Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 14 de agosto de 2022

Escritorio

Los nuevos flancos que se abren en la candidatura de José Antonio Kast tras petitorio de Sebastián Sichel

Expertos señalaron que lo planteado por el exabanderado de Chile Podemos Más pone en duda el carácter democrático de la carta del Frente Social Cristiano y el compromiso de la denominada "derecha social", de cara al balotaje. Además, apuntaron que una apertura a estas condiciones podría abrir su paso ante un electorado reticente a su opción presidencial.

Natalia Palma

  Miércoles 1 de diciembre 2021 13:56 hrs. 
Debate ANATEL - Kast, Sichel

Compartir en

A poco más de dos semanas de la segunda vuelta presidencial, un nuevo flanco se abre para el candidato del Frente Social Cristiano, José Antonio Kast, tras conocerse las nueve condiciones establecidas por el exabanderado de Chile Podemos Más, Sebastián Sichel, para apoyar la candidatura del republicano.

Dicho documento – en el que se exige una serie de mínimos civilizatorios- destaca por ejemplo el respeto irrestricto a los Derechos Humanos, la mantención del INDH y la eliminación del programa la propuesta de un Estado de Emergencia en que el presidente tenga la facultad de interceptar, abrir o registrar documentos y todo tipo de comunicaciones, y arrestar a las personas en sus propias moradas o en lugares que no sean cárceles, ni estén destinadas a la detención.

También plantea el compromiso total de respeto a las minorías y diversidades y de proyectos claves, tales como el de aborto en tres causales y de unión civil, además, de la mantención del Ministerio de la Mujer y la no discriminación respecto del estado civil de las mujeres.

Este petitorio provocó la inmediata reacción por parte del entorno cercano de José Antonio Kast, quien hasta el momento no se ha pronunciado personalmente ante este emplazamiento y se encuentra en una breve gira en Estados Unidos.

El senador electo y coordinador político del Partido Republicano, Rojo Edwards, expresó que “Sichel debe abandonar inmediatamente su pretensión de poner condiciones para la entrega de su apoyo”, añadiendo que el adversario es “el candidato del Partido Comunista”.

Mientras la vocera de Kast, Macarena Santelices, respaldó estas últimas declaraciones. En conversación con Radio Infinita sostuvo que “Rojo no está equivocado, el futuro no se negocia”, pese a que en una primera instancia matizó su postura tras sostener que “las ideas y mejoras a nuestro programa de gobierno son bienvenidas”.

Frente a este panorama, el analista político y director de la Escuela de Gobierno de la Universidad Central, Marco Moreno, comentó que esta situación podría abrir cuestionamientos a la denominada “derecha social” al haber entregado su total respaldo a Kast.

En esa línea, el académico señaló que “las condiciones que plantea Sichel, uno hubiera esperado que los llamados partidos de la derecha liberal, o los movimientos de la derecha social, los intelectuales de ese mundo lo hubieran puesto sobre la mesa. Efectivamente, Sichel instala una duda sobre el carácter autoritario que tiene José Antonio Kast y su candidatura”.

“De alguna manera también eso deja entrever la situación en que queda esta derecha liberal en el sentido de si van a poder volver a buscar a su electorado luego de haber entregado sin condiciones su apoyo a un candidato como José Antonio Kast. Cuál es el costo de la derecha más ligada al centro del espectro político que está pagando”, aseveró Moreno y recordó una situación similar a la sucedida con la elección de Salvador Allende cuando la Democracia Cristiana exigió un pacto de garantías democráticas para respaldar su opción presidencial.

El profesor de la Escuela de Ciencias Sociales de la Universidad Diego Portales, Claudio Fuentes, sostuvo que la candidatura del republicano podría verse afectada “en la medida en que esas posturas afecten al electorado, como por ejemplo el voto de las mujeres (…) Efectivamente, parece ser que Kast está teniendo menos apoyo de las mujeres y muy probablemente se debe a sus anuncios de que solo mujeres casadas van a poder tener ciertos beneficios”.

De este modo, para Fuentes “lo que puso Sichel en debate tiene que ver con ciertos mínimos básicos y esos temas sí pueden tener un impacto en la percepción de los electores”.

Mientras el analista y académico de la Universidad de Talca, Mauricio Morales, sostuvo que “Kast está en un proceso de confusión programática y de confusión en el desarrollo de su campaña electoral. No se entiende qué fue a hacer a Estados Unidos en circunstancias de que tiene un frente interno acá en el país que es particularmente conflictivo y que, en parte, se deriva de los nueve puntos que le exigió Sichel en su declaración. Esto, naturalmente que lo va a afectar porque pone en entredicho la convicción democrática de Kast”.

En tanto, el consejero del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Cristián Pertuzé, expresó que “si Kast tomara los nueve puntos que le pidió el excandidato Sebastián Sichel podría haber un acercamiento a un mundo que de alguna manera no vota por él. Sin duda mejoraría su posicionamiento, ahí hay todo el debate de si efectivamente lo hace por un tema electoral o lo hace por un tema de convicciones. Ahí hay una problemática y obviamente los candidatos ahora, a tres semanas de la elección, se van a mover mucho más por lo electoral que las convicciones”.

En cuanto a la institucionalidad orientada a la protección de los Derechos Humanos, Pertuzé apuntó que, si bien están abiertos al debate respecto a la configuración como tal del organismo, su continuidad “es muy necesaria para el país. Lo hemos visto en el transcurso de lo que ha sucedido en los últimos dos años en Chile”.

Síguenos en