Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 1 de octubre de 2022

Escritorio

¿Dos acuerdos en lugar de uno?: La duda que ronda las tratativas del oficialismo sobre la propuesta de Constitución y que arriesga el capital político de Boric

El comprometer o no reformas a la propuesta de Constitución sigue siendo un escollo para el acuerdo entre ambas coaliciones de Gobierno, pese a que las dirigencias de los colectivos han destacado la apertura al diálogo en la interna del oficialismo.

Maria Luisa Cisternas

  Lunes 8 de agosto 2022 19:08 hrs. 
boriccc

Compartir en

Complejo se ha vuelto el panorama en el oficialismo respecto al acuerdo sobre la propuesta constitucional. Pese a un intenso ciclo de reuniones y bilaterales entre las dirigencias de los partidos, la segunda semana de agosto inició sin conocerse un entendimiento entre Socialismo Democrático y Apruebo Dignidad. Desde esta última coalición, el Partido Comunista ha apostado por desmarcarse públicamente sobre posibles reformas al texto redactado por la Convención. Desde la segunda, ha ganado fuerza la idea de presentar una propuesta única al Gobierno, en la medida que no se llegue a un consenso con la coalición hermana respecto a comprometer reformas a la propuesta constitucional previo al plebiscito de salida.

Bajo este escenario los presidentes de los partidos oficialistas enfrentaron un nuevo Comité Político Ampliado en el palacio de La Moneda, cita tras la cual transmitieron una disposición de apertura al diálogo entre ambas coaliciones y un avance en las tratativas.

Así el timonel del Partido Liberal, Patricio Morales dijo estar esperanzado en que se generen conversaciones productivas entre Socialismo Democrático y Apruebo Dignidad y en ello aseguró que no hay colectivos que se hayan opuesto a un grado de acuerdo. “Es una conversación abierta, y para eso es el diálogo, a veces uno no ve cosas y conversando con otros se empieza a dar cuenta de que sí hay posibilidades de mejora. (…) Creo que podemos tener un diálogo muy fructífero”, afirmó.

Por su parte, Natalia Piergentili, presidenta del PPD -uno de los primeros partidos oficialistas en empujar reformas a la propuesta de Constitución- relevó la importancia de llegar un consenso bajo los resultados que ha mostrado el Apruebas en los últimos sondeos. “Yo creo que uno nunca tiene que claudicar a la idea de llegar a acuerdos y de seguir conversando y de convencer al otro de cosas que son beneficiosas. Creemos que las cifras hoy día que muestran todas las encuestas  son preocupantes y tenemos que hacernos cargo de esas preocupaciones”.

Sin querer entrar en detalles, el senador y cabecilla de Revolución Democrática, Juan Ignacio Latorre, aseguró que las conversaciones entre partidos están avanzando y que por tanto, ellas no se han zanjado. “Yo veo una muy buena disposición de todos los partidos políticos oficialistas, no hay ninguno que se haya restado a participar de los espacios de participación, de acatar de alguna manera el mandato que nos hace el Presidente de la República, que nos insta a buscar un acuerdo en común y espero que llegue a puerto, que tenga éxito este proceso de diálogo entre las distintas fuerzas políticas“, sostuvo.

“También hay insumos que llegan desde expertos, académicos constitucionalistas, también hay conversaciones con la Democracia Cristiana que está haciendo un esfuerzo por levantar su propias propuestas”, añadió el frenteamplista, señalando que “todo el mundo del Apruebo tiene que estar disponible a cómo dar certezas a la ciudadanía”. 

Por su parte, la timonel de la Federación Regionalista Verde Social, Flavia Torrealba, se aventuró a mencionar algunos puntos de la propuesta de Constitución que pueden ser objeto de consenso en cuanto a modificaciones. “Tal vez en sistema político hay que hacer algunas precisiones en torno a los plazos y la reelección inmediata del Presidente y en materia judicial, en torno a cómo se compone el sistema judicial, el Consejo Superior y algunas cuestiones como las Habeas Corpus o los recursos de protección”, indicó.

Pero desde la vereda comunista, su timonel Guillermo Teillier, mantuvo un hermetismo respecto a modificaciones y reformas al texto constitucional, instando a garantizar un “mejor perfilamiento”, en materias puntuales. “Yo creo que el texto de la nueva Constitución es bueno, lo valoro muchísimo, es un gran trabajo entonces estas cosas puntuales, claro que estamos por perfilarlas mejor, aclararlas”, señaló.

“También quiero decir que, antes que se apruebe una Constitución es difícil reformarla si no está aprobada y además que nosotros -cuidado- los presidentes de los partidos no tenemos la potestades para favorecer una reforma que es un proceso mucho más profundo que está toda la ciudadanía de nuestro país involucrado”, agregó.

Un posición que reafirmó el diputado Boris Barrera (PC) en su paso por la sede de Gobierno este lunes. “Nosotros estamos de acuerdo con el texto constitucional. O sea nuestros convencionales trabajaron mucho en eso y de manera transversal, por lo tanto no creemos que haya que hacer modificaciones, más bien creo que hay que trabajar sobre lo específico y eso nosotros tenemos la Constitución, a través de normas transitorias, nos obliga a legislar después que sea aprobada la nueva Constitución, así que creo que si necesitan los demás partidos, los demás conglomerados, algo más específico, yo creo que en eso están los Presidentes en este momento”, afirmó.

