Diario y Radio Universidad Chile

Año XV, 3 de febrero de 2023

Escritorio

Tras debate presidencial: diferencias entre candidatos de la derecha confirman existencia de dos polos en el sector

La participación de José Antonio Kast en el último debate de los aspirantes a La Moneda preocupó a sus adherentes, mientras el abanderado de Chile Podemos Más recuperó parte del terreno perdido y el apoyo de las filas del oficialismo. En ese contexto, el futuro de la centro derecha se vislumbra en la incertidumbre cuando faltan cuatro días para la primera vuelta presidencial.

Lorena Moreno Berroeta

  Miércoles 17 de noviembre 2021 11:16 hrs. 
Debate ANATEL - Kast, Sichel

Compartir en

Fue uno de los aspectos que más destacó del debate de ANATEL el lunes pasado. La performance del candidato del Partido Republicano, José Antonio Kast, fue ampliamente cuestionada las horas posteriores al encuentro. Esto, luego que el candidato -quien lidera las encuestas- se confundiera con el contenido de su programa presidencial, a ratos perdiera el control, realizara preguntas inapropiadas a una de las periodistas moderadoras y en gran parte del programa se le viera notoriamente incómodo.

Además, el último debate antes de la primera vuelta presidencial se llevó a cabo sólo días después de su desafortunada frase a los medios de comunicación internacionales cuando aseguró que en Chile “no se encerró a los opositores políticos” durante la dictadura militar de Augusto Pinochet, un hecho que ya ha sido calificado como negacionismo y que acaparó portadas de diversos lugares del mundo.

Incluso este martes, Sebastián Sichel afirmó que luego del debate presidencial recibió “felicitaciones inesperadas” desde la UDI, y comentó que “parece ser que algunos tienen encuestitis. Vamos a ver qué pasa ahora después del debate. (…) Vi que algunos que estaban vitrineando para otro lado volvieron rapiditamente a vitrinear para acá”, sostuvo en declaraciones a Radio Universo.

En ese sentido, la opinión del subdirector de desarrollo del Instituto de Estudios de la Sociedad, Rodrigo Pérez de Arce, sobre la participación del candidato presidencial del Partido Republicano es tajante. “Creo que Kast lo hizo bastante mal, sobre todo en temas claves para su agenda. Creo que se vio poco claro, con poca fuerza, con poca convicción incluso”, afirma.

De la misma forma, con el traspié de José Antonio Kast los expertos coinciden en que la situación podría cambiar el panorama del día domingo, lo que provocaría sorpresas en la elección de la primera vuelta presidencial.

Para el analista político vinculado a Renovación Nacional, Tomás Duval, lo ocurrido abre una incógnita ya que, a su juicio, “Sichel quizás hizo el mejor debate de su campaña retomando el discurso con que ganó las primarias en la centro derecha. El debate no fue bueno para Kast, tuvo un debate muy malo en términos de posición, ponencias y actitudes”, enfatizó.

Además, Duval afirma que con esta situación aparece la interrogante sobre si Sebastián Sichel podría pasar a la segunda vuelta presidencial, y “esa es una pregunta de incertidumbre y creo que eso puede estar en parte del ambiente”, afirma. En la misma línea, Pérez de Arce sostiene que hoy no es posible asegurar el daño a la candidatura de Kast y, por otro lado, tampoco se puede evaluar si “Sebastián Sichel logra capitalizar todo eso que se perdió ayer”.

“Sin embargo, sí me parece muy interesante que aquí se empiezan a cristalizar dos polos en la derecha y que el electorado más tradicional del sector los va eligiendo no tanto por consideraciones estrictamente ideológicas, sino más bien por conveniencia y quién se ve más robusto para enfrentar al candidato o candidata de izquierda”, sostiene Pérez de Arce.

Por su parte, el Consejero del Instituto Nacional de Derechos Humanos, Cristián Pertuzé, coincidió en que el abanderado del Frente Social Cristiano se vio más débil en esta oportunidad, lo que “podría tener efectos en la votación que tenga el día domingo y eso puede producir competencias interesantes en la elección”. Además, aseguró que la actual situación política de la derecha se resume con la aparición de estos dos proyectos que aspiran a La Moneda, que se dividen en uno más cercano a la derecha conservadora y el otro más ligado a la derecha social.

