Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 27 de mayo de 2022

Escritorio

Javier García Choque, alcalde de Colchane: “El gobierno ha dado señales de incentivo a que más migrantes irregulares ingresen al país”

El edil aseguró que la crisis migratoria que afecta con fuerza a la comuna ha devenido en el último período en la renuncia de buena parte de los funcionarios de la municipalidad. Al respecto señaló que la delincuencia en la zona ha ascendido ante la absoluta permisividad de las FF.AA y las policías en el ingreso irregular de migrantes al territorio nacional.

Diario Uchile

  Jueves 27 de enero 2022 9:35 hrs. 
alcalde de colchane

En conversación con los periodistas Juanita Rojas y Claudio Medrano en la primera edición de Radioanálisis, el alcalde de Colchane, Javier García Choque, abordó las condiciones en las que se encuentra la comuna bajo su administración dada la agudización del tráfico de migrantes que se ha suscitado en el último período. Al respecto el edil dio cuenta de que la crisis de inseguridad en la zona se ha acrecentado deviniendo en la renuncia de buena parte de los funcionarios municipales quienes no han querido volver a verse expuestos antes acciones delictuales que perpetran muchos de los extranjeros que ingresan al territorio. Una problemática que afecta transversalmente a los vecinos de la comuna y que se ha extrapolado a otros territorios aledaños, aseguró la autoridad local.

Abordando esa situación, García Choque señaló que el refugio instalado por el Gobierno ha sufrido constantes inundaciones dadas las fuertes lluvias que afectan al altiplano. Eso sumado al constante colapso que evidencia el recinto ha empujado a los migrantes a ocupar zonas improvisadas de la comuna, instalando campamentos a las afueras del refugio, haciéndose de espacios municipales como paraderos y zonas destinadas a la venta de artesanía, además de casas particulares. 

La precarización de la vida ha venido de la mano de la agudización de la delincuencia dado que buena parte de esta población ha incurrido en el porte de armas de fuego y armas blancas y han amenazado a los vecinos en busca de alimento y abrigo, constató el edil.

“Es una situación crítica que ya es insostenible lo cual ha producido una baja en la cantidad de funcionarios municipales quienes han renunciado producto de la falta de seguridad porque todos hemos sido víctimas al menos en una oportunidad de robos de nuestras viviendas. En ese sentido creemos que esta situación ya no da para más, lamentablemente esta situación que estamos viviendo hace más de un año hoy día se trasladó a la ciudad de Iquique y Alto Hospicio donde la inseguridad lamentablemente es un tema muy fuerte y lo más triste es que a través de las redes sociales se está difundiendo una conducta de auto defensa“, indicó.

Un fenómeno que el jefe comunal atribuye a “la ausencia del Gobierno, a la falta de atención en materia de seguridad sobre todo y a la falta de ejercicio o trabajo en terreno de las autoridades competentes como es la delegación presidencial que ha estado ausente y más aún cuando el ministro del Interior da declaraciones como si todo estuviese bajo control”, criticó.

Y es que más de seiscientas e incluso mil personas cruzan al día por la frontera sin algún tipo de control de identidad y sanitario, aseguró el edil. Pese a que el Ejecutivo ha militarizado la frontera con más de cien efectivos militares y más de ochenta Carabineros, García Choque señaló que los funcionarios sólo se limitan a avistar cómo los migrantes ingresan al territorio nacional.

“Vemos como ha aumentado la dotación de Carabineros, como ha aumentado la dotación de personal del Ejército, que realizan constantes hostigamientos porque controlan más de tres veces al día a nuestros pobladores de como se desplazan a sus trabajos de una localidad a otra. Eso realmente es incomprensible, como se controla la identidad a nuestros vecinos y contrariamente se permite el ingreso indiscriminado de cientos de migrantes sin ningún control”, denunció.

La permisividad de los uniformados ha provocado además el abandono de la zona, principalmente, de adultos mayores, dada la falta de seguridad. Bajo ese contexto el alcalde consideró al llamado “Plan Colchane” impulsado por el Gobierno hace un año, como un total fracaso.

“El Gobierno desde un principio se ha dedicado a confundir a la población chilena en términos de optar por una estrategia comunicacional tendiente por ejemplo a convocar a todos los alcaldes, a todos las autoridades locales. Yo hoy día lamentablemente no tengo la confianza en que las autoridades centrales de turno puedan hacer algo y hago un llamado a todas las autoridades locales como alcaldes, gobernador, a que podamos trabajar desde las bases, desde las comunas, con todas las herramientas que son mínimas y las que tenemos para ayudar en la seguridad de nuestros vecinos”, instó.

Adicionalmente, sostuvo que “el Gobierno ha dado señales de incentivo a que más migrantes irregulares ingresen al país”, en la medida que “ha fijado campamentos en Colchane, en Huara y en Iquique. Además de eso se les dispone (a los migrantes) de buses de parte del Gobierno que les espera en Colchane para ser trasladados a Iquique, les ofrecen alimentos que no han cumplido por supuesto y esto básicamente se lo transmiten entre ellos mismos, lo cual ha traído como consecuencia mayor aumento del flujo migratorio de manera irregular”.

En esa línea consideró urgente que el Ejecutivo adopte políticas claras al respecto, sincere su discurso y priorice la seguridad de los chilenos. “Entiendo la situación humanitaria que el Gobierno quiere responder, pero de la mano tiene que trabajar por la seguridad de los vecinos. No puede basarse solamente en el respeto de los derechos humanos de los migrantes, que por cierto es también su obligación, pero también estamos nosotros, los chilenos, los aymaras de Colchane que ya no pueden soportar esta situación”.

Abordando la arista sanitaria, el alcalde indicó que desde el municipio les han hecho saber al Ejecutivo en más de oportunidad su necesidad de contar con un Sapu que les permitiría engrosar los recursos y la cifra de profesionales en el área para enfrentar el flanco de la crisis migratoria que amerita la respuesta oportuna en materia de salud de la municipalidad.

Al respecto dijo sentir impotencia al conocer el relato de una funcionaria de salud que dice dormir con un cuchillo al lado, en la medida que “esa es una realidad que vivimos todos, me incluyo en aquello ya que lamentablemente no tenemos protección, no contamos con el apoyo de Carabineros, no contamos con el apoyo del Ejército porque yo no sé a qué se dedican en la frontera porque cuando pedimos apoyo para acudir a una comunidad o no cuentan con vehículos o simplemente nos dicen que no tienen la capacidad porque están muy ocupados“, señaló el jefe comunal.