Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 2 de diciembre de 2021

Escritorio MENÚ

Lucía Dammert por informe sobre carteles mexicanos: “Tenemos que reconocer la problemática y empezar a enfrentarla”

Luego del informe de la Fiscalía que da cuenta del intento de dos reconocidas bandas criminales de la nación norteamericana por instalarse en nuestro país, la doctora en Ciencia Política señala que existen experiencias que demuestran que al crimen organizado se le puede enfrentar. Sin embargo, subraya que se deben tomar medidas y reconocer esta realidad.

Raúl Martínez

  Sábado 11 de septiembre 2021 9:44 hrs. 
lucia-dammert-1100x600


En la comuna de Alto Hospicio intentó establecerse el cartel de Sinaloa del que fuera uno de sus principales jefes hasta hace algunos años Joaquín Guzmán Loera, conocido como El “Chapo” Guzmán, hoy preso a perpetuidad en una cárcel de máxima seguridad en los Estados Unidos.

A los de Sinaloa buscan sumarse los del cartel de Juárez Nueva Generación en su búsqueda por sentar bases en Chile según el informe dado a conocer hace algunos días por el Ministerio Público que reconoce la llegada de cargamentos de varias toneladas de marihuana desde diferentes puertos mexicanos.

Para el fiscal nacional, Jorge Abbot, se requiere una acción urgente del Estado para enfrentar este desafío, el cual incluso ha llevado a un incremento de los crímenes en las cárceles chilenas de un 75 por ciento, según el dato aportado por Gendarmería a raíz de la presencia de integrantes de estas bandas al interior de los recintos penales.

Para experta en seguridad y doctora en Ciencia Política Lucía Dammert, el abordaje debe ser desde diferentes puntos, pero el principal debe estar puesto en contener la corrupción que busca generar el narcotráfico en todos los niveles del Estado.

Dammert apunta a que “la experiencia italiana ha demostrado que a las mafias se las puede enfrentar, al crimen organizado se lo puede controlar y esto requiere una multiplicidad de iniciativas. Una de ellas por supuesto es aumentar los niveles de exigencia en términos de la lucha contra la corrupción en todas las instituciones del sistema de justicia criminal y también del mundo político. Porque es por ahí donde las organizaciones criminales crecen y se consolidan. Y para el tema policial específicamente, se requieren mayores niveles de control civil”.

A esto se suman los controles en el Poder Judicial, pero especialmente en incrementar el sistema de inteligencia que ayude a evitar la instalación y crecimiento de estos grupos.

“Ya Chile había quedado en un informe de Naciones Unidas no tan reciente, como el tercer país de origen de aquellas drogas que salen hacia Europa y Asia. Cuando esto sucedió las explicaciones fueron más bien limitadas diciendo que no era que salían de Chile, sino que se cargaban en alta mar. Y desde ese punto de vista tenemos que reconocer la problemática y empezar a enfrentarla”, sostiene Dammert, quien señala que hoy la realidad es distinta.

Esto porque es el propio organismo de persecución penal del país el que da a conocer que estos carteles están empujando para asentarse en Chile y ya no como una plataforma si no como un lugar de producción y distribución interna.

“Ha crecido el mercado interno de consumo de drogas. Ninguna industria se instala en un lugar donde no hay demanda y nos tenemos que hacer cargo que tal vez una de las explicaciones que no queremos mirar es que no tenemos capacidad pública para enfrentar los cientos, sino miles, de personas que tienen consumo problemático de drogas y que están también levantando la necesidad de esta industria del narcotráfico”, comenta Dammert.

La especialista advierte además que “las organizaciones se instalan también donde es más fácil mover dinero sucio o donde es más fácil mover el dinero hacia otros territorios y ahí creo que valdría la pena empezar a mirar cómo se pone énfasis en la lucha contra el lavado de activos y también revisar los mecanismos que hay para asegurar que las inversiones que se realizan, las compras, etcétera, vienen de dineros que son no mal habidos. Y por supuesto, poner mucho más hincapié en las cosas que salen del país hacia otros lugares”.

Por último, Dammert indica que otro de los temas que se deben revisar es la inversión que se ha realizado y la distribución de los recursos donde más se requiere para enfrentar el narcotráfico.

“La inversión en los últimos años para los mecanismos en la lucha contra la presencia de drogas y el desarrollo y capacidades policiales y la inversión en Aduanas ha sido sustancial. Entonces, además de tener mecanismos tecnológicos y capacitación del personal que está en las fronteras y en las aduanas y en los puertos, uno también debería revisar las inversiones que se han hecho estos años y cómo están los resultados de la misma”, concluye la doctora en Ciencia Política.