Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 26 de septiembre de 2021

Escritorio MENÚ

Nicolás Eyzaguirre: “El cuarto retiro de las AFP beneficia a quienes tienen ingresos más altos”

El exministro de Hacienda recalcó que esta política es regresiva y que no se justifica en el escenario económico actual. "El retiro permite sacar aproximadamente 15 mil millones de dólares. Con que una fracción importante de eso se gaste va a aumentar la presión sobre los precios y la tasa de interés", recalcó.

Diario UChile

  Lunes 6 de septiembre 2021 12:35 hrs. 
nicolas


En conversación con la primera edición de Radioanálisis, el economista de la Universidad de Chile y exministro de Hacienda y Secretaría General de la Presidencia, Nicolás Eyzaguirre, se refirió a la discusión por el cuarto retiro de fondos de las AFP y de las ayudas económicas sociales impulsadas por el Ejecutivo en el contexto de Pandemia.

Consultado por el director de Radio Universidad de Chile, Patricio López, respecto del cuarto retiro, el exministro sostuvo que “si es una mala política pública le corresponde evaluar a las personas, pero como economistas lo que podemos hacer es advertir de los efectos de esto. En esta oportunidad hay un efecto que no se produjo anteriormente, porque ya la economía se encuentra bastante recuperada y con un incipiente recalentamiento. Entonces, como el retiro permite sacar aproximadamente 15 mil millones de dólares, con que una fracción importante de eso se gaste va a aumentar la presión que ya hay sobre los precios y las tasas de interés”.

En esa línea, el economista de nuestra casa de estudios agregó que “esto además va a deteriorar las futuras pensiones, pero lo tercero es que un conjunto de personas van a quedar con un 10% de tope a su disposición para hacer lo que estimen. Qué ponderas, es una opción personal, pero de que habrá implicancias es así”.

Respecto del eventual objetivo de ir en ayuda de los sectores más desprotegidos, Nicolás Eyzaguirre sostuvo que “no llega a ese sector, ya que debido a los tres retiros anteriores, se calcula que el cuarto retiro dejará a la mitad de los afiliados sin saldo, entonces, en la práctica quienes podrán retirar son personas que tenían un saldo más copioso y con un ingreso más alto”.

Por lo mismo, el exministro añadió que “quienes hoy están carentes son sectores de ingresos más bajos y particularmente mujeres. Alrededor de cuatrocientas mil mujeres no han podido reincorporarse a la fuerza de trabajo, muy probablemente en función que los colegios no están normalizados. Entonces la pregunta es ¿Esas mujeres desfavorecidas tienen saldo en las AFP? Y creo que es altamente probable que no“.

El economista de la Universidad de Chile tuvo palabras también para quienes sostienen que hay sectores que no son considerados vulnerables pero que presentan urgencias, en ese sentido señaló que “dos de los tres anteriores retiros han sido sin pagar impuestos, cuando esos ingresos fueron cotizados también fueron libres de impuestos y, por tanto, van a quedar libres de impuestos para ser gastados, por tanto, hay un perdonazo tributario a quienes cotizaron y como hemos visto, quienes tienen saldo son actualmente los sueldos más altos, sin duda que esto favorece a los sueldos más altos”.

De todas formas, el exministro agregó que “no se trata de olvidar que algunas personas están pasando por precariedades, por eso existe el IFE, que yo creo también es hora de empezar a desmontarlo, básicamente te provee hasta 500 mil pesos a una familia de cuatro personas, en adición a los ingresos propios. Esa es una política bastante fuerte y que sustituye por mucho la posibilidad de los retiros“.

Sobre el rol que ha jugado el gobierno en este debate, Nicolás Eyzaguirre afirmó que “no hay duda que el timing de las ayudas a las familias fue inadecuado. Si comparas internacionalmente, en 2020 los países más desarrollados hicieron una política de ayudas mucho más sustantiva que la que hizo Chile”, en ese sentido añadió que “pero en 2021, dado que las cuarentenas han disminuido notablemente, las economías se recuperaron, por lo tanto, el efecto de las políticas para evitar una recesión ya no son necesarias y al contrario, tiende a ser contraproducente, y el gobierno hace todo lo contrario, crea un IFE copioso cuando ya no era necesario y dejó de hacerlo cuando era necesario, entonces el sistema explotó por la vía de los retiros”.

Eyzaguirre recalcó que “nosotros tenemos un régimen presidencial, no obstante, para que el régimen presidencial permita una conducción, tienes que tener al menos un apoyo parlamentario que permita un veto o una minoría con capacidad de bloquear. Pero hoy el Gobierno ha perdido el apoyo de los suyos, con lo cual estamos en una situación de desgobierno porque empieza a gobernar el Parlamento, pero en un sistema presidencial el Parlamento no es el responsable de la conducción económica. Entonces, estamos en el peor de los mundos”.

A juicio del economista, “la Convención tendrá que tomar carta en este asunto porque nosotros no tenemos válvulas de escape para lograr estabilizar la situación cuando el Ejecutivo pasa a tener una ínfima minoría de apoyo en el Parlamento y en la ciudadanía, entonces el sistema queda sin timón”.

El exministro reflexionó respecto de las consecuencias de la pandemia y la incapacidad del Estado para hacer frente a las demandas sociales. En esa línea afirmó que “ése ha sido un tema a lo largo de la historia de Chile, la imposibilidad de construir una sociedad de bienestar que se construyó de una manera muy segmentada antes del golpe militar pero que hoy se necesita universalizar”. Al respecto recalca que “la piedra de tope es siempre la misma, para poder financiar eso los ricos tienen que pagar más impuestos“.

Respecto del monto necesario a recaudar en una reforma tributaria que sea efectiva, el economista sostuvo que “distintos programas han pensado entre 5 puntos del producto, esos son 15 mil millones de dólares anuales, hasta 10, en el espacio de 5 a 10 años. Estamos hablando de algo muy sustantivo, entre 15 y 30 mil millones de dólares adicionales, más allá de lo que da el crecimiento”.

Eyzaguirre recalcó que “esto no es ciencia atómica, es lo que hicieron todos los países desarrollados después de la segunda Guerra Mundial cuando construyeron su sociedad de bienestar. En esto no hay misterio, lo que pasa es que algunos siguen insistiendo en el cuento del tío del crecimiento y que con eso se olvidan los problemas, pero no es así“.

Finalmente, respecto de la voluntad política para avanzar en esa dirección, Nicolás Eyzaguirre sostuvo que “la pregunta del millón es por qué si quienes más tienen y más evaden y eluden, que no cumplen ni siquiera con la ley en términos de sus compromisos tributarios son unos menos, por qué los más no se han puesto de acuerdo para hacer leyes y dotar a los servicios públicos de las capacidades para cobrar efectivamente esos impuestos”.

Al respecto añadió que “siempre hay alguna maniobra que se hace cooptando algún grupo, dividiendo al resto, en lo que es una ingeniería política impresionante. Desde el cohecho de la antigua oligarquía hasta las divisiones que hoy continúa teniendo la centro izquierda”.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.