueblo Coya quienes viven en las cercanías del salar.

Parte de la serie de cortos audiovisuales

Parte de la serie de cortos audiovisuales llamados “Voces en defensa de Marincunga”, pertenecientes a la campaña “La devastación del litio”, promocionada por el Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales (OLCA) y el Observatorio  de Conflictos Mineros de América Latina (OCMAL).

Cuenca agrega que esta situación se debe a que existe una política Estado prolongada que permite que estas situaciones ocurran y una legislación que respalda este tipo de explotaciones de recursos naturales.

Son ecosistemas únicos con una flora y fauna única, por lo que es un despropósito poner explotación de litio en ese lugar. La política de este Gobierno en particular – pero que viene del tiempo de Bachelet-, fue poner en el mercado de la explotación del litio los 52 salares que existen en la zona norte de Chile, de ahí se desata toda una carrera por explotar”.

Cosmovisión Coya en peligro

La comunidad indígena del pueblo Coya, sería una de las principales afectadas con esta actividad, ya que tienen la incertidumbre del efecto que podría tener la explotación de litio en el agua, recurso clave para la vida en la cordillera. Así lo afirmó Lesley Muñoz, integrante de la Comunidad indígena Coya comuna de Copiapó, agregando que no existen estudios científicos respecto a esa situación.

“Nuestra cosmovisión se basa en la trashumancia, es que nos movemos de arriba hacia abajo en la cordillera de acuerdo la estación, en las veranadas subimos y en invernadas bajamos, por el tema del agua. No sabemos si existe una afectación a ese recurso y eso es lo que reclamamos, no hay estudios que lo confirmen o descarten. El agua es vital para el estilo de vida que uno tiene”.

 

Laguna verde, en la cercanías del salar de Maricunga. FOTO: Comunidad pueblo Coya comuna Copiapó.

Laguna verde, en las cercanías del salar de Maricunga. FOTO: Comunidad indígena Coya comuna Copiapó.

Además, desde el punto de vista espiritual, Lesley sostiene que la posible instalación de los dos proyectos, podría afectar una serie de rituales realizados por su comunidad en las alturas, que es donde estarían ubicadas las mineras.

Arriba nos juntamos para hacer todas nuestras ceremonias. Hace poco tuvimos el año nuevo indígena, en agosto tenemos la celebración a la Pachamama, en octubre para las ánimas. En general nuestra forma de vida en la cordillera podría ser afectada, porque todos planeamos en algún momento de nuestra vida poder irnos a vivir allá y vivir de nuestra tierra y el ganado”, añadió la integrante del pueblo Coya.

Por otro lado, Lesley Muñoz señala que es muy preocupante los nulos estudios independientes de impacto ambiental realizados en el salar, contando solo con la información entregada por las empresas ganadoras de las licitaciones: “Los únicos estudios que tenemos son los que hacen las empresas, por eso estamos gestionando el análisis del territorio a nivel hidrogeológico, hay profesionales que nos están ayudando con eso”, subrayó.

En la arena política, la causa también comienza a ganar espacio. La concejala de la comuna de Copiapó, Rosa Ahumada, aseguró que desde el concejo municipal, específicamente en la Dirección de Medio Ambiente, han comenzando a realizar observaciones del proyecto y a informar a la ciudadanía para poder concientizar a los pobladores, ya que sin ese apoyo es muy difícil poder  generar un impacto en las autoridades. 

“Como municipalidad de Copiapó, se han hecho observaciones a los dos proyectos que perjudican directamente al salar de Maricunga y su humedal. Queremos seguir el camino legal y crear un gran movimiento de defensa. Sabemos que el pueblo Coya está en eso. Entendemos que aún no tenemos el movimiento que quisiéramos, pero estamos trabajando en función de que este proyecto no se concrete, pero lo más importante es concientizar a la gente” comentó Ahumada.

Por el momento, pese a contar con luz verde estatal, ambos proyectos se encuentran estancados debido al recurso de protección interpuesto por las comunidades coyas en la Corte de Apelaciones de Copiapó, además de un recurso de invalidación y reclamación contra “Proyecto Blanco” y “Sales de Maricunga” respectivamente, de los que el Poder Judicial aún no se pronuncia.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.