Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 26 de junio de 2022

Escritorio

Carolina Pizarro, candidata a la ANEF: “Nuestra organización debe ir tras los máximos posibles”

La dirigenta de la JUNAEB afirma que en el último tiempo se ha perdido el protagonismo de la organización fundada por Clotario Blest y que hoy vive su segunda jornada de elección para definir a su nueva directiva.

Diario Uchile

  Miércoles 25 de mayo 2022 12:10 hrs. 
Carolina Pizarro Junaeb

Carolina Pizarro aspira a sumarse al directorio de la ANEF, organización que durante los últimos años se ha visto enfrentada a las dificultades para el desarrollo del trabajo en términos generales, pero también en medio de un esfuerzo de parte importante de los empleados públicos por mantener las funciones de los servicios aún en los momentos más complejos de la pandemia y el confinamiento por el Covid 19.

Hoy, en un escenario diferente, la dirigenta de la JUANEB estima que es necesario recuperar el protagonismo que se ha perdido de la ANEF en el ámbito social e incluso para el conocimiento del trabajo sindical que desarrolla frente a sus propios asociados.

“Creo que todes les trabajadores esperamos que ANEF sea nuestra voz, fuerte, respetada, considerada y fundamentada, que no sólo sea reactiva sino también propositiva , y en ese sentido, uno aprecia que hemos perdido esa presencia e incidencia. Podrá la pandemia ser parte de las razones, pero también creo que justamente dicha situación obliga y llama aún más a tener propuestas creativas y oportunas para hacer frente a estos nuevos desafíos, desde el paradigma del trabajo decente”, explica la representante.

Pizarro agrega que “no estamos para conformarnos con los mínimos, nuestra organización debe ir tras los máximos posibles, no sólo de remuneración, sino también de calidad de vida, conciliación, buen trato, desarrollo, etcétera”.

Para la dirigenta hoy existe una distancia entre la dirigencia de la ANEF y las bases sindicales. “Es tal, que ni siquiera sirve tener voto universal, cuando las personas no conocen cómo funciona la ANEF ni conocen el quehacer de su directorio. Claramente hay un desafío que como organización debemos abrazar, que es el de democratizar la ANEF y acercarla a las bases, no sólo a través de sus dirigencias. Contar con más canales de información, comunicación, reflexión y opinión es fundamental”, indica.

“Además, sostiene que “la ANEF no puede ser vista como la organización que sólo se moviliza por demandas económicas, ni una vez al año por el reajuste, es necesario visibilizar y mantener el trabajo sindical en su más amplio sentido durante todo el año, que sea la ANEF el lugar donde confluyan los problemas más cotidianos como los más estructurales del funcionariado, para dar paso a las luchas y acciones que de allí nazcan”.

Respecto del proceso constituyente, Pizarro valora el trabajo de la Convención Constitucional por la propuesta que está elaborando y que apunta en la dirección de lo que las mayorías y las movilizaciones sociales exigieron para el Chile del futuro.

Sin embargo, lamentó que no se impulsara un proceso más incidente de parte de la propia ANEF hacia la Convención.

“Faltó ser capaces de trabajar una propuesta colectiva que permitiera incidir y cambiar el tipo de empleo que hoy tenemos. Ahí es donde podríamos haber posicionado una mirada propia para incorporarla en la nueva constitución. Si bien existió una propuesta de iniciativa popular de norma, no existió un proceso de sensibilización ni construcción colectiva que la fundamentara”, cuestionó.

Pizarro subraya que como trabajadores del Estado “no podemos ser espectadores de los cambios ni del proceso constituyente, hoy debemos tomar el lugar junto con el mundo del trabajo en general, ser parte con las organizaciones sociales, pues somos una más y por tanto nos interesa respaldar las propuestas que han nacido desde la participación de la diversidad de nuestro pueblo”.

Por otro lado, respecto de la relación con el gobierno del Presidente Gabriel Boric, la aspirante a la mesa de la ANEF indica que “creo que hay que aprovechar los espacios de diálogo y construcción conjunta, que claramente no son las puertas ni portazos que nos dio la derecha con el gobierno de Piñera, pero que debemos sin relajarnos, avanzar en los cambios estructurales que permitan de verdad asegurar la dignidad en el trabajo, sea quien sea quien gobierne”.