El proyecto que representa José Antonio Kast es más bien de una derecha conservadora que está mucho con un discurso muy enfocado al orden, contra la violencia, con un proyecto inclusive muy tradicionalista en el ámbito de los impuestos, que el crecimiento se podría lograr rebajando impuestos y reduciendo al Estado. Por otro lado, un proyecto más bien de centro derecha, que es el que representa Sebastián Sichel, tiene una mirada un poquito más social, más preocupada de las problemáticas sociales. Como todo proyecto preocupado también del tema del crecimiento, de empleo, de orden, pero no enfocado en eso”, señala.

Para Pertuzé, aún no es claro el comportamiento del votante de la derecha el relación al avance a una posible segunda vuelta, ya que principalmente su movimiento no se condice con las decisiones que toman los partidos políticos, lo que genera un umbral de incertidumbre a pocos días de la elección presidencial.

“A lo mejor los partidos sí se van a articular detrás de la candidatura que pase a a la segunda elección, si es que pasa alguno de los dos, con las diferencias y tratando de exigir que ciertos contenidos de sus programas se tengan en el nuevo programa para la segunda vuelta. Es una decisión muy incierta que no se tenía mucha noción en el país en los últimos 30 ó 35 años. Van a ser elecciones muy competitivas con rangos bastante menores de diferencia entre un candidato y otro”, estima Pertuzé, mientras que Duval agrega que “el votante de derecha es bastante pragmático y pase Sichel o Kast, va a ir a apoyarlo, para que no gane el rival van a salir a apoyar al candidato de todas maneras”.

Además, Duval destaca que la actual situación de la derecha pesará en el futuro de la coalición, principalmente por la incertidumbre de las próximas elecciones. “Yo creo que el futuro, la centro derecha va tener muchas dificultades para reconstruirse, va a tener que evaluar bien cuál va a ser su representación parlamentaria y reconstruirse desde los partidos políticos, porque si Kast pasa a la segunda vuelta, va a haber un rol más bien hegemónico de esa posición conservadora en la derecha”, sostiene.

En la misma línea, Pérez de Arce asegura que la polarización de la derecha no se refleja en la candidaturas presidenciales, pero sí en la Convención Constitucional cuando la UDI y Republicanos están por un lado y Renovación Nacional y Evópoli por otro. Esta situación, a su juicio, demuestra que es un proceso que viene desde antes y que incluso continuará después de la elección presidencial.

A mí si me parece que hay un problema bien serio en la derecha, que no es capaz de respetar al candidato que ganó sus primarias, que no es capaz de respetar las propias reglas que se dieron. Aquí se ponen de acuerdo todos los partidos en invitar a cuatro candidatos, incluyendo a Sebastián Sichel, y él gana por una amplía mayoría. Se desordena y muestra que la cosa está muy volátil. Mi impresión es que todo esto responde a intereses electorales de corto plazo. Los parlamentarios que van a la reelección quieren aparecer en la foto con el candidato que va a ganar, se quieren subir al caballo ganador porque, junto con que les interesa la carrera presidencial también les interesa muchísimo, y yo creo que a veces mucho más, la reelección o su propia elección”, explica.

Además, sostiene que la centro derecha se debate en dos actitudes, una que se acerca a las bases y lleva agendas más duras, y otra que hace una autocrítica más profunda que le permite replantearse o abrirse a cierto diálogo, luego del 18 de octubre de 2019.

“Ese fenómeno sólo se va a profundizar en el tiempo porque yo creo que hoy día la derecha no tiene una mayoría social que la respalde, entonces, eso obliga a mirar hacia adentro y hacer esa autocrítica, que no se va a terminar ni este domingo ni en la segunda vuelva ni incluso si uno de los candidatos de la derecha gana, este debate va a seguir dando vuelva por un tiempo, yo creo, bastante largo”, concluye.

Síguenos en