Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 10 de diciembre de 2022

Escritorio

¿Cómo y cuándo?: Jornada laboral de 40 horas y los dilemas del debate en el Congreso

Si bien los diputados confirmaron su voluntad de sacar adelante el compromiso de campaña de Gabriel Boric, expresaron sus dudas sobre los plazos y el impacto que pueda tener el contexto económico mundial.

Natalia Palma

  Domingo 6 de marzo 2022 9:43 hrs. 
trabajo-mujer-620x349

Compartir en

Destacándolo como un elemento central del próximo Gobierno de Gabriel Boric fue que los futuros ministros del Trabajo, Jeannette Jara y de Hacienda, Mario Marcel, reiteraron su compromiso con la implementación de la jornada laboral de 40 horas.

Tras la reunión bilateral sostenida con el ministro saliente, Rodrigo Cerda, el nuevo jefe de la billetera fiscal dijo que “nuestra preocupación tendrá que ver con cuál es la gradualidad, forma y complemento que acompañe la reducción de esa jornada laboral para que tenga un menor impacto en pérdida de empleo”, según recogió Pulso.

En tanto, la futura titular del Trabajo mencionó que “vamos a revisar todas las gradualidades que sean necesarias a efecto de poder implementar las 40 horas, porque es central para nosotros alcanzar los estándares de todo el sistema internacional de la OCDE”.

En concreto, la propuesta de mandatario electo señala que “revisaremos aspectos trascendentales que profundizan la precariedad laboral en nuestro país, como ocurre en materia de duración de la jornada de trabajo, para llegar gradualmente a 40 horas. Fortaleceremos una normativa tendiente a la igualdad en las labores de cuidado, terminando con la arbitrariedad en las condiciones laborales y remuneraciones hacia cualquier grupo social (mujeres, migrantes, jóvenes, personas ancianas o pueblos originarios)”.

El diputado de Renovación Nacional e integrante de la comisión del Trabajo, Frank Sauerbaum, manifestó que “hay una buena disposición para hacer varias cosas que tienen que ver con el mundo laboral, una de ellas es la rebaja horaria, el aumento del salario mínimo, pero tenemos que ir viendo paulatinamente como va avanzando el mercado laboral.”

En ese sentido, planteó que “hemos recuperado un porcentaje importante de los puestos de trabajo perdidos por la pandemia, pero no se han recuperado totalmente. Por lo tanto, tenemos que ir dando señales de poder ir flexibilizando el mercado laboral, haciéndose cargo de la nueva realidad, como el teletrabajo, trabajo a distancia, trabajo por hora, una serie de situaciones que no existían pre pandemia”.

“Sería un error enorme tratar de mezclar rebajas horarias con aumento de salarios sin tener aumentos de productividad y ayuda a las pequeñas empresas”, agregó el legislador.

El diputado electo por el Partido de la Gente, Rubén Oyarzo– cuya colectividad irrumpe como nueva fuerza política en el Congreso a partir del 11 de marzo- compartió una postura similar, señalando que “primero, se debería aumentar la generación de empleos, mejorar las condiciones de los trabajadores para que no haya un abuso laboral del empleador y en base a generar esas condiciones poder ver el tema de las 40 horas”.

Asimismo, advirtió sobre las dificultades económicas que tendrá que afrontar la próxima administración, producto del conflicto entre Rusia y Ucrania. Por lo que, a su jucio, “tenemos que nosotros ‘llenar la piscina’ para que este proyecto del Gobierno que creo que es muy importante para todos los chilenos pueda tener éxito en el Parlamento”.

En tanto, el diputado electo de la Democracia Cristiana, Ricardo Cifuentes, expresó sus dudas respecto de los plazos con que se podría comenzar a discutir la iniciativa.

Según el parlamentario “difícilmente nosotros desde la DC nos vamos a oponer a un proyecto como este, que tiene unas ventajas enormes para la ciudadanía, para mejorar la calidad de vida. La única aprensión que tengo es cuál va a ser el timing de todos los cambios que está proponiendo el Gobierno del presidente Boric, en el sentido de cómo vamos a avanzar”.

Desde esa perspectiva, apuntó como prioridad el rumbo que tome la discusión de las reformas tributaria y previsional en el Congreso. “Creo que las cosas se pueden ir haciendo, pero hay que ponerlas en un orden, ir evaluando paso a paso cada una de las iniciativas, cómo van funcionando y qué efectos tienen sobre la distribución del ingreso, la generación de empleos y la innovación, especialmente en un contexto económico particularmente complejo”, aseveró.

Síguenos en