Pero dicha perspectiva no resonó en el Partido Socialista. Si bien su timonel, Paulina Vodanovic, aseguró que “nuestra voluntad política es tener una propuesta como partidos de Gobierno más allá de cada coalición, y vamos a dejar todos nuestros esfuerzos para ello”, un grupo de diputados y diputadas de la tienda envió un potente guiño a la vía de reformas, al sostener una reunión con el expresidente Lagos, quien ha puesto su énfasis en la continuidad del proceso constituyente posterior al 4 de septiembre.

“Creemos claramente que la mejor opción, desde nuestro mundo, es el Apruebo, pero no sirve un Apruebo a secas. Hoy día estamos trabajando en conjunto con la bancada del Partido Socialista, tanto con senadores como diputados del partido, con el Socialismo Democrático, algunas propuestas de mejora al texto constitucional. Varias de las mejoras que nosotros planteamos fueron planteadas por el Presidente Lagos, el tema del sistema judicial, el tema del sistema político, el tema de aquellas facultades privativa del Presidente de la República sobre todo en materia de gasto, es decir, tenemos muchas coincidencias”, relevó el jefe de bancada de los diputados PS, Marcos Ilabaca.

Consultado por estos contrastes, el diputado y líder de Acción Humanista, Tomás Hirsch, descartó que se estén acrecentando las diferencias entre Socialismo Democrático y Apruebo Dignidad.  “Creo que es parte de las conversaciones que estamos teniendo. Estamos teniendo un intenso cronograma de conversación entre los partidos políticos, están avanzando bien, esa es mi impresión pero por supuesto que cada partido ha llegado con su mirada, con su posiciones”, afirmó.

“Nosotros creemos también, como Acción Humanista, que lo más importante es pensar cómo vamos a implementar la nueva Constitución, es decir hoy día tenemos que dedicarnos a que gane el Apruebo, una vez que gane el Apruebo tenemos que ver cómo implementamos para que esas leyes que la gente está esperando puedan avanzar lo más rápido posible y por cierto concordar cuáles son las modificaciones que creemos que pueden mejorar el proyecto y la propuesta constitucional, y en ese plano estamos conversando, entonces claro llegan distintos planteamientos, de poner el acento en un acuerdo común, de poner el acento más bien en dos acuerdos, marcar la implementación, pero yo creo que aquí a un par de días más tendremos una propuesta común que le presentaremos al país”, aventuró.

 Los costos de Boric

Si bien el acuerdo para potenciales reformas, modificaciones o bajadas legislativas respecto a la propuesta de Constitución es una materia sobre la cual los partidos oficialistas continuarán negociando en el marco de esta semana, de frustrarse un entendimiento entre ambas coaliciones, el Presidente Gabriel Boric puede resultar debilitado, considerando que el Mandatario no solo aseguró que el acuerdo era viable entre Socialismo Democrático y Apruebo Dignidad, sino que instó al oficialismo a arribar al mismo.

“Yo no veo una dificultad para llegar a un acuerdo. Creo que se está dando un debate que enriquece y donde hay consenso, transversal entre quienes quieren una nueva Constitución, de que el proyecto se puede mejorar”, sostuvo el jefe de Estado hace una semana.

Consultado por la materia desde Colombia, Boric volvió a depositar su confianza en los colectivos. “Los partidos están en conversaciones, no me cabe ninguna duda que van a llegar a buen puerto para asegurar la certidumbre de la continuidad del proceso constituyente que estamos llevando a cabo en nuestro país, del cual efectivamente hay expectación en América Latina y el cual pase lo que pase el 4 de septiembre, nosotros como Gobierno vamos a buscar la unidad de Chile y el proceso constituyente debe consolidarse”, sostuvo.

En ello agregó que “hay un consenso en nuestro país: la Constitución actual está agotada y defenestrada, por lo tanto no me cabe ninguna duda de que como sociedad vamos a llegar a todos los acuerdos que sean necesarios, como demostramos en el momento más difícil que ha vivido nuestra República en los últimos años, en 2019 para poder sacar adelante las reformas que sean necesarias que aseguren un espacio de encuentro para los chilenos”.

En ello, el Gobierno ha dejado a los partidos llevar la pauta del acuerdo, de modo que el ministro Segpres, Giorgio Jackson, ya no asumirá un papel protagónico en el mismo. Al respecto, la ministra vocera de Gobierno, Camila Vallejo, diferenció las responsabilidades que recaen sobre Jackson con el consenso al que debe arribar el oficialismo, indicando que están “las conversaciones que orientan a acuerdos y eso le corresponde a los partidos”.

Consultada por la estrategia a desplegar en el caso que las colectividades no lleguen a un acuerdo, Vallejo afirmó que el Ejecutivo ha barajado el escenario. No obstante dijo tener confianza en el diálogo que se está desarrollando en el oficialismo.

Piano piano, nosotros siempre estamos evaluando todos los escenarios obviamente. Consideramos que es bueno que los partidos conversen, que dialoguen, que fijen posiciones comunes sobre todo porque son partidos oficialistas y nos importa mucho como Gobierno que esos espacios se den y que no gobernamos solos, también gobernamos con el Congreso, con distintos sectores políticos y también con la sociedad civil, en la medida que avanzamos con más acuerdos mejor para el país, y estaremos evaluando”.

Nosotros tenemos harta confianza en las voluntades, en las disposiciones y tampoco estamos aquí ni para hacer obligaciones ni imposiciones. Creemos que hay un curso que está desarrollándose de conversaciones y lo vemos de manera muy positiva“, añadió.

Síguenos en